Para EntenderPolítica y Sociedad

Las 5 medidas de austeridad anunciadas por el INE

Aunque anunciaron la cancelación de su nueva sede, los consejeros electorales se quedarán con los equipos Iphone 7 Plus que pidieron. Conoce en qué consiste esta austeridad.

12-01-2017, 11:33:55 AM
En medio del clima de protestas por el alza en los precios de las gasolinas y el impacto que tendrá en la canasta básica alimentaria y no alimentaria, los consejeros del Instituto Nacional Electoral decidió hacer un ejercicio de austeridad y regresaron los recursos que se tenían destinados para construir sus nuevas instalaciones que estarían conformadas por dos torres y un conjunto arquitectónico con un costo estimado en 1,070 millones de pesos.
“El INE pone a disposición de las autoridades hacendarias de la Federación ese dinero para que tenga el destino que sea determinado por las mismas y, en su caso, sea definida su nueva asignación en áreas prioritarias de gasto del Estado”, dijo el organismo en un comunicado.
Además de regresar el presupuesto destinado a la nueva sede de Viaducto y Tlalpan, los consejeros electorales anunciaron que aunque se quedarán con los equipos Iphone 7 Plus que pidieron, pagarán de su bolsa el servicio de telefonía celular y se reducirán un 10% sus remuneraciones.
“Las consejeras y consejeros del INE entendemos que la situación actual de la economía del país exige que, por ahora, se reconsidere el destino de esos recursos (…) De manera adicional, para contribuir a la política de austeridad en el gasto, se ha decidido que las remuneraciones de los consejeros electorales y de los integrantes de la Junta General Ejecutiva ampliada se reduzcan 10%“, informó el organismo.
El consejero presidente, Lorenzo Córdova comentó que el Instituto continuará la etapa de planeación del proyecto que ya se encuentra en curso, consistente en la elaboración del proyecto ejecutivo del proyecto inmobiliario para que pueda llevarse a cabo en un futuro la construcción, cuando el contexto económico del país sea propicio.
El INE considera que la construcción de las nuevas instalaciones tiene como propósito el ahorro de recursos públicos que se vienen erogando desde hace décadas en el pago de rentas de oficinas en la Ciudad de México para alcanzar un ahorro que, de manera directa e indirecta, ascienden a más de 100 millones de pesos al año.
De lo que no se desistieron los consejeros es en los montos asignados para gasto en gasolina de automóviles oficiales, sin embargo informaron que se hará una revisión de la política de uso de los vehículos y que no se incrementarán los bonos para combustible.
“El INE hará público el ejercicio de su presupuesto cada trimestre; esto es, durante el propio ejercicio fiscal y no hasta su conclusión, se dará cuenta puntual de cómo se utilizan los recursos públicos que recibe”, dijo.
Para el Instituto Electoral, México vive una coyuntura histórica difícil y compleja que afecta al desempeño de la economía, al bienestar de la sociedad, a la credibilidad de sus instituciones públicas y que alimenta un extendido malestar social.
Hace unos días se dio a conocer que los encargados de organizar y vigilar las elecciones se asignaron megaprestaciones por un monto de 556,413 pesos por concepto de “gratificación de fin de año”, un aumento en su sueldo mensual, nuevos equipos de telefonía y gastos por alimentación equivalentes a cinco meses de salario mínimo de un trabajador promedio.
De acuerdo con la Estructura Ocupacional 2017 del INE, el aumento representa 83,671 pesos más en comparación de los 472,742 pesos que recibieron por el mismo concepto al cierre de 2016 y que según las Bases del Presupuesto, los consejeros actualizaron en 3.2% sus percepciones, de modo que de ganar 177,466 pesos, ahora percibirán 183,398 pesos mensuales.
El Manual de Percepciones para los Servidores Públicos de Mando del Instituto 2016, (aún vigente), permitirá a los consejeros disponer de beneficios como auto, chofer, telefonía celular y gastos de alimentación.

Las medidas de austeridad propuestas por el INE

1. Cancelan nuevas instalaciones. El Instituto suspendió la construcción de las instalaciones proyectadas en sus oficinas centrales en Viaducto Tlalpan con un monto de 1,070 millones de pesos, sin embargo se concluirá la etapa de planeación ya en curso del plan de inversión inmobiliaria, consistente en la elaboración del Proyecto Ejecutivo de las nuevas instalaciones.
2. Reducción de sueldos. Los consejeros electorales afirman que para contribuir a la política de austeridad en el gasto, se ha decidido que las remuneraciones de consejeros e integrantes de la Junta General Ejecutiva ampliada se reduzcan 10%, con independencia de que las remuneraciones no han tenido ningún incremento nominal en los últimos cinco años.
3. Telefonía celular. Los consejeros electorales y los integrantes de la Junta General Ejecutiva renuncian a la prestación de telefonía, asumiendo cada uno de ellos, desde ahora, los gastos por ese concepto y que para sus nuevos equipos iPhone 7 Plus de Apple contenían un consumo de hasta 3,000 pesos mensuales.
4. Trasparencia presupuestal. El organismo electoral estima que para reforzar la política de transparencia y rendición de cuentas, hará público el ejercicio de su presupuesto cada trimestre; esto es, durante el propio ejercicio fiscal y no hasta su conclusión, se dará cuenta puntual de cómo se utilizan los recursos públicos que recibe.
5. Beneficios adicionales. La Junta General Ejecutiva del Instituto asegura que hará una profunda revisión de la política de uso de los vehículos oficiales y, además, a pesar del aumento en los precios del combustible, en el Instituto no se incrementaran los montos asignados para gasto de gasolina en todos esos vehículos.

Relacionadas

Comentarios