HistoriasNegocios

La apuesta de Aramburuzabala en los centros comerciales

Abilia, empresa subsidiaria de Tresalia Capital que encabeza una de las mujeres más acaudaladas del país, participa en la construcción y operación de centros comerciales que podrían engrosar su cartera.

16-11-2016, 7:02:54 AM
La apuesta de Aramburuzabala en los centros comerciales
José Roberto Arteaga

María Asunción Aramburuzabala Larregui cree que existen negocios que aún pueden crecer en México. Los centros comerciales son una de las apuestas de la firma Abilia, en donde participa la empresaria mexicana.

“Nosotros consideramos que siguen habiendo oportunidades interesantes, porque consideramos que para poder competir no podemos hacer más de lo mismo… sino también tenemos competir con el concepto, comodidad y una mezcla de inquilinos que provea una experiencia distinta a las personas”, asegura en entrevista Luis Cantú, director de operaciones de Centros Comerciales de Abilia.

El objetivo de la firma, propiedad de una de las mujeres más acaudaladas del país, es revitalizar el sector de los centros comerciales que fueron construidos a partir de 1980 y ser una oferta competitiva frente a los nuevos desarrollos que se han puesto en funcionamiento en los últimos cinco años.

En la actualidad, la firma inmobiliaria cuenta con un desarrollo comercial en Querétaro de casi 200,000 metros cuadrados totales de construcción, el cual iniciará operaciones en marzo próximo. Asimismo, también construye un proyecto en el centro de la Ciudad de México, con 55,000 metros cuadrados totales de edificación, el cual será abierto en 2018.

Modernidad y una combinación adecuada de establecimientos son parte de la estrategia para construir y operar centros comerciales en México por parte de la firma.

Marcas como H&M, Forever 21, cuatro conceptos de Grupo Inditex, como es Zara, Cinépolis, Sears y Sanborns son las que han sido atraídas por las nuevas instalaciones que construye Abilia.

En Estados Unidos, existen 22 pies de centros comerciales por habitantes y en México hay dos, por lo que hay un área de oportunidad para el país. “Existe un potencial para duplicar y hasta triplicar el número total de metros cuadrados de espacios comerciales que existen en México”, asegura el ejecutivo.

La zona metropolitana de Guadalajara, Monterrey, Puebla, Veracruz y Ciudad de México son las zonas que seducen al equipo de Aramburuzabala para abrir nuevos centros comerciales.

Un negocio reciente

La división de Centros Comerciales es la más reciente que se ha creado en Abilia, firma subsidiaria de Tresalia Capital.

Abilia nació en 1991 y, hoy, desarrolla 15 proyectos de gran escala en segmentos residencial, corporativo, comercial y usos mixtos, lo cuales suman más de tres millones de metros cuadrados construidos en la República Mexicana. Una empresa de tamaño considerable.

Al principio, los centros comerciales no eran un negocio que despertara el interés del grupo inmobiliario. Sin embargo, la construcción y venta de un espacio comercial en el desarrollo de Parques Polanco les permitió darse cuenta de la importancia del floreciente segmento.

Así que, a partir del desarrollo de Latitud La Victoria y Latitud Providencia, en Querétaro y Guadalajara, la empresa decidió tomar las riendas en el desarrollo y operación de centros comerciales,

La división nacida en 2011, cuenta con cerca de 20 por ciento del grueso de las inversiones de Abilia enfocadas en el desarrollo de centros comerciales, y se espera que en un futuro este porcentaje logre escalar a un 30 o 35 por ciento.

La demanda de nuevos centros comerciales se encuentra impulsada por el crecimiento demográfico y la entrada de los jóvenes mexicanos a una edad productiva que les permite tener un poder adquisitivo más elevado.

Latitud Polanco es un proyecto de Abilia que ya contempla el desarrollo de espacios inmobiliarios de uso mixto, es decir, construcciones que integran centro comercial, zona habitacional y oficinas en un mismo espacio de construcción. Este desarrollo integrará a 2,000 empleados que laborarán las instalaciones corporativas.

El desarrollo de usos mixtos es una opción que Abilia seguirá explorando en los futuros desarrollos de centros comerciales. “El mercado está demandando y está exigiendo tener oportunidades cerca de donde trabaja y tener la ventaja de no desplazarse grandes distancias si quiere entretenerse y cumplir sus necesidades básicas de consumo”, dice Luis, quien se integró a Abilia en 2013.

Retos en el negocio

Las variaciones en el tipo de cambio han traído algunos retos para la firma inmobiliaria. Los precios de los materiales de construcción se encuentran en dólares, por lo que podría representar un impacto en el largo plazo.

Una ventaja frente a otros competidores es que los precios de las rentas de establecimientos se encuentran en pesos y no en la moneda estadounidense, lo que permite ser una opción competitiva cuando el peso se deprecia.

Hoy, Abilia no tiene planes de incursionar en los Fideicomisos de Inversiones en Bienes Raíces (Fibras), aunque no se descarta que en un futuro pueda analizarse esta opción.

“No estamos trabajando con el propósito de salir o sacar una Fibra, sino que estamos trabajando con un portafolio de activos de primera calidad, que podamos mantener en nuestra propiedad por un periodo prolongado”, dice Cantú.

Luis Cantú se siente emocionado y cree que este nuevo negocio de Abilia traerá nuevos éxitos para el grupo que encabeza María Asunción Aramburuzabala. “El reto no es sencillo y la responsabilidad no es pequeña.”

Relacionadas

Comentarios