Blogs + OpiniónEl Mundo

Europa: entre el terror y el nacionalismo

El atentado en Reino Unido exhibe el choque de dos posturas extremistas en los países desarrollados y los riesgos que representan para la paz.

24-03-2017, 2:52:29 PM
Atentados Londres

El muy lamentable atentado terrorista en Londres del pasado miércoles, que ya se ha atribuido el Estado Islámico yihadista, ha sido ruinmente aprovechado por líderes europeos xenófobos para reforzar sus argumentos que estigmatizan a la comunidad musulmana en su conjunto.

Nigel Farange, político británico de extrema derecha y quien fuera uno de los principales propulsores del Brexit, declaró que “el atentado demuestra cómo las políticas antimigratorias de Trump son acertadas”; por su parte, la candidata del Frente Nacional a primera ministra de Francia, Marine Le Pen, dijo en entrevista televisiva que los acontecimientos en el puente de Westminster recuerdan que “hay que controlar nuestras fronteras”; y, Beata Szydlo, primera ministra polaca argumentó que “resulta muy difícil no asociar los atentados terroristas con el tema de la inmigración.”

Lee: Marine Le Pen, la mujer que quiere imponer el estilo Trump en Europa

Precisamente, este tipo de posturas xenófobas son las que convienen a los grupos terroristas que se esparzan entre la ciudadanía europea, porque mientras el miedo sembrado por ellos decante en expresiones de aversión y estigmatización hacia toda la comunidad musulmana, entre más sectarismo y menos integración, se genera el caldo de cultivo idóneo para reclutar a jóvenes migrantes a sus filas dispuestos a inmolarse con tal de atacar al “demonio de occidente” que los rechaza.

Sin embargo, hay un dato de este atentado que Farange, Le Pen y Szydlo pasan por alto porque derrumba su postura: El atacante, Khalid Masood, era un ciudadano británico de 52 años, nacido en Kent bajo el nombre de Adrian Russell Elms y cuya conversión al fundamentalismo islámico fue ya en su etapa adulta.

Con esto se fractura el argumento de asociación directa entre la llegada de musulmanes como causa de los atentados en Europa. Más bien, dentro de las complejidades que explican la existencia de estos grupos terroristas habría que señalar la necesidad de cohabitación de discursos antagónicos que se legitiman el uno al otro: el “demonio de occidente” necesita de la islamofobia para reforzarse, y viceversa. Extremos del odio que se tocan en sutil alianza para otorgarse sentido.

Te recomendamos: Por qué los radicales están tomando el control del mundo.

Para dejar bien expuesto el peligro de los dos polos y reforzar la narrativa de la inclusión y de los valores democráticos, es necesario tomar en consideración el contexto actual del viejo continente. A 60 años de la firma de los Tratados de Roma, la Unión Europea (UE) atraviesa un proceso de reconstrucción de identidad, donde cada miembro se pregunta qué valores los unen como organización supranacional y si realmente se puede hablar de un proyecto político-económico compartido que haga frente de manera efectiva a sus problemáticas actuales sin mermar la soberanía de cada estado-nación: los rezagos de la crisis económica, la crisis de refugiados y la integración de sus inmigrantes.

Partimos, por fuerza, de la elaboración de un diagnóstico objetivo de estos tres problemas para poder obtener soluciones sensatas que nos alejen de las respuestas demagógicas y xenófobas de la extrema derecha nacionalista. Y, en este sentido, urgen mensajes que recuerden que en Irak y en Siria también han habido ataques terroristas cada vez más frecuentes —sólo en 2016 el Estado Islámico se atribuyó 1,112 atentados en los dos territorios— y, que, hasta que en estos países no finalice la guerra, ni oriente ni occidente estaremos a salvo de estos grupos fundamentalistas.  En la medida en que el pueblo europeo tome mayor consciencia de esto, logrará salvaguardar su histórica vocación humanitaria. Esperemos que así sea.

Lee también: 7 respuestas sobre ISIS y los hombres bomba.

*La autora es consultora en comunicación política y socia directora de la firma hispanomexicana Abella & Valencia (www.abellayvalencia.com)

Relacionadas

Comentarios