'; Alto Nivel
ExpressHistorias

EPN dice que no le interesa ganar una medalla de popularidad

Peña Nieto desestimó que los bajos niveles de popularidad de su administración se deban a los escándalos de la llamada Casa Blanca o al departamento de su esposa en Miami.

16-08-2016, 1:38:22 PM
EPN dice que no le interesa ganar una medalla de popularidad
Altonivel

Enrique Peña Nieto, presidente de México, aseguró que no le afecta la caída en los índices de popularidad de su gestión por los escándalos que se han suscitado en la actual administración federal.

“Desde que asumí la responsabilidad de ser presidente de México, tengo claro que no llegué aquí para ganarme una medalla por la popularidad. Si así hubiese sido, entonces hubiese dejado de hacer los cambios, las transformaciones que el país necesita”, dijo Peña Nieto en una entrevista concedida al periodista Joaquín López-Dóriga y transmitida en Televisa.

“Yo entiendo que hacer estos ajustes, que hacer estas reformas, a veces es ir contra grupos de interés, es combatir resistencias, privilegios que se habían anidado ya en el antiguo modelo y en los paradigmas o formas que teníamos en distintos ámbitos de la vida nacional: en el ámbito energético, en el ámbito hacendario, en el ámbito de las telecomunicaciones… esto evidentemente genera costos”, aseguró Peña Nieto en la entrevista que fue realizada en la residencia oficial de Los Pinos.

El jefe del Ejecutivo federal también aseguró que no existen reformas fiscales que sean populares por el hecho de dirigirse a los que más tienen, aunque sí ha permitido aliviar la necesidad del Estado de tener menor dependencia de los ingresos petroleros frente a la caída de los precios de los energéticos.

“No estoy trabajando aquí por popularidad”, insistió Peña Nieto.

El mandatario mexicano desestimó que los bajos niveles de popularidad de su administración se deban a los escándalos de la llamada Casa Blanca o al departamento de su esposa, Angélica Rivera, en Miami, sino que—asegura—se debe a la aprobación de las reformas estructurales que se han aprobado y que ha ido en contra de ciertos grupos de interés.

Peña Nieto aseguró que en el caso de la Casa Blanca no se trató de una ilegalidad, sino de un tema de percepción. “Ofrecí una disculpa por lo mucho que este tema afectó la credibilidad del gobierno y de las instituciones (…) Si me preguntaras si lo hubiese hecho distinto, la respuesta es sí, porque no solo se trata de actuar con apego a la legalidad, sino es cuestión de percepción”, dijo a López Dóriga.

El presidente aseguró que su esposa rescindió el contrato, por lo que ya no tienen la propiedad, ubicada en Lomas de Chapultepec.

Sin embargo, un reportaje reciente de The Guardian señaló que la esposa del presidente ocupaba un inmueble junto a un departamento que ella había comprado en Miami. El texto argumenta que el inmueble era propiedad de Ricardo Pierdant, al que señalan como un contratista interesado en hacer negocios con el gobierno mexicano.

Peña Nieto dijo que era falso que su esposa tuviera ese departamento, aunque admitió que su familia sí es amiga de Pierdant, y que sí le pidieron que pagara el impuesto predial de su departamento.

“Mi esposa estaba aquí y le dijo ‘puedes cubrir el impuesto predial’. Le pidió cubrir el impuesto predial, como ocurre en una relación entre quienes son amigos y vecinos”, dijo.

Logros legales y económicos

El presidente Peña Nieto señaló que hay dos elementos que su gobierno ha impulsado: El sistema nacional de transparencia, que exige que todos los poderes del Estado, sean sujetos obligados a informar en qué aplican los recursos públicos que reciben, y el Sistema Nacional Anticorrupción.

“Estos mecanismos marcarán un antes y después, que obligan a la transparencia. Estoy muy consciente de esta percepción generalizada de que tenemos un grave problema de corrupción”, dijo.

El Sistema Nacional Anticorrupción ha sido severamente cuestionado por empresarios y sociedad civil, en particular en lo referente a la Ley 3 de 3, que buscaba que todo servidor público hiciera sus declaraciones patrimonial, fiscal y de intereses. Al final, este sistema fue aprobado sin hacer obligatoria la 3 de 3.

Los logros de las reformas estructurales son tangibles, de acuerdo con el presidente mexicano. Peña Nieto aseguró que en lo que va de su mandato se han generado más de dos millones de empleos en el país, cifra que, dijo, no se han generado en el mismo tiempo de otras administraciones federales.

La inflación baja y los niveles de consumo son los ejemplos que el priista ofreció como ejemplos de los logros obtenidos por la actual presidencia del país.

Fuerza pública vs la CNTE

Respecto a la reforma educativa, Enrique Peña Nieto dice que no será derogada o modificada. “La reforma educativa no se cancela y menos habremos de claudicar en la implementación de la misma. Llegar a eso, pensar en eso sería realmente  condenar a la niñez y a la juventud de México a que tenga una formación verdaderamente pobre”.

Sin embargo, el abogado por la Universidad Panamericana dijo que no se debe confundir la decisión del gobierno de abrir el diálogo con grupos inconformes por la reforma educativa, como es el caso de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE),  con la convicción de implementar los cambios en materia educativa.

El gobierno agotará los espacios de diálogo, pero no duda en actuar con la fuerza del Estado para poner orden en donde se ha perdido la armonía social, explicó el mandatario, quien descartó remover al titular de la Secretaría de Gobernación o al de la Secretaría de Educación Pública,

Peña Nieto fue enfático: “El gobierno de la República no tendrá reparo alguno, no tendrá reserva alguna, en recurrir al uso de la fuerza pública para poner orden y, sobre todo, para hacer valer el estado de derecho”.

Relacionadas

Comentarios