HistoriasTecnología

El estudiante mexicano que diseñará autos de la Fórmula 1

A sus 24 años, Alexandros Paleologos fue seleccionado para trabajar junto a los ingenieros y diseñadores del circuito más grande del automovilismo. Te contamos su historia.

29-03-2017, 6:40:37 AM
alexandros paleologos

La primera vez que Alexandros Paleologos vio y escuchó un auto de la Fórmula 1 se le puso “la piel de gallina” al escuchar el motor. A sus 24 años aún tiene fresco ese recuerdo, y a partir de los próximos meses podrá ser parte del recuerdo de muchos jóvenes más, cuando comience su estancia de un año como parte del equipo de ingenieros que trabajarán en el máximo circuito del automovilismo.

Todo empezó a los ocho años, recuerda el joven, cuando nació su pasión por los autos, un gusto heredado de su padre. Desde entonces quería ser piloto, pero, debido a una posición económica no tan favorable, la ambición no se logró.

Después, a los 14 años, se acercó a trabajar por primera vez a un taller mecánico en donde se armaban autos de tipo tubular. Entonces Alexandros residía en Guatemala.

“Luego trabajé en otro taller armando coches tipo fórmula con motores rotativos y posterior a eso mi elección natural fue empezar una carrera en Ingeniería y Diseño Automotriz”, cuenta el mexicano de ascendencia griega.

Hace unas semanas, Alexandros asistió a las pruebas, en Barcelona, del nuevo motor de la escudería Renault Sport F1, cuyas conclusiones y adecuaciones son confidenciales y de lo que sólo se puede ver un video de unos cuantos segundos.

El Fórmula 1 vibra como ronquido de dragón, un dragón amarillo cuya aceleración provoca enseguida un shot de adrenalina.

Infiniti Engineering Academy

En 2014, Alexandros ingresó becado al Tec de Monterrey campus Estado de México. Cuando cursaba el cuarto semestre se enteró de la convocatoria para el Infiniti Engineering Academy, el concurso en el que se selecciona a un estudiante de ingeniería a nivel nacional para trabajar durante un año en el automovilismo de más alto nivel (seis meses en los headquarters de Infiniti y seis más en el equipo Renault Sport F1).

Paleologos fue seleccionado entre más de 1350 aspirantes. Llegó a Londres hace cuatro meses y hace unos días estuvo de paso en México para asistir al lanzamiento de la edición 2017 de Infiniti Engineering Academy.

“La industria automotriz apunta hacia un cambio tecnológico muy alto. Estamos incorporando nuevas formas de propulsión, como la eléctrica y la híbrida. Se habla de nuevos campos de conectividad, con dispositivos que interactúen con el conductor y pasajeros, e incluso con otros vehículos, y está tomando un auge importante la conducción autónoma”, dice Philipp Heldt –director general de Infiniti Latinomérica– a Alto Nivel cuando se le pregunta en qué trabaja la industria en estos días.

Ahí es donde entra la visión joven, el aporte de las nuevas generaciones y la búsqueda, por parte de las grandes automotrices, del talento que está por despuntar.

“Ha sido un gran reto para mí asimilar la cultura de trabajo y los conocimientos, y luego aportar mis ideas, para decir orgullosamente que pronto habrá piezas que yo diseñé en los vehículos de producción Infiniti y quizá algún día en un Fórmula 1”, reconoce Paleologos en entrevista con Alto Nivel.

Philipp Heldt destaca que el interés por el automovilismo ha ido en aumento en el país, a partir del regreso del Gran Premio de México y del enorme mercado que representa para las principales automotrices del mundo.

“México es un país muy afín al coche. Se ha desarrollado muy fuerte el sector automotriz con cifras de 1.6 millones de autos vendidos el año pasado y un segmento premium que alcanza las 60 mil unidades adquiridas en 2016”, explica el directivo de Infiniti, firma creada por Nissan que llegó en 2012 al país y que rápidamente se ha establecido en el quinto lugar en ventas entre las marcas de autos de lujo.

Ante una visión global como la de Infiniti y otras grandes compañías del mundo del automotor, las aptitudes que se requieren para llegar a las grandes ligas también se amplían.

De acuerdo con Heldt y con el mismo Alexandros, esto es lo que requieren los nuevos talentos para triunfar en la ingeniería internacional:

Preparación académica: una base de conocimientos teóricos sólida es la piedra angular para afrontar este reto.

Habilidades de comunicación: los adelantos del mundo automotriz implican el conocimiento multidisciplinario y una serie de departamentos con quienes se debe estar en constante retroalimentación.

Fácil integración: las grandes firmas de autos son empresas globales, en donde se requiere gente que trabaje bien en ambientes multiculturales.

Apertura: no sólo saber comunicar es bueno, sino también escuchar y mantener apertura a una gran diversidad de puntos de vista.

Pasión: amor por los autos y el perfeccionamiento del trabajo. Si no lo hay es mejor no intenartlo.

Relacionadas

Comentarios