Estilo de VidaHistorias

El ABC del Motocross

Dominar terrenos difíciles, pedregosos, lodo y obstáculos son el encanto de este deporte extremo.

27-01-2009, 5:00:00 PM
El ABC del Motocross
Estilo Hoy

El motocross tiene tres modalidades.


Enduro
Es una carrera de resistencia que se disputa sorteando obstáculos naturales. Se practica con motos robustas, con faros de luz, suspensión suave y un potente motor de cuatro tiempos. Las rutas enduro son las más populares a nivel recreativo, lo que no significa que sean las más sencillas. Generalmente los pilotos arrancan solos y compiten contra reloj, en cuatro categorías que se arman según los centímetros cúbicos (cc) del motor: principiantes, intermedios, avanzados y expertos. Estos últimos no pueden recibir asistencia mecánica durante la competencia, que suele ser devastadora. El Red Bull Last Man Standing es un ejemplo que ha llevado a este deporte más allá del límite.     


Supercross
Las motos aquí son ligeras y su motor de dos tiempos revoluciona a tal velocidad que el piloto depende totalmente de su técnica y agilidad para controlar el artefacto. Generalmente se corre en pistas construidas -para permitir un buen desempeño del motor-, que tienen curvas muy cerradas y rampas de todos tamaños en las que los saltos van más allá de la imaginación. En una competencia normal arrancan entre 10 y 20 máquinas, por lo que rebasar en espacios tan reducidos no es nada fácil. Aquí, la destreza del piloto para acelerar, frenar y cambiar de velocidades en décimas de segundo hace la diferencia entre ganar o perder. En pista se compite en giros, según el circuito, y en categorías de 125 cc y 250 cc para principiantes, intermedios y expertos.


El supercross es tan espectacular y los pilotos tan arriesgados, que una nueva modalidad de saltos acrobáticos se ha convertido en la reina taquillera del juego. Las glamorosas y bien remuneradas competencias de los X Games y el Red Bull X Fighters han contribuido a esta evolución, en la que la gravedad parece no existir.


Moto Trial o Trial Bike
Aquí no hay pistas, por lo menos no de tierra y lodo, ya que para esta práctica sólo se necesitan obstáculos de cualquier forma o tamaño para, literalmente, trepar sobre ellos. Esto requiere mucha técnica y equilibrio por parte del piloto. Las máquinas son delgadas: pesan sólo 72 kilogramos, y aun así su motor de dos tiempos y un solo cilindro —suficiente para sus 249.6 cc— es aguerrido como pocos.


A pesar de que la velocidad no es un factor determinante en estas pruebas, la potencia del motor se usa para ascender y mantener el equilibrio entre un juego de aceleración y frenado, que exige mucha práctica. Los pilotos no se sientan, ya que la técnica de conducción los mantiene sobre las puntas de los pies en todo momento. En las competencias los organizadores diseñan un circuito de aproximadamente dos kilómetros en el que se deben superar de 10 a 12 etapas técnicas.


Cada piloto compite contra el reloj, sumando cinco puntos como máximo según su desempeño en cada etapa, en las que hay muchas descalificaciones. Las caídas, el apoyo de los pies sobre la pista o si las ruedas dejan de girar en cualquier momento equivale a una descalificación, con lo que el juego se complica. Además, hay un tiempo límite para superar cada etapa, por lo que llegar al nivel de competición en esta modalidad está reservado a un grupo selecto de pilotos.


Básicos para lo extremo
En este deporte, utilizar el equipo adecuado es condición indispensable. El traje para motocross consta de botas, rodilleras, coderas, faja, shoulders  (protectores para los hombros), goggles, guantes, pantalones, un jersey para motociclismo y el casco. El promedio de gasto, en el caso de la marca estadounidense Fox, es de $ 15 mil. Si prefieres un casco Shoei japonés o un Hebo español, un traje TgS de fabricación checa y unas botas Garne italianas, el precio podría ascender a $ 30 mil.


Con respecto a qué moto comprar, lo mejor es comenzar con una máquina mediana. Los expertos recomiendan una enduro de 125 cc, pues es mejor arrancar con las ruedas sobre la tierra. Si se trata de un modelo usado su inversión será de $ 25 a 30 mil. Siente la fuerza del motor, la estabilidad y, sobre todo, el peso de la moto. Juega con ella un par de años antes de empezar a tomarla en serio, pues desconocerla puede resultar tan peligroso como andar sin casco. Muchos piensan que máquinas japonesas como Honda, Kawasaki, Suzuki y Yamaha son las mejores, pero hay quienes prefieren marcas europeas como KTM. Sea como fuere, entre estas cinco compañías seguramente encontrarás algunas de las mejores motos del mundo.

Relacionadas

Comentarios