HistoriasTecnología

Cómo convertir una buena idea en un negocio exitoso

Ideas disruptivas, software y tecnologías de la información son las armas más poderosas para la competitividad global. Aquí tres ejemplos de organizaciones que han tenido éxito.

30-05-2016, 2:34:07 PM
Cómo convertir una buena idea en un negocio exitoso
Claudia Cerezo

De la misma forma en que el movimiento farm-to-table [de la granja a la mesa] lleva las frutas y verduras locales directamente del campo al consumidor, la empresa Dock to Dish [del muelle al plato] lleva pescados y mariscos del mar a los platos de los comensales; sin intermediarios y utilizando tecnología. 

Dock to Dish es un nuevo modelo de negocio que conecta a pescadores locales con los chefs de los mejores restaurantes de Nueva York y Los Ángeles. La idea es interesante, puesto que menos intermediarios intervienen en el proceso y se apoya a los pescadores de cada comunidad, quienes –dicho sea de paso– emplean métodos artesanales respetuosos con la ecología. Nada que ver con los grandes barcos pesqueros que capturan 350 toneladas diarias mediante técnicas destructivas.

El modelo funciona así: los pescadores pactan con el restaurante la entrega de pescados y mariscos durante un periodo determinado, una semana o un mes, por ejemplo, a un precio accesible. Garantizan que el pescado será muy fresco, se habrá capturado por métodos artesanales y no habrá pasado por ningún proceso; ni siquiera de limpiado o fileteado. 

El único inconveniente es que los chefs no sabrán qué pescado recibirán, así que el menú dependerá de lo que les entreguen… y de su imaginación. 

El éxito es tal que incluso hay lista de espera por parte de los restaurantes para formar parte del programa. 

A través de una plataforma en línea, Dock to Dish se puede comunicar con los pescadores y clientes, recopilar y compartir información y rastrear con precisión el inventario. La tecnología móvil, la de nube y el análisis de grandes volúmenes de datos –lo que se conoce como big data permitieron a los creadores de Dock to Dish, un grupo de marinos veteranos, convertir rápidamente una buena idea en un negocio completamente exitoso.

3 productos exitosos de la economía colaborativa

A lo largo de la historia, transformar una idea en un nuevo producto o servicio ha sido clave en los negocios. Sin embargo, actualmente existe una diferencia importante: la tecnología ha hiperconectado al mundo, así que transformar las ideas con rapidez se vuelve crucial.

Durante el evento anual para sus clientes y socios, celebrado en diciembre pasado en Londres, el director ejecutivo de HP Enterprise (la nueva empresa de HP que atiende al mercado empresarial) y vicepresidente senior de Enterprise Group, Peter Ryan, dijo que “en la economía de las ideas (economía colaborativa) que hoy vivimos es preciso saber convertir una idea en un nuevo producto mediante tecnología (cloud, movilidad, big data y analítica) y crear nuevas experiencias. Puso como ejemplo a Uber, Salesforce y BlaBlaCar, que se han convertido en compañías digitales exitosas y cuya arma más poderosa para la competitividad global es el software y la tecnología de la información.

Todos conocemos el modelo de Uber, que aprovechó la explosión de los teléfonos inteligentes y de las aplicaciones móviles para crear un nuevo tipo de experiencia para el cliente y una nueva forma de hacer negocios en el transporte. 

Salesforce es un proveedor de servicios CRM (Administración de Relaciones con los Clientes) y otro tipo de software de negocios, que utiliza la nube para entregar sus soluciones. Es uno de los pioneros del cómputo en la nube, pues en 1999 lanzó el concepto de entrega de aplicaciones empresariales a través de una sencilla página web. Hoy es una compañía que alcanzó los 6,670 millones de dólares en ingresos durante su año fiscal 2016.

BlaBlaCar es una app que conecta a personas que buscan viajar de una ciudad a otra, compartiendo su auto y gastando menos. Eligen a sus “acompañantes” entre perfiles con información validada y reseñas de otros usuarios que BlaBlaCar revisó  previamente. Los usuarios son estudiantes, turistas, familias, parejas y profesionistas, que quieren viajar más, compartir y ahorrar. Es un éxito en Europa, pero ya opera en México. 

De acuerdo con Vincent Rosso, cofundador y director general de BlaBlaCar en España y Portugal, además de la tecnología el modelo aprovecha una tendencia global: los millennials ya no quieren automóviles, pues saben que hay otras fórmulas para moverse. “Esos cambios en la sociedad están impulsados por la tecnología, pero también se está dando un cambio de comportamiento en las nuevas generaciones”, dice.

El Servicio Civil del Reino Unido es otro ejemplo de la economía de la ideas, pero en el mundo de la administración pública. HP Enterprise le ayudó en su transformación digital.

Este es un extracto del texto que el autor escribió para Alto Nivel y que podrás consultar completo en la edición impresa de mayo. Busca tu ejemplar en los principales puntos de venta, suscríbete en línea o descarga la revista digital. Sigue nuestra conversación en Twitter y Facebook.

Relacionadas

Comentarios