Economía y FinanzasHistorias

El alcalde que logró bajar el precio de la gasolina en Colima

Rafael Mendoza Godínez, presidente municipal de Cuauhtémoc, logró un acuerdo con cinco empresarios de la entidad para frenar el alza del precio de la gasolina. Nos cuenta cómo logró la hazaña que benefició, principalmente, a la actividad agrícola de la región.

17-01-2017, 6:35:32 AM

Esa mañana de diciembre, Rafael Mendoza Godínez se enteró de la noticia a más de 700 kilómetros de distancia de su hogar. El alcalde de Cuauhtémoc se encontraba en la Ciudad de México atendiendo asuntos de la entidad cuando sus más allegados le informaron que su municipio pagaría las gasolinas más caras en todo el estado, a partir del primer día de 2017.

La Comisión Reguladora de Energía (CRE) estableció para la región el litro de Magna a 16.54 pesos, la Premium a 18.40 y el Diésel a 17.68 pesos, tarifas que superaban, incluso, a las fijadas para la capital de Colima.

“Cuauhtémoc iba a ser el municipio en donde se iba a vender la gasolina y el diésel mucho más caro en comparación con todo el estado. Ahí comenzó mi preocupación”, cuenta en entrevista Rafael Mendoza Godínez.

Aprovechando su visita a la Ciudad de México, el presidente municipal decidió no quedarse cruzado de brazos y durante los últimos días de 2016 acudió a las oficinas del Servicio de Administración Tributaria (SAT) a manifestarse en contra del aumento al precio de los combustibles.

Incluso, Mendoza Godínez, compartió un video en sus redes sociales en el que aparece con una cartulina blanca con el mensaje “No al gasolinazo” exigiendo dar marcha atrás a la medida que afectaría principalmente a la actividad agrícola de la entidad.

A pesar de sus reclamos, el alcalde regresó a Cuauhtémoc con las manos vacías. Sin embargo, decidió optar por otra solución, en vista de que el gobierno federal hizo caso omiso a su petición: negociar con los empresarios de las cinco gasolineras establecidas en el municipio.

La solicitud consistió en que los empresarios debían absorber el aumento en los precios de los combustibles, lo que representaría un ahorro de hasta 50 centavos por litro para los habitantes, pero principalmente para los productores de caña de azúcar, actividad económica de la que dependen casi 2,000 familias, de acuerdo con cifras oficiales.

Aunque al inicio la labor de convencimiento no fue fácil, por los costos adicionales que implicaría para los gasolineros, el alcalde recuerda que para el 2 de enero se llevó una sorpresa.

“Ese día recibí la primera carta en respuesta a mi solicitud. Grupo Gasolinero de Occidente aceptó mantener los precios de los combustibles asignados al municipio de Colima. A esta iniciativa se sumaron el resto de los empresarios”, detalla Rafael Mendoza, quien en 2013, al desempeñarse como diputado local, votó en contra de la reforma energética.

El alcalde asegura que esta medida también se logró debido a que los empresarios se dieron cuenta que ellos serían los más perjudicados, ya que los poco más de 25,000 habitantes de la localidad irían a abastecerse a la capital, que se ubica a 10 minutos.

La pérdida más grande estaba con el sector productor de caña de azúcar, pues en Cuauhtémoc existen alrededor de 250 camiones que utilizan 15,000 litros de diésel diariamente.

 

El error

Pocos días después, Sergio Cabrera Delgado, presidente de la Onexpo Colima, declaró a medios locales que todo se había tratado de un error de la Comisión Reguladora de Energía al establecer los precios y que el presidente municipal no había frenado el impacto negativo.

“Fue un error en el municipio de Cuauhtémoc, ya que en Chihuahua hay una ciudad que se llama igual, fue error de la Comisión Reguladora de Energía”, dijo Cabrera Delgado para ColimaNoticias.

Al cuestionarle a Mendoza Godínez sobre esto, el alcalde afirmó que la CRE cometió un error cuando publicó la lista de los precios, pues confundió el municipio de Colima con uno del mismo nombre en Chihuahua.

Sin embargo, el presidente municipal se siente satisfecho con que “todo haya sido una equivocación”, porque “así no tuvimos que pagar por algo que era injusto”.

Una vez que la Comisión rectificó los precios para Cuauhtémoc, Colima, estos quedaron en 16.14 pesos para Magna, 17.90 pesos para Premium y 17.21 pesos por litro de Diésel.

Aunque el acuerdo con los empresarios gasolineros se echó para atrás cuando los precios se corrigieron, Mendoza Godínez asegura que no desistirá en tratar de mitigar los efectos negativos para el bolsillo de los habitantes de la región.

La semana pasada, el alcalde publicó en su cuenta de Facebook que en los próximos días donará su aguinaldo de 46,000 pesos para que los ciudadanos de Cuauhtémoc puedan surtirse de gasolina gratis en las cinco gasolineras del municipio.

Aunque reconoce que esta medida no evitará revertir la medida que ha generado descontento entre la sociedad a nivel nacional, Rafael Mendoza Godínez tiene un objetivo:

“Sabemos que no vamos a cambiar todo lo que está mal, pero trataremos de hacer a Cuauhtémoc un mejor lugar para vivir.”

 

Relacionadas

Comentarios