HistoriasTecnología

Movilidad, un reto a la seguridad

Cada vez más empleados pasan mayor tiempo fuera de la oficina y usa dispositivos propios para trabajar, lo cual vulnera la seguridad informática.

24-02-2011, 1:24:02 PM
Movilidad, un reto a la seguridad
Altonivel

Cada vez es más común que las oficinas se encuentren desocupadas, IDC estima que entre 11% y 49% de los empleados pasa el 31% de su tiempo fuera, ya sea porque se encuentra visitando clientes, trabajando desde su casa o de viaje ; y desde estos diversos puntos realizan actividades relacionadas con su trabajo mediante sus propios dispositivos móviles.

Bajo el esquema conocido como bring your own device en el que los empleados utilizan sus propios dispositivos para realizar su trabajo fuera de la oficina, ha puesto de relieve la necesidad de contar con mejores herramientas para el acceso y sobre todo la protección de la información que va y viene fuera de los límites físicos de la organización y del “perímetro de seguridad”.

 

Empresa segura

 

Según datos de The Competitive Intelligence Unit, en México hay poco más de 10 millones de usuarios que utilizan smartphones; estos dispositivos junto con las notebooks y tablets, ponen en alto riesgo a las empresas ya que pueden ingresar y almacenar información valiosa para las organizaciones que queda altamente vulnerable por la probabilidad de que estos equipos sean robados o extraviados. Además, hoy en día muy pocas personas usan o actualizan sus contraseñas en estos dispositivos, lo que facilita que sean hackeados.

En el estudio Consumerization of IT realizado por IDC a encargo de Unisys, se resaltó que más de 40% de los .iWorkers, trabajadores expertos en tecnologías de consumo y de información, usan la mensajería instantánea y de texto para los negocios y casi una cuarta parte utiliza blogs y comunidades profesionales en Internet para fines de negocio.

Una de las formas en que las organizaciones pueden incorporar estas tecnologías a la empresa y permitir el acceso a las aplicaciones, es que estos dispositivos que los empleados quieran utilizar para trabajo remoto, cumplan con los requerimientos de seguridad de la empresa, incluyendo uso de antivirus, firewalls y contraseñas, es decir, que sean aprobados por el departamento de sistemas.

Asimismo, las organizaciones tienen que repensar o generar nuevas políticas para definir el uso de estos dispositivos, el acceso a la información y las aplicaciones dependiendo de las actividades y habilidades del empleado, ya que no se le dará el mismo acceso a través de estos dispositivos a un directivo, que al personal de ventas o un empleado operativo.

Las políticas mencionadas también pueden incluir un plan que establezca de qué manera se apoyará a los empleados para la adquisición de dispositivos móviles, en caso de que sean necesarios para su labor diaria y los modelos previamente autorizados, ya que apenas el 30% de las empresas están pensando en implementar un programa de asignación o subsidio para financiar las compras de los trabajadores en los próximos dos años (Estudio Consumerization of IT IDC-Unisys).

“Al final del día, la incorporación de estas nuevas tecnologías en las organizaciones es responsabilidad de ambas partes, los trabajadores deben ser más conscientes y responsables, ya que transportan información sensible de la empresa y las organizaciones deben facilitar los medios a los empleados para garantizar la seguridad en el uso de estos dispositivos. No hay que perder de vista que las nuevas tecnologías son un complemento para el logro de los objetivos empresariales y para la transición a la era de la movilidad”, finalizó Francisco Farrera, Director de Tecnología, Consultoría e Integración de Soluciones, Unisys México.

Relacionadas

Comentarios