ActualidadHistorias

Teme EU colapso por baja de dólar

El gobierno de Estados Unidos considera que la economía global no está preparada para enfrentar la depreciación del dólar.

27-10-2010, 12:07:23 PM
Teme EU colapso por baja de dólar
Agencias
27 de octubre de 2010

La erosión en la confianza en el dólar es una situación que comienza a inquietar a Estados Unidos, en tanto que considera que la economía mundial no está armada para enfrentar una caída en la cotización de esta divisa internacional.

El índice de valor del dólar, en relación con el valor de las monedas de sus principales socios comerciales, aparece orientado hacia su nivel más bajo desde 1995. Además, los analistas proyectan que su valor continuará a la baja.

“El dólar está condenado a seguir cayendo”, afirmaba el lunes el diario The Wall Street Journal, según el cual, “los responsables de la Fed quieren provocar un aumento de la inflación”. En un editorial, el diario fustigó la política que consiste en reclamar la apreciación de las monedas de los países emergentes e inundar al mundo de la propia. “La devaluación del dólar no es una estrategia mundial de crecimiento”, aseveró.

La bajada del dólar conlleva una cascada de complicaciones fuera del país. El dólar sigue siendo el pilar del sistema monetario internacional. Es el objeto de compra o venta del 85% de los 4.000 billones de dólares de transacciones diarias en el mercado de cambios. Es la moneda de facturación de la mayoría de las operaciones de comercio internacional, fuera de los intercambios de la zona euro. Es la moneda del 62% de las reservas en divisas de los Estados.

Según la Fed, 580,000 millones de dólares en monedas y billetes circularon fuera de Estados Unidos en 2009.

Cualquier bajada brutal del dólar afecta la confianza de un número incalculable de actores económicos y financieros. Generalmente, una caída del billete verde hace subir la cotización del oro y es la mejor protección contra la inflación.

“La política monetaria estadounidense es elaborada en el interés de la economía estadounidense, naturalmente. ¿Cuáles son las consecuencias en el resto del mundo? Muchos dicen que eso es un problema”, dijo el sábado el director general del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn.

Paul Volcker, ex presidente de la Fed, llamó a comienzos de octubre a “mantener cierta confianza en el dólar”. “Si no, nada funcionará”, agregó en referencia a la política económica y monetaria de Estados Unidos.

La semana pasada, el titular del Banco de Inglaterra, Mervyn King, dijo temer que los actuales desórdenes sobre los tipos de cambio se degeneren. Sin cooperación, “es una cuestión de tiempo antes de que uno o varios países recurran al proteccionismo”.

En 1931, la decisión del Banco de Inglaterra de devaluar más de 20% la libra, entonces la moneda del comercio internacional, tuvo un efecto desastroso para la economía mundial.

Pero los cambistas de hoy no apuestan sobre ese asunto. “Nos parece que los mercados están en el punto de reclamar a Estados Unidos que actúe de acuerdo con sus palabras”, dijo el lunes Neil Mellor, analista del Bank of New York Mellon, al aludir a las palabras de Tim Geithner sobre un dólar fuerte.

Relacionadas

Comentarios