md_ipad md_ipad md_ipad
Actualizado a las 18:00 01/09/2014
Síguenos:

Descubre cómo negociar con tu socio

Conformar una sociedad es un gran paso para crear un negocio exitoso. Pero puede haber problemas si no sabes negociar con tus pares. Lee más.

socios_negocios

¿Sabes con quien te asocias y qué pretende personal y comercialmente?

POR: Altonivel

En términos económicos, una sociedad se define como la agrupación de personas para la realización de actividades privadas, generalmente comerciales.

Organizarse en sociedad, bien sabemos, resulta una buena forma de hacer crecer un determinado negocio, pero también existen diversos temas importantes entre los propios socios que deben ser aclarados previamente para evitar inconvenientes.

Para el éxito del negocio, es clave tener estipulado en detalle la actividad de la empresa, así como también la relación entre los socios. Un factor clave en el éxito de la aventura empresarial.

La doctora Miriam Noemí Juliani, abogada especializada en derecho comercial, analiza la relación entre los socios en el caso de aparecer un conflicto que ponga en juego las habilidades negociadoras de ambos.

En el ámbito legal, quienes responden por la sociedad son los socios. Pero, ¿quién resguarda la relación entre ellos?, ¿cómo pueden resolver distintos puntos de vista entre sí?

Según Juliani, lo primero es tener en cuenta que la actividad negociadora de la sociedad frente a terceros resulta mucho más fácil que la negociación “puertas adentro”, pues en la primera se pone en juego lo “objetivo”, mientras que en la segunda se ponen en juego cuestiones del orden “subjetivo”, como son las relaciones de los socios entre sí, donde se compatibiliza la afinidad entre ellos, las coincidencias, las diferencias y más.

Es de vital importancia la relación de socios pues al momento de negociar entre ellos se enfrentan temas o intereses comunes que deberán ser negociados debido a las distintas visiones que ambos pueden tener de un tema determinado o una distinta solución para el mismo conflicto.

En primer lugar, una forma de evitar conflictos es saber con quién deseas asociarte, no sólo en el ámbito personal sino también respecto a tu rol dentro de la sociedad.

Esta identificación es clave no sólo para aspectos legales, sino también para saber y determinar cómo serán enfocados los temas que se sometan a la negociación interna, señala la experta.

El otro paso es la negociación “en casa”, donde usualmente resulta una conversación más distendida y con una mayor predisposición a resolver los conflictos, que si se tratara de una negociación externa. Sin embargo, no se deben perder de vista los objetivos que están absolutamente relacionados con el interés empresarial más allá de la “informalidad” que quiera dársele a la reunión, indica Juliani.

Los socios no deben olvidarse de sus obligaciones dentro de la sociedad y además necesitan tener la “ductilidad” para poder interiorizarse y poder ponerse en el lugar del otro para propiciar la escucha activa entre todos.

En definitiva, “los socios no deben perder de vista los intereses comunes, que son los que finalmente constituyen la razón de ser de la sociedad”, dice Juliani.

 
www.altonivel.com.mx

comentarios