A Fondo

CDMX: 6 cambios que urgen para mejorar la calidad del aire

El Hoy No Circula temporal es una medida necesaria a corto plazo, pero hay otros problemas como la calidad de la gasolina y la tecnología vehicular que deben atenderse con urgencia.

05-04-2016, 2:02:59 PM
CDMX: 6 cambios que urgen para mejorar la calidad del aire
Xóchitl Austria

La contaminación del aire en el Valle de México generó costos por 1,600 millones de pesos en 2015, debido a la pérdida de productividad, las muertes prematuras y el ausentismo laboral, monto suficiente para financiar una nueva línea de Metrobús.

Gabriela Alarcón, directora de Desarrollo Urbano del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), y Fátima Masse, consultora del IMCO experta en temas de salud pública y desarrollo urbano, presentaron el “Análisis de una contingencia anunciada: Recomendaciones para mejorar la calidad del aire en el largo plazo” en el que revisan las principales causas de este problema y dan recomendaciones de política pública a largo plazo.

Cabe recordar que hace tres semanas, el 14 de marzo, la Comisión Ambiental Megalopolitana (CAME) declaró por primera vez en 14 años una contingencia Fase 1 en el Valle de México, lo que puso sobre la mesa la necesidad de crear una medida emergente para la verificación de autos y la aplicación que empezó este marte del Hoy No Circula temporal.

Al respecto, las expertas del IMCO reconocen que las medidas del CAME son la única opción viable de corto plazo, pero serán insuficientes (y hasta contraproducentes) si no atienden los problemas estructurales.

También puedes leer: #HoyNoCircula, ¿medida necesaria o capricho del gobierno?

Estas son las recomendaciones:

1. Mejorar la tecnología de la flota vehicular

La Semarnat debe destrabar el proceso de actualización de las normas de tecnologías (NOM042 y 044), que establecen los límites permisibles de contaminantes para los vehículos ligeros y pesados, respectivamente, y concretar la publicación de la norma emergente de verificación que se anunció en marzo.

El problema

Los vehículos “más nuevos” que se venden en México son de tecnología obsoleta y contaminante, de hecho son dos generaciones de atraso respecto a los que se venden en Estados Unidos. ¿Por qué la industria no vende automóviles con mejor tecnología? El argumento es que serían más costosos.

Por ejemplo: se usa Tier 1 para vehículos ligeros y EPA2004 para pesados, mientras que en Estados Unidos se utilizan Tier 3 y EPA2010. Esta diferencia implica que los vehículos nuevos de nuestro país emiten entre un 70% y 80% más de óxidos nitrosos (NOx) y hasta un 98% más de partículas (PM), en comparación con Estados Unidos.

Sin embargo, si se logrará la modernización de los vehículos nuevos reduciría emisiones en 80%.

2. Calidad de la gasolina

La Comisión Reguladora de Energía debe acelerar la publicación de la norma que regula la calidad de combustibles -que será parte de la norma 086 que ya existe- sobre todo en el contexto de la libre importación de gasolina.

Pemex debe usar distintivos en los puntos de venta donde se distribuye Diésel Ultra Bajo Azufre (UBA), disponible en la frontera norte y que se usa para el Metrobús en la CDMX cuyos beneficios son:

  • Ahorro de combustible entre 3 y5%
  • Reducción del 20% en emisiones contaminantes
  • Se incrementa la vida útil de las unidades en un 20%
  • Sólo contiene 15 ppm de azufre.

El problema

En México, el contenido de azufre en el diésel es de aproximadamente de 500 ppm, mientras que en Estados Unidos y la Unión Europea el promedio es de 10 a 15 ppm.

Cabe recordar que esta norma debió presentarse desde octubre de 2015.

En este sentido, IMCO también recomienda eliminar barreras a la importación de vehículos eléctricos, híbridos y a gas natural.

3. ‘Meter en cintura’ a los verificentros 

Los gobiernos estatales de la megalópolis deben aplicar la norma emergente que revise los límites de emisiones con lo que se otorga los hologramas 0 y 00, y establecer mecanismo claros de rendición para la rendición de cuentas de los verificentros.

El problema

Aunque se tiene un parque vehicular mayormente viejo, existen pocos automóviles que tiene hologramas 1 y 2, debido a la corrupción en los verificentros y porque los niveles máximos de emisiones que ponen estas normas al otorgar el holograma 0 son laxos.

4. Ampliar las alternativas de transporte

Los gobiernos estatales de la megalópolis deben aumentar la inversión destinada al transporte público y a los modos de transporte no motorizados. Además de ordenar el transporte concesionado y definir mecanismo de coordinación para integrar el transporte público de toda la zona metropolitana. Sería ideal crear una autoridad metropolitana de transporte.

La Secretaría de Comunicaciones y Transporte y Banobras deberían cofinanciar la ampliación de transporte como Metrobús y Metro en la zona conurbana, como una forma de movilidad entre estados.

El problema

El 74% del presupuesto para movilidad se destina a infraestructura para el automóvil.

Además no se ha logrado ampliar la cobertura y capacidad del transporte público de calidad (Metrobús, Metro, Suburbano) a toda la Zona Metropolitano y a que se ha hecho muy poco por ordenar al transporte concesionado (microbuses, combis).

Te recomendamos leer nuestro micrositio Un día sin auto: 4 formas de sobrevivir a la ciudad del caos

5. Revertir las reglas para promover la movilidad no motorizada

Los gobiernos debe implementar cobros por congestión en las zonas de mayor afluencia vehicular y eliminar requerimientos mínimos de estacionamientos a construcciones en zonas conectadas a redes de transporte público masivo.

El problema

Actualmente el Reglamento de Construcción de la CDMX requiere que oficinas, centros comerciales y vivienda cuenten con un estacionamiento por cada 30 m2 de construcción. Esto representó 42% del espacio construido entre 2009 y 2013.

Por ejemplo: En los edificios comerciales que se construyeron en 2014 en Polanco, Reforma e Insurgentes (1.3 millones de m2) fue necesario construir: 43, 8983 cajones de estacionamiento, equivalente a 7,700 mdp con lo cual se podría financiar:

  • 15 mil bicicletas
  • 110 km de ciclovías
  • 100 mil cajones de parquímetros
  • 20 km de calles secundarias
  • 45 km de líneas de Metrobús

6. Campañas para hacer conciencia de los riesgos

Los gobierno de megalópolis deben mejorar los mecanismo de comunicación para aumentar la percepción del riesgo; por ejemplo, ahora además de anunciar el clima se puede hacer un reporte de calidad del aire.

El problema

La sociedad sí tiene corresponsabilidad en el aumento de la contaminación pues no ha adquirido la conciencia necesaria, y esto se ve claramente en que se ignoran las medidas recomendadas por las autoridades durante las contingencias e incluso se promueven posturas opositoras que invitan a no cumplir con las medidas.

Aquí puedes consultar la presentación completa del IMCO

 

 

 

Relacionadas

Comentarios