'; Alto Nivel
ActualidadHistorias

Siria, un país en guerra y catástrofe humanitaria

El asedio de los grupos armados en territorio sirio ha traído consigo una situación humana catastrófica en dos regiones del país; mientras que Bashar al-Assad espera que el apoyo de Rusia acelere un acuerdo político.

29-03-2016, 2:29:42 PM
Siria, un país en guerra y catástrofe humanitaria

Los enfrentamientos armados en Siria continúan y  no respetan a nadie. Los representantes de las regiones de Fua y Kafr Khaya (provincia de Ildib), en territorio sirio, aseguraron que estas zonas habitadas sufren una “situación humanitaria catastrófica” por las formaciones armadas que han asediado a la población durante más de dos años.

“Los ciudadanos llaman a todas las partes implicadas para detener los bombardeos, prestar ayuda humanitaria y evacuar a numerosos enfermos y heridos, los cuales sufren dela falta asistencia médica calificada”, aseguró en un boletín informativo el Centro Ruso para la reconciliación de lados opuestos.

El organismo da cuenta de una reunión con representantes públicos de las dos zonas que han enfrentado la amenaza de los grupos armados Jabhat al-Nusra, Ahrar al-Sham y Jaysh al-Islam.

Los grupos de Jubhat al-Nusra mantienen actos de provocación en el noroeste de la provincia de Alepo. “Los militantes tomaron esfuerzos para llevar a cabo la ofensiva de Hraitan sobre las posiciones de los destacamentos de milicianos kurdos en Sheikh Maqsood después de realizar disparos de mortero. Los terroristas se retiraron a sus posiciones después de un combate de hora y media”, dijo el Centro Ruso.

En este evento, los terroristas dispararon más de 30 bombas y 14 proyectiles de fabricación propia. Dos civiles murieron y 6 resultaron heridos.

De acuerdo con la información recibida de los ciudadanos de la provincia de Alepo, más de 50 militantes y 3 camiones pesados ​​con municiones han llegado a Anadan desde el territorio turco, con el fin de reforzar las posiciones de las formaciones Jabhat al-Nusra. El fin de la guerra no es claro entre el humo de las bombas y el polvo que cubre los ojos de la población civil.

¿Un acuerdo político?

Los éxitos del ejército y el fuerte apoyo de Rusia ayudarán a acelerar un acuerdo político en la guerra civil de Siria, dijo el presidente Bashar al-Assad, mientras los aliados mantenían una ofensiva contra militantes de Estado Islámico.

Assad habló en una entrevista con la agencia de noticias rusa RIA publicada el martes, dos días después de que fuerzas del Gobierno sirio, con intenso apoyo aéreo ruso, lograron expulsar a Estado Islámico de la ciudad de Palmira.

Ese avance militar, que abrió gran parte del desierto oriental de Siria que se extiende a los bastiones de Estado Islámico en la provincia de Deir al-Zor y Raqqa, se dio tras dos semanas de conversaciones indirectas en Ginebra.

Assad dijo a RIA que la delegación del Gobierno sirio “mostró flexibilidad” en las conversaciones con la oposición “para no perder ni una sola oportunidad” para un acuerdo.

“El apoyo militar de Rusia, el apoyo provisto por los amigos de Siria y los logros militares del Ejército sirio, todo esto llevará a una aceleración de un acuerdo político, y no viceversa”, afirmó.

“No cambiamos nuestra posición antes del apoyo de Rusia o después del mismo”, agregó.

El progreso en las conversaciones ha sido lento, con el gobierno y sus opositores profundamente divididos sobre cualquier transición política, particularmente respecto a si Assad debe dejar el poder.

El enviado de la ONU, Staffan de Mistura, dice que quiere que las negociaciones aborden la “madre de todos los temas”: la transición política en Siria. Pero antes de que las conversaciones comenzaran, el Gobierno sirio dijo que el asunto de la presidencia era una línea roja. 

 

Relacionadas

Comentarios