Opinión

Dile NO a ‘papá gobierno’ y evita que sea un metiche

Los gobiernos más avanzados son los que no se entrometen en la vida privada, por el contrario, constantemente son vigilados por los ciudadanos, dice nuestro nuevo columnista Santiago Roel, fundador del Semáforo Delictivo Nacional.

23-03-2016, 10:32:27 AM
Dile NO a ‘papá gobierno’ y evita que sea un metiche
Santiago Roel+

¿En serio queremos un gobierno que nos diga que no podemos consumir sal o marihuana o cigarros o azúcar? ¿Queremos un gobierno que nos “proteja” de nosotros mismos cuando no nos puede proteger de otros?

¿Un gobierno que nos exige conductas desde su “moral”  cuando él mismo no puede conducirse con eficacia, transparencia y probidad?

¿Eso es lo que queremos los mexicanos?

Los gobiernos más avanzados son los que no se entrometen en la vida privada y por el contrario, constantemente son vigilados por los ciudadanos.

En nuestra página de Facebook Semáforo Delictivo debatimos diferentes temas con los más de 200 mil seguidores y nos sorprende que una buena parte de ellos opina que el gobierno debe cuidarnos de esto o de aquello como si fuésemos menores de edad.

¿Recuerdan el Análisis Transaccional, aquella corriente psicológica de los sesentas? Eric Berne, su creador, decía que podemos interactuar con los demás como Padre, como Hijo o como Adulto. Si nos comportamos como hijos, el de enfrente actuará como padre; por el contrario, si actuamos como padres, el de enfrente se comportará como niño. Ninguna de estas posturas es sana, la salida madura es que ambos actuemos como adultos.

Si el gobierno insiste en tratarnos como niños, tratémosle a él como a un padre ausente, prepotente, improductivo, ineficaz, despilfarrador, corrupto y mentiroso…o quizá podamos tratarlo de manera adulta: “Gracias, pero no necesito tu intromisión en mi vida privada” o “demuéstrame que eres un gobierno responsable y ábrete al escrutinio público”.

El viejo paradigma del gobierno Padre es el que toma los problemas, los trabaja en lo oscurito y nos informa de su éxito o minimiza su fracaso. Y nosotros, los ciudadanos le gritamos como hijos adolescentes que “no sirve para nada”, haga lo que haga, o nos sometemos como hijos temerosos.

El paradigma de una relación gobierno-sociedad adulta, en cambio, es: “Yo gobierno te comparto el problema y entre ambos- gobierno y ciudadanos- buscamos soluciones.”

¿Les parece bien que cambiemos esto? Pues empecemos por entender la psicología de la transacción en nuestras vidas personales y colectivas. 

*Santiago Roel es Fundador del Semáforo Delictivo Nacional, una herramienta de evaluación, de participación ciudadana y de prevención social de la violencia y la delincuencia.

Relacionadas

Comentarios