HistoriasNegocios

Por qué en México aún no crece el pago por celular

Este mercado es una novedosa alternativa, sin embargo México apenas crea la infraestructura, y avanza lentamente en pagos electrónicos.

04-03-2016, 8:52:41 AM
Por qué en México aún no crece el pago por celular
Darinka Rodríguez

En México aún estamos lejos de poder realizar pagos desde nuestro celular o con tecnología NFC (Near Field Communication) porque aún no hemos avanzado en los pagos electrónicos, según indica el quinto informe de Tendencias en medios de pago realizado por Tecnocom.

De acuerdo con el documento, el 67.9 por ciento del comercio minorista mexicano ha incorporado las tarjetas como medio de pago aceptado y se prevé que crezca 8.8 por ciento en 2016, sin embargo, la tenencia de tarjetas es de 39.7 por ciento.

“Esta disparidad ubica a la industria de pagos mexicana en una situación particular dentro de los demás países de América Latina y es una señal de la necesidad de políticas públicas para acelerar la inclusión financiera, aún hay mucho camino por recorrer en bancarización”,  dijo Verónica López, miembro de Analistas Financieros Internacionales (AFI). 

Miguel Ángel Prieto, director de Desarrollo de Negocios Corporativos de Tecnocom indicó que aunque no se tiene un registro preciso de cuántas terminales punto de venta (TPV) podrían aceptar pagos móviles este año se estima que son alrededor de 200 mil, un número relativamente bajo para un país como México.

La Asociación de Bancos de México (ABM) dio a conocer esta semana que se están desarrollando los estándares necesarios para que más comercios puedan recibir pagos con NFC.

“Por medio de la instrumentación de estas nuevas tecnologías las instituciones están en posibilidades de ofrecer nuevos e innovadores servicios a sus comercios afiliados y tarjetahabientes, lo que permitirá mayor conveniencia a los usuarios y abre la posibilidad a un mayor ámbito de posibilidades de aplicación que contribuirán a la migración de pagos en efectivo hacia medios digitales”, expuso la dependencia.

Prefieren no endeudarse 

En cuanto al número de tarjetas, el informe de Tecnocom precisa que en 2014 se contabilizaron 163 millones de tarjetas distribuidas en 134.5 millones de plásticos de débito y 28.5 millones de crédito.

Sin embargo, al momento de hacer uso de las tarjetas, los mexicanos prefirieron guardar el crédito y hacer uso de sus propios recursos, pues las compras con débito aumentaron 21 por ciento en contraste con el 5.5 por ciento de aumento en compras a crédito, detalla el documento.

Relacionadas

Comentarios