'; Alto Nivel
A Fondo

3 tesis por las que el peso está cayendo tan rápido

El peso en camino a los 20 amenaza con generar una pérdida de confianza en la moneda nacional e impactar al proceso de formación de precios.

12-02-2016, 9:56:24 AM
3 tesis por las que el peso está cayendo tan rápido
Guillermo Aboumrad, Director de Estrategias de Mercado de Finamex Casa de Bolsa

El peso mexicano se encuentra en los últimos lugares de la tabla de monedas emergentes más depreciadas contra el dólar en lo que va del año y los elementos que han explicado la devaluación no parecen que mejorarán pronto. El tipo de cambio, en camino a los 20 pesos por dólar, amenaza con generar una pérdida de confianza en la moneda nacional e impactar al proceso de formación de precios.

En esta nota exploramos algunas tesis que pudieran explicar este comportamiento. Sin embargo, independiente del resultado, apuntamos recientemente que la pérdida de confianza en la moneda nacional puede venir tanto de un deterioro de los fundamentales de crédito como de la persistencia del ritmo de depreciación del peso, en cuyo caso aumenta el riesgo inflacionario a todos los bienes y servicios de la economía y no solamente a los expuestos a bienes y servicios importados como hasta ahora.

De la lectura de la función de reacción del Banco de México (Banxico) expresada en el último comunicado inferimos que un alza preventiva de la tasa de referencia es inminente. Refiriéndose al principal riesgo al alza de la inflación, Banxico apuntó: “(que) persista la depreciación reciente de la moneda nacional o se acentúe lo cual pudiera llegar a contaminar las expectativas de inflación y conducir a aumentos de precios de los bienes no comerciables.” Nuestro escenario base ahora considera un alza de al menos 50 puntos base el próximo 18 de marzo.

El peso mexicano está en los últimos lugares de 24 monedas seleccionadas en cuanto al rendimiento en dólares de haber invertido en cada moneda. Esta son las posible explicaciones.

1.- Su uso como cobertura de posiciones

La primera tesis que se discute para explicar este resultado, es que el peso mexicano es de las monedas más líquidas de los mercados emergentes, opera libremente 24 horas al día, y por lo mismo, ante el deterioro del balance de riesgos para los mercados emergentes en general, los inversionistas lo utilizan como cobertura de posiciones en otros países exacerbando el movimiento a la baja del peso.

2.- Banxico hace atractivo irse “corto” pesos

La segunda tesis, que sería complementaria a la primera, es que las condiciones financieras del país con tasas bajas de corto plazo y libre flotación son propicias para irse “corto” la moneda.

Las posiciones cortas o irse “corto” permite a los traders obtener ganancias en un mercado a la baja o proteger las inversiones existentes, se utiliza en los mercados de derivados para mejorar la financiación.

Si observamos el retorno de la inversión en cada moneda, adicionando el retorno de los intereses de cada país estamos de hecho en el último lugar de la tabla. El riesgo de irse “corto” la moneda obviamente es el de una apreciación de la moneda, pero en un contexto global que continúa deteriorándose, esa estrategia utilizando pesos es la que más retorno ha dado.

De igual manera, la flotación del peso a diferencia de otras monedas emergentes donde los bancos centrales intervienen de manera discrecional, y en México sólo a través de reglas fijas, reduce el “costo” a los especuladores haciendo más atractivo irse “corto” pesos.

Sin duda, si tanto la tesis 1 y la 2 son ciertas, esperaríamos que cuando cambie el escenario internacional, el peso debería ser de las monedas que más rápido se apreciarían. El problema está en la temporalidad del deterioro del contexto internacional, que parece no arreglarse pronto por todas las razones que hemos expuesto en notas anteriores.

También puedes leer: Malas noticias: La volatilidad financiera se mantendrá

La persistencia del ritmo de depreciación del peso es la que amenaza con la pérdida de confianza en la moneda nacional, o en palabras del propio Banxico: “si persiste la depreciación reciente de la moneda nacional o se acentúa, pudiera llegar a contaminar las expectativas de inflación y conducir a aumentos de precios de los bienes no comerciables.” Entre más pasa el tiempo, los agentes económicos pierden esperanza de una recuperación del peso a los niveles previos, y van ajustando sus precios en consecuencia. 

3.- El deterioro es relativo a los demás países emergentes

La tercera tesis que pudiera explicar el lugar de la tabla en la que se encuentra la depreciación del peso es que los fundamentales de crédito de la economía se hayan deteriorado relativos a los demás países emergentes. No obstante, dadas las perspectivas de crecimiento de la economía, los niveles de inflación, y de deuda pública relativo a otros países emergentes y, en particular, de la región nos cuesta trabajo favorecer esta tesis como única explicación del lugar de la tabla.

Sin duda, Banxico hizo un claro llamado a fortalecer el marco macroeconómico del país y llevar a cabo los ajustes requeridos en finanzas públicas, incluyendo a Petróleos Mexicanos (Pemex). Banxico quiere prevenir un deterioro de los fundamentales de crédito de la economía mexicana ante el deterioro del balance de riesgos de la economía global. Sin embargo, los “credit default swap” a 5 años que miden el riesgo de crédito comienzan a distinguir a México con mayor deterioro que otros países emergentes en lo que va del año. 

En suma, ya sea por cualquiera de las tesis presentadas, o por una combinación de las mismas tanto la persistencia de la depreciación del tipo de cambio como el deterioro o la percepción de deterioro de los fundamentales de crédito de la economía amenazan al proceso de formación de precios.

Fortalecer los fundamentales de crédito le toca al Gobierno Federal, como anunció recientemente que tomará las medidas necesarias, y al Banco de México, evitar un detrimento de la inflación y de las expectativas inflacionarias. La Comisión de Cambios dejó pasar una oportunidad de modificar el mecanismo de intervención que pudo haber hecho más oneroso el especular contra la moneda nacional como apuntamos en su momento, entonces esperaríamos que Banxico suba su tasa de referencia pronto, y de manera preventiva. Nuestro escenario base ahora considera un alza de al menos 50 puntos base en la reunión del 18 de marzo. Destaca la depreciación del tipo de cambio que tan sólo de la última reunión de política monetaria a la fecha se ha depreciado más de un peso.

 

 

Relacionadas

Comentarios