'; Alto Nivel
ActualidadHistorias

4 claves para entender lo que sucede con el Apagón Analógico

Que si se pospone, que si “me quedo sin tele”, que si Televisa y TV Azteca libraron multas millonarias… te explicamos el estatus de la transición a la TDT en México.

16-12-2015, 10:54:57 AM
Darinka Rodríguez

El pasado 4 de diciembre, la Cámara de Diputados avaló la propuesta de aplazar el Apagón Analógico hasta el 31 de diciembre de 2016 para estaciones de baja potencia y televisoras públicas. No obstante, para muchas personas queda la duda: ¿se aplaza o no el mentado “Apagón Analógico”? La respuesta es un rotundo NO.

Para que no haya confusiones, te explicamos lo que va a suceder:

1. Modificaciones a la ley

El Apagón Analógico está contemplado en la Constitución desde 2010 por un decreto del entonces presidente, Felipe Calderón, quien propuso que la fecha definitiva sería 2015. 

Antes de eso, en 2004, Vicente Fox había señalado que el apagón debería realizarse en 2021. De haber conservado esa agenda, a tu celular le habría hecho falta espectro para datos móviles, ya que actualmente la señal de televisión abierta se transmite por frecuencias que pueden darte servicio de banda ancha.

A mediados de este año había un par de propuestas que pretendían cambiar la Carta Magna para posponer este mandato hasta 2016. Sin embargo, cambiar la Constitución es todo un relajo: requiere el voto de la Cámara de Diputados, de Senadores y de por lo menos 17 congresos locales. Esto requiere tiempo y mucho consenso político, por lo que se decidió optar por un plan B.

2. La suerte de la fea…

El plan B fue modificar el artículo decimonoveno transitorio de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión, con lo cual sólo estaciones complementarias y de baja potencia se salvan de hacer la transición a la Televisión Digital Terrestre.  

¿Suertudos? Ni tanto. De acuerdo con el Instituto Federal de Telecomunicaciones, en el país existen alrededor de 200 estaciones de baja potencia del lado del sector público y social y poco más de 300 complementarias de estaciones comerciales, las cuales entrarían en este marco regulatorio. Las estaciones de baja potencia dan servicio a aproximadamente 3 por ciento de la población, poco más de 3 millones 500 mil personas.

Aun cuando se les haya dado un “periodo de gracia” estas estaciones deberán (porque no les queda de otra) realizar las inversiones correspondientes para transmitir señales digitales, las cuales ascienden a la nada despreciable cantidad de 10 millones de pesos por cada estación, según estimaciones de expertos. 

3. Se salvan de la multa

México será el primer país de América Latina en realizar el Apagón Analógico. Y aunque es un asunto que se viene platicando desde 2004, muchas televisoras -principalmente dependientes de gobiernos estatales- no hicieron el desembolso suficiente (y en su caso, ni el intento) de cumplir con este mandato; lo cual no sólo incluye a estaciones sociales, sino a otras ligadas a televisoras de carácter comercial.

Gabriel Sosa Plata, experto en radiodifusión de la UAM, explicó que la modificación hecha por los legisladores beneficia, efectivamente, a las televisoras públicas, pero de modo paralelo se les da un “respiro” a las que sí ganan dinero con sus transmisiones. “Se supone que tenían garantizadas las inversiones y ya se vio que no, ahora con esta modificación a la ley se beneficia a las televisoras públicas pero también a las comerciales”, comentó.

Con el cambio a la ley, las grandes televisoras quedaron exentas de una multa de hasta 5 mil millones de pesos por sus “pequeñas” estaciones ayudantes. Después de todo, no fue tan mal trato…

4. Entonces, ¿para cuándo el Apagón?

Que quede claro: el apagón es IMPOSTERGABLE y sucederá de manera definitiva el 31 de diciembre de este año para todo el país. En el Distrito Federal y la zona centro, el fin de la televisión analógica será el 17 de diciembre (y tres días después también le diremos adiós a “En Familia” con Chabelo).

Si no has cambiado tu televisión analógica por una digital (o no eres de los suertudos que recibió una gratis de la SCT), no has comprado un decodificador para tu tele viejita o de plano tampoco has contratado un servicio de televisión de paga, es probable que ya no puedas seguir viendo televisión abierta.   

Sigue las recomendaciones que hace el IFT para que puedas seguir viendo tus programas favoritos. Después no digas que no te lo advertimos.

Relacionadas

Comentarios