ActualidadHistorias

‘Cada día puede ser peor’: Bachelet sobre renunciar

Desde que asumió la presidencia en marzo de 2014, la presidenta de Chile ha tenido que enfrentar 8 catástrofes y un desplome de su popularidad.

23-09-2015, 11:13:35 AM
‘Cada día puede ser peor’: Bachelet sobre renunciar
Reuters

La presidenta chilena, Michelle Bachelet, admitió el miércoles que inventó el eslogan de “cada día puede ser peor” para enfrentar la serie de catástrofes que han golpeado al país en el último año, en medio de rumores de una supuesta renuncia a su cargo.

Durante un programa de televisión de variedades de un canal privado, Bachelet se refirió a la manera en que ha debido afrontar terremotos, gigantescos incendios, erupciones volcánicas, aluviones y tsunamis desde que asumió la presidencia en marzo del año pasado.

“Yo llegué a inventar casi un eslogan: cada día puede ser peor”, dijo la mandataria al canal Mega.

La semana pasada, un terremoto de magnitud 8,3 remeció el norte y centro del país, generando un tsunami que golpeó el borde costero, dejando al menos 13 muertos y seis personas desaparecidas, además de millonarias pérdidas en el puerto de Coquimbo.

Pese a las ocho catástrofes que han azotado al país en lo que va de su mandato, Bachelet aseguró que justamente todo lo ocurrido la “tiene preparada para lo que venga”.

“Yo no tengo otra actitud sino de enfrentar las cosas (…) tampoco le sirve a nadie que me frustre”, dijo Bachelet, quien actualmente atraviesa su peor momento político, con niveles de aprobación en mínimos históricos.

La mandataria socialista, la primera en gobernar por segunda vez al país desde el retorno de la democracia, enfrenta un histórico rechazo que ha levantado rumores de una eventual renuncia y un mal estado de salud.

“Sugiero a todo el mundo que no hagan casos de rumores (…) me parece súper malo para el país que se inventen este tipo de cosas”, dijo Bachelet.

“Voy a cumplir como corresponde, estoy muy comprometida con mi país, quiero a mi país. No veo ninguna razón para renunciar”, agregó.  

La gobernante ha visto desvanecer su popularidad ante la desaceleración económica y una fuerte desconfianza de la población por la clase política, en medio de investigaciones a empresas por posible financiamiento irregular a políticos de distintas tendencias.

Junto con desmentir los rumores de una supuesta renuncia, Bachelet aprovechó de aclarar las dudas sobre su estado de salud y aseguró que está “súper buena”, aunque admitió que arrastra desde hace algunos años una hipertensión.

Relacionadas

Comentarios