HistoriasMicrositio

9 características de un equipo de alto rendimiento

No es lo mismo un grupo de alto rendimiento a uno de alto desempeño, conoce las diferencias y analiza si tus equipos cuentan con esas características.

22-09-2015, 2:13:35 PM
9 características de un equipo de alto rendimiento
Ángeles Madrigal, Directora General de Strategic Talent

Como headhunter noto que los ejecutivos nos solicitan perfiles cada vez más específicos, tanto en la parte técnica y de experiencia, como en el hecho de que empate con la organización, sobre todo para posiciones de mandos altos y medios. Entre las características más mencionadas destaca que sean líderes, hombres o mujeres, que desarrollen equipos de alto rendimiento. Pero, ¿qué es un equipo de alto rendimiento que no es de alto desempeño?

Un equipo de alto desempeño, es aquel grupo de personas dentro de una organización que tienen un objetivo claro, así como la ruta para conseguirlo; es decir, son aquellos que consiguen los resultados que se han fijado como meta. Mientras que un equipo de alto rendimiento es aquel que tiene un alto nivel de resultados, que va más allá del objetivo fijado; es un grupo de personas motivadas y con un alto grado de satisfacción.

Considerando el entorno de negocios actual, para las organizaciones es mucho más conveniente desarrollar, crear y potenciar equipos de alto rendimiento; por ello, comparto las nueve características de un equipo de alto rendimiento.

1. Compromiso

Los integrantes del equipo deben, como se dice coloquialmente, “tener puesta la camiseta”, tanto de la compañía como del grupo de trabajo. Esto maximiza la conciencia sobre la importancia de cumplir en tiempo y forma con lo acordado y, por ende, con el logro de los objetivos.

2. Cohesión

La cohesión de equipo es un proceso dinámico que se refleja en la tendencia de un grupo a unirse y permanecer unido en busca de objetivos.  Para lograr un equipo cohesionado es importante considerar:

– Grado de aceptación de los objetivos del grupo: Los resultados responden a la suma de intereses individuales.

– Comunicación efectiva: Hay buena interacción entre los miembros del equipo.

– Perseverancia ante la dificultad: Buscan soluciones a los contratiempos que pudieran presentarse.

– Estabilidad: Cuanto más tiempo han estado juntos los miembros de un equipo, es mucho más fácil que surja y se mantenga un vínculo más estrecho

3. Integración

Como bien dicen, “la unión hace la fuerza”; un equipo de alto rendimiento debe complementarse, considerando y potenciando las fortalezas, así como minimizando las áreas de oportunidad de cada uno de sus miembros.

4. Motivación

Cuanta más satisfacción y mayor entusiasmo tienen los integrantes de un equipo, mejores serán los resultados. El equipo debe sentirse orgulloso de desempeñar sus labores y hacerlas con gusto.

5. Productividad

Con productividad nos referimos a la eficacia de los integrantes del equipo para realizar sus tareas, considerando los estándares establecidos en tiempo, forma, estilo y calidad.

6. Metas específicas

Todos los miembros del equipo saben exactamente cuál es el objetivo y focalizan tiempo y esfuerzo de acuerdo con sus habilidades, para conseguir el éxito y los resultados planteados.

7. Diversidad

Es indispensable que sea un equipo multidisciplinario, integrado por diversos perfiles que aporten una visión propia que, posterior al análisis y a la integración, complementen y encajen en el planteamiento grupal.

8. Roles definidos

Tener definidos los roles específicos de cada miembro del equipo apoyará a mejorar o mantener un buen clima laboral, además de que permitirá focalizar esfuerzo, tiempo y recursos acorde con las tareas específicas de cada uno.

9. Reconocimiento

Cuando se logran los objetivos, es importante que exista una recompensa (reconocimiento) tanto como grupo, como de forma individual. Reconocer el trabajo o esfuerzo por conseguir los resultados de una manera exitosa, ayuda a mejorar el clima laboral y la unión del equipo.

En conclusión, un equipo de alto rendimiento es multidisciplinario y diverso; en él, cada uno de los miembros aporta valor acorde con su experiencia, habilidades y conocimiento. Para conformar y desarrollar un equipo de alto rendimiento, además de las cualidades de sus miembros, se necesita un líder a la cabeza. En mi próxima entrega ahondaremos en las características necesarias de un líder para crear equipos de alto desempeño.

La autora es socia y directora general de Strategic Talent, firma de consultoría en Recursos Humanos, especializada en diversidad de género, atracción y desarrollo de talento. Cuenta con más de 20 años de experiencia y es fundadora de Wo/Men[In], red de ejecutivos que impulsa el crecimiento de las mujeres y el aumento de su participación en posiciones directivas. @StrategicMexico

Relacionadas

Comentarios