'; Alto Nivel
HistoriasNegocios

Opinión: Banxico no subirá las tasas de interés

Al contrario de lo que están pidiendo algunos analistas, el Banco de México no va a subir la tasa de interés atendiendo a sospechas de inflación.

21-09-2015, 7:18:04 AM
Opinión: Banxico no subirá las tasas de interés
Jorge Arturo Monjarás, editor de Finanzas

Lo que deberá suceder hoy es que el Banco de México anuncie que dejará sin cambio su política monetaria, con un objetivo para la tasa de interés interbancaria a un día de 3%. Es decir, la tasa base de interés no subirá.

Ello debido a que los dos factores primordiales para la decisión de la Junta de Gobierno apuntan en ese sentido: la inflación al mes de agosto, reportada apenas hace dos días, asciende a 2.59%, una de las más bajas en décadas. Dos, debido a que la Reserva Federal de Estados Unidos mantuvo sin cambio su tasa de referencia, en niveles cercanos a 3%.

El comunicado que acompaña la decisión de Banxico bien podría dejarse tal cual, pues las circunstancias que describe el de agosto son prácticamente iguales. Sin embargo, hay quienes piensan que por lo menos el tono debería endurecerse, a la espera de presiones inflacionarias que ya están más cerca.

Tal vez sea lo único que pase…

Al contrario de lo que están pidiendo algunos analistas, el Banco de México no va a subir la tasa de interés atendiendo a sospechas de inflación, cuando en los hechos ésta no se ha materializado y menos ante la perspectiva de un crecimiento débil en el PIB en 2015. No se jalan las riendas antes de que se desboque el caballo.

Tampoco está claro si un alza de tasas, que restringe a la economía, podría tener influencia en el tipo de cambio, como piensan algunos, digamos que para “regresarlo” a niveles anteriores y por consecuencia eliminar presiones inflacionarias en bienes de importación.

En medio de una fuerte recesión, Brasil se ha visto obligado incrementar sus tasas de interés en 2.50 puntos, nada más durante 2015, con el objetivo de combatir su inflación, que justamente logró bajar ligeramente a 9.53% anual en agosto. Pero la paridad del real contra el dólar ha sufrido más que la del peso mexicano. Así, puede no haber una relación de causa – efecto entre tasas y tipo de cambio.

Algo que sí puede tener influencia en el largo plazo, y que fue bien recibido por las calificadoras de deuda desde el principio fue la propuesta de Presupuesto de Egresos de la Federación, que mostró la intención de esta administración de mantener la disciplina fiscal.

Los recortes, si bien se hicieron mayoritariamente en gasto de inversión, incluyen también importantes esfuerzos de eficiencia a nivel de gastos personales y otros rubros del gasto corriente. Es tal vez criticable cómo el gobierno optó por preservar los empleos de sus burócratas, hay que decirlo, y por dejar intocados los sueldos y salarios de sus más altos funcionarios.

Aún así, es muy preferible que Congreso de la Unión no meta las manos en el presupuesto y respete los niveles de déficit planteados. Lo que si puede hacer es plantear recortes importantes en su propio gasto, tratando de ir mucho más allá del seguro de gastos médicos, al que parece que todos quieren renunciar, como gesto publicitario. Podrían francamente recortar mucho más.

Relacionadas

Comentarios