'; Alto Nivel
ActualidadHistorias

Papa defiende los derechos de los migrantes

El Papa Francisco recordó que los migrantes no deben ser culpados porque son víctimas de la injusticia y generan competitividad de los países.

22-06-2015, 7:39:28 AM
Papa defiende los derechos de los migrantes
Reuters

El Papa Francisco dijo que el maltrato hacia los inmigrantes que escapan de la guerra y la injusticia “hace llorar”, durante su visita a la ciudad de Turín, en el norte de Italia, donde paró a rezar ante lo que algunos cristianos creen que es el sudario de Jesús.

En un discurso por la mañana ante miles de trabajadores y desempleados, defendió el derecho al empleo y pidió a sus oyentes que, aún en tiempos difíciles, ayuden al 10 por ciento de la población de la ciudad que vive en absoluta pobreza.

“La inmigración aumenta la competitividad, pero los inmigrantes no deben ser culpados porque son víctimas de la injusticia, de sus economías deshechas, de guerras”, dijo en un distrito obrero que fue motor del auge industrial de la posguerra.

El Papa añadió, apartándose de su texto preparado, que “hace llorar a uno el ver el espectáculo de estos días en que seres humanos son tratados como mercancía”.


El partido derechista italiano Liga Norte, que ha ganado apoyo de la gente que cree que los inmigrantes se llevan los recursos de una economía que lleva mucho tiempo paralizada, es muy fuerte en las regiones vecinas de Lombardía y Veneto.


El Pontífice ha hecho de la inmigración una prioridad de su papado. Su primer viaje en 2013 fue a la isla del sur de Italia de Lampedusa para rendir homenaje a los miles de inmigrantes que murieron intentando cruzar el Mediterráneo.

Francia y Austria han establecido controles fronterizos para los inmigrantes desde Italia, devolviendo a cientos y dejando a muchos de ellos acampados en estaciones de tren en Roma y Milán.

Programa de cuotas migratorias

El pronunciamiento del Papa Francisco se da a más de un mes de que la Comisión Europea propusoactivar un sistema temporal de cuotas para distribuir entre los estados comunitarios a los demandantes de asilo que ya están en la Unión Europa, así como un mecanismo para absorber a 20,000 refugiados de países terceros dentro de su nueva estrategia sobre inmigración.

Ambas medidas estarán regidas por un criterio de distribución que tendrá en cuenta factores como la situación económica (el PIB y la tasa de desempleo), la población y los esfuerzos realizados previamente por los estados miembros.

Las medidas buscan evitar que los inmigrantes se lancen al Mediterráneo para alcanzar las costas europeas, rescatar a los que se encuentran en dificultad en el mar y gestionar su acogida en la Unión Europea de manera más equitativa entre los Estados miembros. Pero incluso antes de ser presentado Reino Unido lo rechazó

 

 

 


 

Relacionadas

Comentarios