HistoriasMicrositio

¿Conviene un cambio de imagen cuando bajas de peso?

Dar el paso a la disminución de peso le toma a una persona entre 6 meses y un año. En ese tiempo, ¿vale la pena cambiar de imagen? El experto te lo explica.

05-06-2015, 2:05:39 PM
¿Conviene un cambio de imagen cuando bajas de peso?
David Navarro, Imagen Excellence

Todos queremos sentirnos bien con nosotros mismos al vernos al espejo, pero cuando has decidido bajar de peso, varias ideas “lógicas” vienen a tu mente en relación al tema de la ropa y tu apariencia. Y me refiero a dos ideas básicamente.

a) Aquella en la que piensas “para qué comprar ropa nueva si voy a bajar de peso”, lo analizas principalmente en el tema del dinero que gastarías ahora porque sólo te imaginas usando ropa que te va bien siendo delgado(a). Lo cual es un error.

b) Tu autoestima está de por medio. Sólo concibes la idea del resultado que deseas pero se te olvida que es un proceso en el que tú estás inmerso y serás el primero en afectarte también emocionalmente.

La mayoría concibe que el cambio de imagen (renovar tu estilo al vestir), sólo debe concebirse cuando seas delgado y la gran pregunta es: ¿eso cuándo sucederá? ¿Tienes una fecha definida? ¿En verdad tendrás una disciplina tan férrea para lograrlo en el corto o mediano plazo?

Un proceso de bajar de peso puede tardar mínimo 6 meses, 1 año o más. Subir de peso es consecuencia de tus hábitos, no de la comida en sí, por ello, el reto está en tu mente y en tu autoestima, acompañada de esa vocecita que te dice “no lo lograrás, jamás te verás como aquel hombre o como aquella mujer, tú siempre has sido así”; son estos pensamientos los que arruinan tu motivación y actitud. Varias veces lo has intentado, la gran pregunta es “¿esta vez lo lograrás?”.

¿Cómo ayuda un cambio de imagen a bajar de peso?

Pese a todas las razones lógicas que están en contra de iniciar un proceso de cambio de imagen, cuando te encuentras en un reto de bajar de peso, entra un elemento interno sumamente poderoso: tu autoestima, el grado en que te sientes digno o no de recibir un cumplido por tu físico.

Como Consultor de Imagen lo he constatado una y otra vez cuando una persona acude a mí para verse mejor y no tiene el peso ideal que desea, recupera la paz cuando aprende que la ropa con el corte correcto, el color más favorecedor para su tono de piel y los accesorios que proyectan su estilo (principalmente los zapatos) transforman su imagen aun cuando no ha llegado a su peso ideal.

Y empiezan a gustarse más cuando descubren que la ropa en verdad es determinante para lucir más delgados, ya sea porque aprenden que las prendas con estampados les agregan visualmente más volumen y que, en cambio, les favorecen más las telas lisas.

O porque observan que un color que jamás pensaron usar realmente transforma su apariencia al verse más alegres y se olvidan de vestir todo el tiempo de colores oscuros y prendas muy holgadas.

¿Un cambio de imagen mientras bajas de peso? Sí

La realidad es que la primera inversión que debes hacer es acudir con un consultor de imagen, y si deseas elegirme adelante, lo importante es que des este paso porque es el especialista del estilo y la armonía visual, conocimientos que no se logran sólo con ver una revista y decir “así me quiero vestir” y cuando adquieres las prendas no te ves así. ¿Por qué crees que sea? Porque el artista o modelo que elegiste generalmente es delgado, o bien, aunque sea alguien con sobrepeso, no tiene tu misma personalidad, profesión, estilo de vida y objetivos.

En segundo lugar necesitas que tu guardarropa sea analizado y se realice una limpieza, decirle adiós a todas aquellas prendas que no te favorecen ni por talla, estilo, color, corte y código de vestimenta (formal, Business casual y casual de fin de semana).

Después identificar las prendas que urge adquirir, no las ideales que todo guardarropa debe tener porque seguirás bajando de peso y la ropa que adquieras no debe ser la más cara, pues será transitoria, te acompañará en tu proceso y fortalecerá tu autoestima, dándote una alta dosis de motivación para continuar bajando de peso.

Te gustas más, te motivas más.

Finalmente comienza un proceso psicológico de autoaceptación pero no de conformismo, las cuales son dos cosas totalmente diferentes. Por estas razones es que un cambio de imagen comienza desde el interior, en tu mente, no en el exterior ni en la cantidad de dinero que tengas para “vestir bien”.

Invierte en ti, en tu autoestima e imagen. Será una de las mejores decisiones de tu vida, te lo garantizo.

Haz de tu imagen una herramienta de éxito.

Nos leemos pronto. Sígueme en Twitter @DaavidNavarro  www.imagenexcellence.com El
autor es consultor en Imagen Pública y Director General de Imagen
Excellence. Cuenta con más de 11 años de experiencia, en los cuales ha
capacitado a altos ejecutivos y grandes empresas en áreas de la
vestimenta de negocios, lenguaje corporal, protocolo ejecutivo y hablar
en público.

Relacionadas

Comentarios