HistoriasMicrositio

La fe como una herramienta de eficacia personal

Independientemente de tu religión, ¿alguna vez has pensado en la fe como una cualidad para tu mejor desempeño? La coach explica cómo darle ese enfoque.

01-04-2015, 8:51:25 AM
La fe como una herramienta de eficacia personal
Marcela Hernández y Hernández, Coach Empresarial y de Vida

Estamos
en plena Semana Santa e independientemente de tu religión,
hay un concepto que resulta muy valioso de rescatar: la fe y la
manera en que ésta nos puede llenar de poder para afrontar todas las
situaciones en nuestra vida.

En columnas anteriores, he tratado
diversos temas que buscan el desarrollo de competencias y distinciones
que te sean útiles tanto en tu vida laboral como personal, sin embargo,
creo que muy pocas veces nos detenemos a pensar en la fe como una
cualidad indispensable para nuestro mejor desempeño
.

La fe se
relaciona con los conceptos de seguridad y confianza hacia un ser
superior, pero también puede definirse como la creencia que no está
sustentada en pruebas. ¿De qué nos servirá tener fe? En mi opinión, la
vida es tan incierta que sin una buena dosis de fe, nos resultaría muy
difícil sobrellevarla.

4 ideas para desarrollar tu fe

1. Acciones vs. Expectativas

Tener
fe no es sentarse a esperar que las cosas sucedan o “caigan del cielo”,
por el contrario, la fe se vive con acciones que nos impulsen a seguir
avanzando hacia nuestra misión, independientemente de los obstáculos que
se interpongan, con la firme convicción de que más allá de mis
expectativas o de las pruebas que se presentan en la vida, existe un
propósito mayor a nosotros mismos.

2. Más allá de mi voluntad

La
fe es un gran remedio para la ansiedad
, cuando soltamos el control de
todas las cosas, aprendemos que no todo depende de nosotros y tenemos
claro hasta dónde topa nuestra voluntad y nuestras capacidades.

Seguramente
has experimentado situaciones que te han demostrado que el mundo no
está a tu disposición y que por muchos planes que tengas las cosas no
siempre serán como las quisieras. Eso no significa que dejes de trabajar
por conseguirlas, pero sí reducirás tu grado de frustración cuando no
suceden como esperabas.

3. La película completa

Muchas veces no entendemos aquello que nos pasa, le damos el nombre de injusticia, mala suerte, karma, castigo divino, etc. Se
dice que las cosas pasan por algo y es una de las frases más difíciles
de asimilar en medio de un problema, pero si entendiéramos que la vida
es como una película con escenas de drama, comedia, terror, romance,
etc. y que muchas de nuestras circunstancias son sólo un capítulo más de
la historia completa, confiaríamos en que el final de ésta será como
tenga que ser y nos ahorraríamos mucho sufrimiento. 

“No necesitamos una explicación para todo”. Harry Browne

4. Abraza lo desconocido

Una
persona con fe, se conduce libre y confiada ante la incertidumbre.
Maneja sus miedos a partir de la convicción de que su espalda está
cubierta. Emprende el viaje con mayor seguridad y asume sus riesgos pues
cree que el destino final lo vale. 

También puedes leer: Extermina el miedo y da el ‘salto de tu vida’

“La fe es dar el primer paso, incluso cuando no puedes ver toda la escalera”. Martin Luther King

¿Qué precio has pagado cuando no has tenido fe? ¿De qué manera la fe te ayudaría a superar un problema?

Relacionadas

Comentarios