A FondoEl Mundo

5 razones por las que vamos a extrañar a Barack Obama

Tras ocho años de ocupar la Oficina Oval, este martes Obama pronunciará su último discurso como presidente de la nación más poderosa del mundo. A días de que concluya su mandato, te hacemos un recuento de los momentos por los que será recordado.

10-01-2017, 6:35:31 AM

“Si alguien allá afuera todavía duda que Estados Unidos es el lugar donde todo es posible, que todavía duda que el sueño de nuestros padres fundadores siga vivo en nuestro tiempo, que todavía cuestiona el poder de nuestra democracia, esta noche es su respuesta”, así comenzó Barack Obama su discurso de aceptación la noche del 4 de noviembre de 2008.

Por primera vez en la historia de Estados Unidos, un afroamericano ganaba la presidencia.

Obama se centró en la guerra, en la economía, en la atención médica, en la educación y en el medio ambiente. Fueron los cinco ejes que marcó como agenda en su toma de protesta, pero también tuvo un rol muy importante en la diplomacia y la política exterior. Aquí te presentamos cuatro legados que dejará para los libros de historia.

Cuba

Diciembre de 2013. Cientos de líderes mundiales se reunieron en Johannesburgo, Sudáfrica para rendir un homenaje a la muerte de Nelson Mandela. Ese mismo día, Barack Obama y Raúl Castro, hermano de Fidel y ya entonces Presidente de Cuba se llevaron los reflectores con un saludo histórico que marcaba el inicio de una nueva era en la relación entre Estados Unidos y la isla.

Dos años después, Obama anunció el restablecimiento de relaciones diplomáticas, ordenó el izamiento de la bandera en la embajada en La Habana y unos meses después viajó a la isla, realizando la primera visita en 88 años.

Visitó La Habana, dio una conferencia de prensa histórica al lado de Raúl Castro y disfrutó de un partido de béisbol.

“Creo que va Obama va a ser uno de los presidentes más admirados a nivel internacional porque trató y logró reconstruir relaciones diplomáticas con muchos otros países”, explica Gerardo Rodríguez Sánchez-Lara, académico de la Universidad de las América en Puebla. “Fue un presidente que logró resarcir el daño en las relaciones que tuvo George W. Bush y que generaron mucho sentimiento anti americano”.

Irán e Irak

Además de Cuba, Obama será recordado por negociar un acuerdo histórico para evitar que Irán tenga la capacidad de construir un arma nuclear. Consiguió que se deshicieran de 25 mil libras de uranio enriquecido, desmontaran y retiraran dos tercios de sus centrifugadoras y la calandria de su reactor.

Después de la negociación, Irán tardaría cerca de 12 meses en construir un arma, en lugar de tres, reduciendo los peligros de una guerra nuclear.

Desde que era un legislador local en Illinois se opuso a la invasión de Irak. Cuando se incorporó al Senado en 2004 mantuvo su postura, y cuando fue candidato prometió retirar a las tropas.

No lo logró como lo prometió en campaña y se enfrentó a fuertes críticas por su estrategia de realizar un retiro gradual, lo que ocasionó otros problemas en la zona, pero logró dar por terminada la guerra iniciada por George W. Bush, y completó la misión de encontrar a Osama Bin Laden.

“Creo que después, probablemente, de John F. Kennedy y de Franklin D. Roosevelt, va a ser uno de los presidentes que deja un legado tan importante en materia de política exterior”, explica Rodríguez Sánchez-Lara. Pero agrega que este legado está fuertemente en riesgo con el arribo de Donald Trump al poder y de los Republicanos con la mayoría en las dos cámaras.

Inclusión de las minorías

No todo fue política exterior y guerra en su administración. De acuerdo a Gustavo López Montiel, profesor investigador del Tec de Monterrey, Obama fue un Presidente con una fuerte carga simbólica.

“Es el primer presidente negro de Estados Unidos”, explica. Obama llegó al poder 143 años después de que Abraham Lincoln aboliera la esclavitud y 44 años después de que Lyndon B. Johnson promulgara la Ley de Derechos Civiles, que prohibió la discriminación por motivos de raza, color, religión, sexo o nacionalidad.

Tendrían que pasar 45 años del histórico discurso de Martin Luther King, “Tengo un sueño de que un día esta nación se levante y viva el verdadero significado de su credo, que todos los hombres son creados iguales”, para que un presidente afroamericano llegara a la Casa Blanca.

Obama buscó que el racismo no fuera parte de su agenda. En distintas ocasiones ha dicho que quiere ser recordado por sus acciones y no por su color de piel, haciendo eco del discurso de Luther King, pero no le fue fácil trabajar por unificar a toda la población.

“Trabajando juntos, podemos ir más allá de nuestras viejas heridas raciales, y no tenemos más opción que eso si queremos continuar en el camino de una unión más perfecta”, declaró a mitad de la campaña presidencial en 2008, cuando fue atacado por sus detractores por no ser “suficientemente negro”.

Obama no sólo se enfocó a unir a Estados Unidos por temas de racismo, también por fomentar la inclusión de los hispanos y a la comunidad LGBT, entre otros.

Durante su gestión, la Suprema Corte de Justicia declaró la legalidad del matrimonio entre personas del mismo sexo. Una iniciativa que recibió un importante apoyo de su administración.

Obamacare

El legado más importante de Obama en política interior, concuerdan ambos entrevistados, es su reforma al sistema de salud.

“Es la cuarta oleada más importante de políticas públicas de bienestar social en la historia de Estados Unidos”, explica Gerardo Rodríguez. La primera, la Constitución y las enmiendas en el siglo XVIII. La segunda, el New Deal de Franklin D. Roosevelt; y la tercera con la política de Derechos Civiles y la consolidación del estado de bienestar con Lyndon B. Johnson.

Obamacare es el nombre común que se le ha dado a la Ley de Protección al Paciente y Cuidado de Salud Asequible. Esta reforma permite a todos los ciudadanos americanos tener acceso a un seguro de vida de calidad y reducir los costos de los servicios de salud, permitiendo que los quienes menos tienen, puedan tener acceso a un seguro de salud por parte del gobierno. Un sistema similar al Seguro Popular en México.

Obama solo tardó dos años en conseguir esta reforma, la más grande desde 1965, y por ello, los Republicanos se han enfocado ensuciar este importante legado, agrega el académico de la UDLAP.

Durante su campaña, Donald Trump declaró que revocaría esta reforma, y al ganar eligió a Tom Price, un congresista con posturas muy claras en contra de Obamacare, para dirigir el Departamento de Salud.

Es un legado importante, aunque para el académico del Tec de Monterrey, la propuesta original no se concretó, lo que se convirtió en uno de los principales puntos de vulnerabilidad, no solo del sistema de salud, sino también del propio Obama.

Acuerdo de París

Barack Obama será recordado, también, por haber negociado con éxito el Acuerdo de París, que busca reducir las emisiones de carbono y el calentamiento global en las próximas décadas. Otro de los legados que Donald Trump busca echar atrás.

Ha sido llamado el “Presidente de las redes sociales”, por ser el primero en enfocar una campaña presidencial en Twitter, Facebook y YouTube, lo que le permitió llegar a una audiencia más joven.

¿Qué dirá la historia?

Será recordado como uno de los presidentes con mejor oratoria, pero su legado está en peligro por el triunfo de Donald Trump y de los Republicanos con la mayoría en Congreso y el Senado, además de 32 legislaturas estatales y 33 gubernaturas.

Con un discurso de esperanza y su eslogan “Sí se puede” (Yes we can) Obama llegó al poder derrotando al partido de George W. Bush con una población dividida por la guerra de Irak. Alcanzó su nivel de aprobación más alto al final de su mandato, e incluso, distintos miembros de su partido deseaban que pudiera quedarse cuatro años más.

Pero ahora una nueva época comienza, el racismo y el nacionalismo se han robado los reflectores y el nuevo gobierno quiere renegociar los tratados comerciales y romper la relación con Cuba e Irán. ¿Podrá pasar Obama a la historia como uno de los mejores Presidentes de Estados Unidos?

Relacionadas

Comentarios