HistoriasManagement

5 preguntas para encontrar la raíz de tu procrastinación

Cuando pasamos para otro momento alguna actividad importante lo único que logramos es incrementar nuestra frustración y ansiedad. Descubre los motivos de tu procrastinación y cómo hacer un cambio.

22-09-2016, 3:26:46 PM
5 preguntas para encontrar la raíz de tu procrastinación
Altonivel

Dejar para mañana lo que podemos hacer hoy, es decir, postergar es una estrategia para evadir ciertas actividades que nos desagradan o nos atemorizan.

“Evadimos nuestras inseguridades, miedos y resistencias”, explica Marcela Hernández, experta en coaching ontológico y empresarial, en su espacio “Para que te caiga el 20”.

Cuando pasamos para otro momento alguna actividad lo único que logramos es incrementar nuestra frustración y ansiedad, lo cual genera un estado de estrés constante. 

La experta nos dice que para encontrar la raíz de nuestra postergación debemos hacernos estas cinco preguntas:

1.  Busca patrones de postergación. ¿Qué estás postergando? ¿Cuál es el común denominador de toda esta lista de pendientes que tienes? Puede ser que sea en la cuestión laboral, de salud,

2.  ¿Qué miedos tienes en relación al aspecto de tu vida en el que tienes más pendientes y resistencias a hacer tus actividades?

3. ¿Dónde está tu voluntad?

Hay tres razones por las que hacemos las cosas:

a) Voluntad. Lo que hacemos por pasión y porque nos hace felices.

b) Condición. Lo que hacemos por que no nos queda de otra.

c) Incentivo. Lo que hacemos porque recibimos un beneficio.

Por lo regular lo que postergamos está en lo que hacemos por condición e incentivos, de esta forma evitar que la balanza solo se incline hacia las dos últimas y sea más equilibrado.

4. ¿Eres consciente de los costos de la procrastinación para ti y para los demás?

5. ¿Qué ganancias ocultas tienes al postergar? Es común que las personas posterguen actividades porque le tienen miedo al éxito, a tener más responsabilidades.

La experta recomendó hacer los siguientes ejercicios para dejar de postergar.

1. Compartir con un tercer la actividad que debemos hacer. Si compartimos con un tercero generamos un compromiso.

2. Toma la actividad que has estado postergando y dedícale 10 minutos o  unas horas. No te pongas metas muy ambiciosas porque corres el riesgo de frustrarte antes de empezar. 

 

La autora es coach ontológico e instructora en temas de desarrollo humano y empresarial. Ha participado en diversos programas de coaching para empresas del sector financiero, salud, gobierno, manufactura, consumo, turismo y educación. www.cae-el20.com.mx

Relacionadas

Comentarios