'; Alto Nivel
HistoriasManagement

5 consejos para tomar decisiones como las grandes empresas

Ernesto Weissmann ayuda a empresas como Coca Cola, BBVA, Pfizer y otras. En entrevista nos cuenta cómo enfrentar las decisiones más complejas y sacarles provecho.

01-11-2016, 2:11:03 PM
5 consejos para tomar decisiones como las grandes empresas
Ricardo Dorantes

-¿Mis decisiones más importantes?-, se cuestiona Ernesto Weissmann, el argentino que ayuda a empresas como Coca Cola, BBVA, Petrobras, Pfizer y varios gigantes más a tomar decisiones.

“Yo creo que en términos de importancia y por el impacto que conllevan, las que tomo con mi esposa sobre cómo educamos a nuestros hijos”, contesta tras pensárselo unos segundos.

Weissmann, de 43 años, traje gris y corbata celeste, se apasionó con el tema desde que cursó en la universidad una materia llamada “Teoría de la Decisión”, en la que posteriormente participaría como ayudante de docente; hoy lidera la consultora más importante en este rubro a nivel Latinoamerica.

“Llegó un momento en el que pensé que mejor que enseñar sería ayudar a otros a decidir, sobre todo donde se decide muy mal, en las grandes empresas. Así fue como, con dos socios, que también tenían un amor por esta disciplina, fundamos Tándem, hace 10 años”, señala Weissmann en entrevista con Alto Nivel.

Su día a día implica estar cerca de grandes corporativos, como Wal Mart, Mattel y Bayer, y guiarlos en los momentos que definen sus rumbos.

“Las grandes empresas usan procesos muy robustos para decidir; yo no cargo con esa responsabilidad, nosotros trabajamos en conjunto con los clientes para ayudarles a que ellos decidan, a estructurar ese sistema, ordenarlo en etapas, brindarle confianza a quien lleve la batuta, ofrecerle claridad y, de esa forma, la decisión se toma de la mejor manera”, resumió el experto.

En tomar decisiones inteligentes y ágiles puede estar el futuro de las compañías, pues son parte de la innovación y los riesgos en los que se van a sumergir.

Para Weissmann esa es una de las lecciones que se le debe aprender a las nuevas generaciones y, en particular, a las empresas del mundo digital, las cuales han empoderado la visión de los jóvenes y han eficientado el proceso de toma de decisión.

“Las compañías digitales tienen una cultura que fomenta que la gente se anime más a participar: su forma de trabajo, más segmentada que los modelos piramidales, permite mayor rapidez en el proceso”, dice.

Así, empresas como Uber, Waze, Facebook y Google lanzan con mayor rapidez sus productos y dan la impresión de moverse a mayor velocidad que otras grandes firmas.

Por el contrario, agrega el especialista, otras empresas se quedan en el camino, en su propia zona de confort, y no arriesgan en los momentos claves, dejan pasar oportunidades y, con ellas, el liderazgo.

“Los sistemas de incentivos están mal diseñados, pues ofrece premios a los que les va bien y castigos al que le va mal con sus decisiones. En esa lógica, el que no hace no tiene ni premio ni castigo y entonces está en un terreno seguro, deja de tomar riesgos”, advierte.

Sin embargo, para Weissmann es una realidad que las empresas se adaptan cada vez mejor a ese panorama, se han dado cuenta que no arriesgar mata lentamente a la empresa.

“Hoy es riesgoso no arriesgar: seguir haciendo lo mismo es el camino a la obsolescencia”, remata.

5 básicos para decidir

Cuando se trata de tomar decisiones con importantes implicaciones, Weissmann analiza múltiples factores, los cuales se podrían resumir, a grandes rasgos, en los siguientes pasos:

1. Entender el objetivo de la decisión: Quien decide debe tener claro el propósito de lo que busca con su decisión, pues los objetivos son muchos. Todas las decisiones deben tener un fin, si no hay tal, tampoco hay una alternativa posible.

2. Los caminos posibles: ¿Cuáles son las opciones para llegar a ese fin? Las empresas típicamente tienen ahí un gran desafío, pues normalmente hacen lo que les ha acostumbrado su zona de confort, pero esa es la constante a repetir las mismas acciones y complicar el camino a la innovación.

3. Los riesgos: Se trata de la incertidumbre que cada alternativa conlleva. Entender bien los riesgos y analizar sus implicaciones es el tercer punto en importancia.

4. Generar planes de contingencia: Se trata de una o varias estrategias en caso de que la decisión culmine en un mal escenario, de forma que el daño sea controlable.

5. Elige. Momento de decantarse por la mejor alternativa. Aquí se conjugan elementos como la información, las herramientas, la implementación, el recurso humano y la anticipación a los problemas.

Y sí, parece complejo, pero para eso está Weissmann.

Relacionadas

Comentarios