'; Alto Nivel
ActualidadHistorias

Fed mantiene plan para subir tasas pese a datos débiles

James Bullard y Dennis Lockhart coincidieron en que el plan para subir tasas sigue intacto pese al débil inicio de año la economía de Estados Unidos.

26-03-2015, 12:26:57 PM
Fed mantiene plan para subir tasas pese a datos débiles
Reuters

La Reserva Federal debería seguir su camino para subir las tasas de interés este año a pesar del débil inicio de año de la economía de Estados Unidos y las fuertes caídas de las acciones esta semana, dijeron el jueves dos funcionarios de la Fed.

En actos diferentes celebrados en Fráncfort y Detroit, los presidentes de la Fed de St. Louis, James Bullard, y Atlanta, Dennis Lockhart, indicaron que podría ser necesario ajustar la política monetaria estadounidense ante la continua mejora de la economía desde la crisis financiera de 2007-2009.

“Ahora podría ser un buen momento para comenzar a normalizar la política monetaria de Estados Unidos para que sea establecida apropiadamente para una economía en mejoría en los próximos dos años”, dijo Bullard .

Los comentarios se produjeron coincidiendo con la publicación de una serie de débiles datos económicos de Estados Unidos, que llevaron a las principales firmas de analistas a rebajar su previsión de crecimiento esta semana.

Los responsables de las políticas de la Fed también redujeron sus proyecciones en su reunión de la semana pasada.

Los inversores reaccionaron y provocaron la caída de las acciones en Wall Street en cuatro sesiones consecutivas.

Debilidad es transitoria 

En opinión de Lockhart, en una entrevista con CNBC desde una conferencia sobre inversiones en Detroit, dijo que el reto consiste ahora en averiguar si la reciente debilidad en exportaciones, manufacturas e inversión de capital están indicando el inicio de una desaceleración económica o se debe a otros factores temporales como el aumento del valor del dólar.

Lockhart dijo que por el momento confía en que la debilidad sea “transitoria” y sigue considerando como altamente probable que la Fed suba las tasas en alguna de las reuniones que celebrará en junio, julio y septiembre.  

“Seguimos en un camino sólido (…) La economía está enviando algunas señales mixtas en este momento y creo que será pasajero o transitorio”, dijo Lockhart. 


Las señales conflictivas son parcialmente familiares -debilidad estacional que suele verse acompañada por el duro clima invernal- y en parte inexploradas.


Por ejemplo, la Fed se está moviendo ahora en una dirección diferente al resto de grandes bancos centrales mundiales, planeando una subida de tasas en un momento en que Europa y Japón siguen inundando los mercados con liquidez, mientras otros bancos centrales están bajando los tipos de interés.


Esta situación ha provocado la subida sostenida del dólar y Lockhart reconoció que fue sorprendido por la fuerza con que este movimiento monetario impactó aparentemente a las exportaciones y manufacturas estadounidenses.

Al mismo tiempo, el brusco descenso de los precios del petróleo provocó efectos colaterales igualmente difíciles de analizar, ya que las compañías energéticas redujeron su inversión de capital y los consumidores decidieron guardar lo que ahorraron en la gasolinera, comentó Lockhart.

“Al principio, cuando el dólar cayó, estaba preparado para descartar, hasta cierto punto, que su influencia fuera grande, ya que nuestra economía no es tan dependiente de las exportaciones, pero lo estoy actualizando como un factor que hay que vigilar”, afirmó.

 

Relacionadas

Comentarios