ActualidadHistorias

Crisis alejó Objetivos del Milenio de LA

Un informe presentado por la ONU, mostró que la crisis alejó a America Latina y el Caribe de los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

01-07-2010, 3:32:27 PM
Crisis alejó Objetivos del Milenio de LA
Altonivel

América Latina y el Caribe ha logrado avances importantes hacia la consecución de las metas contempladas en los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), pero la reciente crisis global interrumpió ese progreso y creó algún grado de incertidumbre sobre la posibilidad de alcanzarlas en 2015.

Esto es lo que muestra el informe “El progreso de America Latina y el Caribe hacia los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Desafíos para lograrlos con igualdad”.

El documento, que examina el estado de avance de los países de la región en el cumplimiento de los ODM, fue elaborado en el marco del Mecanismo de Coordinación Regional de las Naciones Unidas por 18 de sus agencias, fondos y organismos especializados en la región.

El informe destaca que parte importante del progreso obtenido por la región en su conjunto en pos de las metas del Milenio – particularmente en la reducción de la pobreza extrema- se logró en los seis años previos a la crisis global (2002-2008), período en que América Latina y el Caribe registró un crecimiento económico relativamente elevado, con mejoras distributivas en varios países, un aumento del gasto público social por habitante y políticas macroeconómicas que evitaron un impacto más negativo de la crisis.

Este documento enfatiza la perspectiva de derechos y la reducción de desigualdades en todas sus manifestaciones: de género, étnicas, socioeconómicas y territoriales. Analiza el escenario post-crisis en América Latina y el Caribe y examina el empleo productivo y trabajo decente, la sostenibilidad ambiental, la innovación y la brecha tecnológica y la colaboración Sur-Sur.

En materia de reducción de la pobreza extrema a la mitad (ODM 1), se ha logrado un 85% de progreso regional. Si se mantiene este ritmo, América Latina cumpliría el objetivo para 2015. Brasil y Chile, por ejemplo, ya lo han alcanzado, mientras que Perú está muy cerca de hacerlo.

Sin embargo, la irrupción de la crisis global en 2008 puso en riesgo el avance de esta meta en otros países, frenando la tendencia del sexenio anterior (2002-2008), cuando se redujo la pobreza extrema de 19,4% a 12,9%. Además, persisten mayores niveles de pobreza en la población infantil, las mujeres, los indígenas y afrodescendientes, y en las áreas rurales en comparación con las urbanas.

El avance regional hacia la meta de reducir a la mitad las personas que padecen hambre fue 55% hasta 2006, según estimaciones de la FAO.

Métricas de desarrollo

En cuanto a la educación (ODM 2), América Latina y el Caribe ha avanzado significativamente en términos de cobertura y acceso. La mayoría de los países exhibe tasas de matrícula cercanas o superiores a 90%, situándose en niveles similares a las de naciones desarrolladas. Sin embargo, aún falta por avanzar en la cobertura y calidad de la educación secundaria.

Sobre la igualdad de género (ODM 3), las brechas con respecto a los hombres han bajado en los últimos 15 años, pero el ritmo de avance ha sido lento. El informe señala que los tres pilares para alcanzar esta igualdad son la autonomía económica, la autonomía física y la participación en la toma de decisiones.

En relación al derecho a la salud, expresado en los ODM 4, 5 y 6, las condiciones de salud de la población sin duda ha mejorado, pero el progreso es muy desigual y heterogéneo, y para algunos indicadores, insuficiente. Por ejemplo, se estima que sólo un tercio de los países podrá cumplir la meta de disminuir en 50% la mortalidad infantil, ya que hacia 2009 el progreso regional fue de 79%.

Con respecto al ODM 7, que busca garantizar la sostenibilidad del medio ambiente, ha disminuido el consumo de sustancias que agotan la capa de ozono, ha aumentado la superficie de áreas protegidas en la última década y se ha avanzado en la expansión de la cobertura de los servicios de agua potable y saneamiento. Sin embargo, América Latina sigue teniendo las tasas de deforestación más altas del mundo y las emisiones de dióxido de carbono han crecido de manera sostenida.

Respecto del objetivo de fomentar una alianza mundial para el desarrollo (ODM 8), la región registró avances importantes en su inserción internacional durante el quinquenio 2005-2009, aunque la crisis internacional provocó una drástica caída de sus exportaciones.

En lo que se refiere a la asistencia oficial para el desarrollo (AOD), los países donantes aún no han movilizado los recursos financieros necesarios. La participación relativa de la región como receptora de AOD cayó de 9% en 1990 a 7% del total en 2008. Los niveles actuales de AOD se mantienen muy por debajo de la meta fijada en la Cumbre de Monterrey (2002) de 0,7% del ingreso nacional bruto de los donantes, cuyo cumplimiento contribuiría al logro de los ODM.

El documento entrega a los países una serie de orientaciones de política para el cumplimiento de los Objetivos del Milenio. Estas incluyen la cooperación Sur-Sur, la incorporación de los principios de desarrollo sostenible en sus programas nacionales, el cierre de brechas de bienestar para avanzar hacia sociedades más igualitarias, la implementación de políticas productivas y tecnológicas para incentivar la creación de empleos y mejorar los ingresos, y la atención urgente a las situaciones más extremas de pobreza y hambre, indispensables para avanzar en igualdad en la región.

www.altonivel.com.mx

 

Relacionadas

Comentarios