'; Alto Nivel
Estilo de VidaHistorias

Mitos y realidades: La soja, un súper food muy polémico

Que es causante de cáncer, que puede acelerar el desarrollo sexual de los niños; los expertos nos dicen qué tan cierto son estos mitos de este suplemento.

18-12-2014, 10:14:55 AM
Mitos y realidades: La soja, un súper food muy polémico
Tatiana Gutiérrez

Tras su
llegada en los años 90, parecía que el mundo había encontrado un suplemento alimenticio lo suficientemente
bueno y barato
, como para erradicar el hambre y la desnutrición en el mundo. Nutriólogos y especialistas la
consideraban un ‘súper food’ debido a que es una fuente principal de proteína, pero vio morir su fama ante
fuertes declaraciones sobre los efectos dañinos que su consumo podría ocasionar al
organismo. Entonces, ¿la soja es nutritiva o dañina?

Para entender a este alimento conozcamos su composición con lo que podrás intuir su importancia energética. De acuerdo con la Dra. Elena Corrales, experta en temas de nutrición y fundadora del Centro
de Medicina Biológica y la Escuela del Arte de Vivir, en España, la soja tiene:


34.1% proteínas,
frente a un 20% en la carne de res o a un 16% en la carne de cerdo. Contiene
todos los aminoácidos esenciales aunque la cisteína y la metionina son escasos.


17.7% grasas
poliinsaturadas y lecitina
, frente a un 23-24% en las carnes, siendo estas últimas
saturadas y ricas en colesterol.


33.5% hidratos de
carbono de absorción lenta y fibra, por tanto altamente saludables, saciantes,
de bajo índice glucémico y favorecedoras del tránsito intestinal.


80 Ul vitamina A,
1,1 mg vitamina B1, 0,31 mg vitamina B2, 0,64 mg vitamina B6, 2,1 mg ácido
nicotínico, trazas de vitamina C.


Contiene además:
calcio, hierro y otros minerales. Aunque es rica en purinas, éstas son
fácilmente eliminables por ser de origen vegetal. Es rica en isoflavonas,
sustancias de acción estrogénica suave.

Mitos y realidades de la soja

Pero todos estos beneficios se vinieron a bajo cuando en 1995 ocurrió una de las principales declaraciones contra la soja. El sitio Doctissimo, uno de los más prestigiosos sobre salud
en Francia, declaraba: “Estudios llevados a cabo con animales muestran que los
fitoestrógenos modifican el equilibrio hormonal de los neonatos
y reducen su
fertilidad. Conviene por lo tanto ser prudentes en extremo”.

El estudio estaba
soportado por declaraciones de Sally Fallon y Mary Enig, de la Weston A. Price
Foundation, donde se afirmaba que los preparados a base de soja se asemejan a
píldoras anticonceptivas para bebés”. 

Ante estas y otras declaraciones, los consumidores de
alimentos derivados de la soja creyeron que contenía suficiente cantidad de
fitoestógenos como para alterar la composición hormonal de aquellos que la
consumían. 

Ante ello, surgió la idea de que: 


La soja acelera la
etapa de desarrollo de los infantes.

Despierta
tempranamente la sexualidad de los niños.

Acelera la llegada
de la menopausia de las mujeres.

Puede ocasionar
cambios físicos en los hombres.

Podría hacer
crecer los tumores cancerígenos en las mamas.

Enseguida hubo reacciones e instituciones como la
Agencia Francesa de Seguridad Alimentaria (Anses) indicó que no era
recomendable el consumo de soja en niños menores de 3 años o en mujeres que
hayan tenido cáncer de mama. Asimismo, la Sociedad Francesa de Pediatría quitó
de la lista de recomendaciones cualquier derivado o preparado de soja para los
lactantes. 

Pero… ¿qué tan cierto es esto? 

Al respecto, el Dr. Antonio Hinojosa Méndez,
especialista en Cineantropometría, Nutrición y Suplementación del Deporte
,
asegura que estas declaraciones se han dado por resultados obtenidos en
estudios con animales como ratas y monos, sin embargo, nunca se han comprobado
en humanos. 

“No existen declaraciones fiables al respecto, los
estudios aseguran que los estrógenos pueden causar alteraciones en ratas, sin
embargo, a nivel humano no ha sido contundente. Es de nula probabilidad que al
consumir productos o suplementos derivados de la soja provoquen las
alteraciones antes mencionadas”, indicó en entrevista con AltoNivel.com.mx

De hecho, una de las principales declaraciones contra
la soja en 1985, aseguraba que la soja aumentaba el riesgo de cáncer de
páncreas, en las ratas, no en los humanos. 

Un estudio publicado por la Journal of the American
Medical Association (JAMA)
indicó que los bebés alimentados con soja tienen un
estado de salud igual de bueno que aquellos que fueron alimentados con leche de
vaca o derivados maternizados. ¡Ojo! No igual de buenos que la leche materna. 

El mismo estudio arrojó que los fitoestrógenos no
provocan problemas de reproducción o alteración hormonal en los niños
alimentados con soja. Pues 811 hombres y mujeres de 20 a 34 años –quienes
habían participado en su infancia en estudios de consumo de leche de soja-, no
observaban ninguna diferencia en sus indicadores de salud, así como
alteraciones provocadas por el consumo de la soja. 

Asimismo, datos como: 


Las mujeres
asiáticas, quienes tienen la soja en su dieta diaria, sufren mucho menos cáncer
de mama que las mujeres occidentales. 


Los japoneses –específicamente de la ciudad de Okinawa- son catalogados como loas más longevos
del mundo y consumen de una a dos raciones de soja al día. 

Beneficios de la soja

Francisco de la Torre, director para El Consejo
Exportador de Soya de Estados Unidos (USSEC), para América, asegura que la soja
tiene varios beneficios en su consumo: 


Es una fuente de
proteína única, se considera que tiene el mismo nivel de aminoácidos esenciales
que algunas proteínas como la leche, el huevo y la carne. 


El frijol de soja
tiene entre 35 y 57% de proteínas. 


El aceite de soja
tiene ácidos grasos benéficos para la salud como el Omega 3,6 y 9. 


Contiene vitamina
E, que se encarga de mejorar el sistema inmunológico. 


Reducción de
colesterol y triglicéridos. 

“Existe una gran diversidad de estudios en México,
Europa y EU que hablan de los beneficios de la soja. En México, la soja está
incluida en programas de alimentación coordinada por el DIF –de acuerdo con
esta institución, alrededor de 7 millones de niños han sido alimentados con
soja en el país como parte de estos programas- y se han beneficiado en su
desarrollo y capacidad cognitiva”, indica de la Torre. 

Por su parte, el Dr. Hinojosa asegura que la soja es
una buena alternativa como complemento o suplemento nutricional
. “Desde 2002,
la OMS y la FDA como una buena base alimenticia. En lo personal, la considero
como una buena alternativa nutricional”. 

Sin embargo, el que tiene la última palabra es el
consumidor.  De acuerdo con los dos especialista, la mejor manera de
consumir la soja es en una dieta balanceada, donde no ésta no sea la única
fuente de proteínas y donde se cubran las otras necesidades alimentarias. 

Si eres amante de la soja, te dejamos algunas recetas
que pueden ayudarte a salir de lo tradicional: 

Recetas con soja

CEVICHE DE SOYA TEXTURIZADA SABOR PESCADO

Ingredientes:

180 gr  Soya texturizada sabor pescado
55 ml   Agua
55 ml   Aceite de soya
55 ml   Jugo de limón
50 gr   Tomate cortados en cubos
1 pieza Chile serrano cortado en cubos
40 gr   Cebolla cortado en cubos
15 gr   Cilantro picado
1gr     Pimienta
3 gr    Sal
10 piezas de Tostadas

Procedimiento:

Hidrate la soya texturizada con el agua fría, el aceite
y el jugo de limón. Añada el resto de los ingredientes, la mezcla con la sal y
sirva sobre las tostadas.

PICADILLO DE SOYA TEXTURIZADA SABOR CARNE

Ingredientes:

180 gramos  Soya texturizada sabor carne
160 ml      Agua
15 ml       Aceite de soya
75 ml       Puré de tomate
1/2 pieza   Jitomate cortado en cubos
50 gr   Zanahoria cortada en cubos
50 gr   Papa cortada en cubos
30 gr   Cebolla  cortadas en cubos
1 gr     Pimienta
3 gr     Sal

Procedimiento:

En un sartén colocamos el agua, dejamos llegar a
ebullición, añadimos la soya, dejamos hidratar, luego añadimos el aceite,
dejamos que la soya absorba el aceite, luego añadimos todas las verduras,
dejamos cocer hasta que estén cocidas, luego añadimos el puré de tomate,
dejamos cocer 5 minutos más, sal pimentamos al gusto.

¿Qué opinas de la soja? ¿Tienes algunos estudios que
demuestren lo contrario? 

Relacionadas

Comentarios