'; Alto Nivel
Estilo de VidaHistorias

Comida orgánica, más allá de una moda pasajera

Alimentarse de forma 100% natural va más allá de una moda pasajera que implica adoptar un estilo de vida más saludable para nutrir el cuerpo sanamente.

14-11-2014, 12:53:23 PM
Comida orgánica, más allá de una moda pasajera
Karina Rodríguez

Entre juntas, citas y múltiples actividades de trabajo, cada día dependemos más de alimentos adicionados de preservadores, saborizantes y colorantes. Esto disminuye los componentes nutricionales de los alimentos y se cree que influye en el aumento de enfermedades del corazón, diabetes, cáncer, obesidad, alergias y otros padecimientos. Por otra parte, el uso de plaguicidas y fertilizantes sintéticos ha provocado la pérdida de tierra fértil y la destrucción de la vida silvestre.

¿Qué son los alimentos orgánicos?

Los alimentos orgánicos son los que se cultivan, crían y procesan a través de métodos naturales para obtener productos que no contengan aditivos químicos ni compuestos sintéticos.

“Las frutas, legumbres y verduras orgánicas fueron cultivadas sin fertilizantes ni pesticidas, sin contacto con sustancia tóxica alguna y regadas con agua natural no tratada, por lo que no dañan la tierra”, afirma la nutrióloga Alejandra Toledo.

En este tipo de producción se usan compostas, abonos con residuos orgánicos, se lleva un control natural de plagas a través de repelentes naturales, como chile, ajo y cebolla; o se utilizan insectos que se comen al depredador. Por lo cual, consumir estos alimentos no nos afecta.

También existen productos orgánicos que provienen de animales, como “vacas, borregos y pollos, a los cuales no se les suministran hormonas para su rápido crecimiento o reproducción, ni antibióticos para combatir enfermedades. Sin embargo, para prevenir enfermedades se les da medicina naturista u homeopática”, advierte la nutrióloga Jhaneth Michan Arzate.

¿Los productos orgánicos son más nutritivos?

En 2009, después de concluir el proyecto de la Unión Europea Quality Low Input Food (Alimentos de calidad producidos con bajos insumos), financiado por la Unión Europea, se concluyó que:

1) Las frutas y las verduras orgánicas tienen hasta un 40% más de antioxidantes que los vegetales convencionales, los cuales podrían disminuir el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares y cáncer; y

2) La leche orgánica posee hasta un 60% más de ácidos grasos saludables, que benefician al corazón. Sin embargo, también se encontró que no son superiores en otros nutrimentos importantes, como carbohidratos, proteínas, grasas, minerales y otras vitaminas, que son necesarias para la correcta nutrición de los seres humanos.

Al ser 100% naturales, “el cuerpo asimila de manera más fácil los alimentos orgánicos, que los que poseen químicos y utiliza de manera más efectiva los nutrientes que poseen”, comenta Toledo.

Además, dichos productos poseen sus sabores originales y “son más ricos, aunque quizás no tienen una apariencia tan bonita, ya que la planta tiene que desarrollar toxinas para cuidarse e incluso pueden ser hasta más pequeños, pero son más sabrosos, porque no reciben químicos que les restan nutrientes”, advierte Michan.

Relacionadas

Comentarios