HistoriasNegocios

¿Cómo invertir en el futuro?

Fidelity identifica las tres megatendencias que impactarán a la humanidad.En su estudio “Fidelity Worldwide Investment”, sobre tendencias demográficas y su impacto en el mundo de la inversión, identifican como tendencias el crecimiento de la población mundial, el incremento del número de consumidores por el auge de las clases medias en los países emergentes y el […]

21-05-2014, 10:10:48 AM
¿Cómo invertir en el futuro?
Inversionista

Fidelity identifica las tres megatendencias que impactarán a la humanidad.En su estudio “Fidelity Worldwide Investment”, sobre tendencias demográficas y su impacto en el mundo de la inversión, identifican como tendencias el crecimiento de la población mundial, el incremento del número de consumidores por el auge de las clases medias en los países emergentes y el envejecimiento de la población.Una de las grandes conclusiones es que los mercados cada vez tienen una visión más cortoplacista, lo que impide valorar correctamente una compañía con crecimiento estructural en el largo plazo. En 1994, en la Bolsa de Nueva York, el periodo medio que se mantenía un valor en cartera –a nivel global– era de siete años; en 2010 fue de un año y, actualmente, es de tan solo tres meses.Pero el cortoplacismo no es exclusivo de los inversionistas; Fidelity descubrió que también afecta a las casas de análisis: se observa una gran desproporción en las previsiones de beneficios a uno, dos o tres años, pues cuanto más amplio es el horizonte, menos cubierta está una compañía. La ineficiencia en las previsiones tiene su costo; las empresas con crecimiento estructural de largo plazo no están bien valoradas por el mercado.La investigación considera que los cambios demográficos son más adecuados para calcular valoraciones en el largo plazo porque aportan mayor certidumbre que las previsiones económicas, más difíciles de calcular y menos certeras.Algunos de los temas asociados a las megatendencias demográficas detectadas por Fidelity son el incremento de la demanda de recursos naturales, con efectos directos sobre la agricultura o el aumento del consumo, que afecta áreas como la salud, la educación, las marcas de lujo y los servicios financieros.Concluyen que “el tiempo gastado en identificar a compañías fuertes en sectores que se benefician del crecimiento estructural es un tiempo bien empleado”.

Relacionadas

Comentarios