'; Alto Nivel
Estilo de VidaHistorias

3 lugares, 3 leyendas, un equinoccio en 2014

La llegada de la primavera marca el inicio de una etapa y muchos buscan cargarse de energía durante el equinoccio. Te mostramos 3 sitios ideales.

14-03-2014, 11:40:24 AM
3 lugares, 3 leyendas, un equinoccio en 2014
César Albarrán

Se denomina equinoccio al instante en que el Sol se encuentra alineado con el ecuador terrestre, alcanzando el cenit. El equinoccio marca el inicio de una nueva estación, por lo que diversas culturas a lo largo de la historia lo han considerado como el momento en que se terminan e inician ciclos, dotando a este día de características místicas.

Una de estas virtudes impuestas a este fenómeno astronómico es la “carga de energía”, es decir, la creencia de que presenciar la llegar del equinoccio en lo alto de algún templo ceremonial permite a la persona renovar fuerzas, esperanzas, deseos, etcétera, para iniciar la primavera con mayor vigor.

Sin embargo, este “ritual” no es científicamente atribuido a las culturas indígenas, no obstante, miles de personas lo realizan cada año entre el 20 y 21 de marzo, días en los que la Tierra se encuentra en el primer punto de Aries; y se da solamente en el hemisferio norte (en el sur ocurre el equinoccio de otoño).

Como la Tierra se encuentra alineada, la noche y el día tienen la misma duración, de ahí el origen de la palabra en latín aequinoctium (aequus, igual; y nox, noche). En el Polo Norte se pasa de una noche de 6 meses de duración a un día de medio año.

El equinoccio de marzo es un espectáculo que bien vale la pena presenciar en vivo en puntos del planeta en que por tradición y conocimientos astronómicos ha adquirido un lugar preponderante en la cultura.

Aquí, algunos de estos lugares:

Chichen-Itzá, el descenso de la serpiente

Cada equinoccio el dios serpiente desciende a la Tierra y para ello hace de la Pirámide de Kukulkán su puente entre su mundo y el nuestro. Los mayas tenían un conocimiento impresionante sobre el comportamiento de los astros y su cosmología se basaba en lo que sucede en los cielos.

Por ello construyeron la pirámide, o también conocida como el castillo, de tal manera que al llegar el equinoccio la forma de la Serpiente Emplumada desciende por sus 365 escalones –que marcan cada uno de los días del año–, en forma de siete triángulos de luz.

Así, el atardecer de los días 21 de marzo y 22 de septiembre, se observa en la escalera norte del Castillo de Chichén Itzá la sombra serpentina, cuyo descenso dura aproximadamente de 30 a 40 minutos, haciendo partícipes a miles de personas, pero su espectacularidad ha sido tal que hasta la NASA transmite en vivo y directo este fenómeno arqueológico-astronómico para que el mundo entero sea.

Es un espectáculo único que tienes que ver al menos una vez en la vida.

Aquí un interesante video explicativo del fenómeno:

Y otro video subido por un turista en YouTube que muestra el ambiente que se vive en este día:

Stonehenge, entre magia y extraterrestres

El origen de este milenario complejo de piedras está lleno de misterios y leyendas, que lo mismo es atribuido a la magia o la vida extraterrestre, ya que cree que Merlín (el mago más famoso de la historia europea) recurrió a sus poderes para llevar las piedras desde Irlanda y que incluso allí los nobles de Inglaterra prestaron juramento al célebre rey Arturo.

Pero la otra versión, adoptada en la creencia popular y reforzada por la ciencia ficción, sostiene que su edificación se debió a seres de otro planeta que dejaron su huella en su paso por este mundo (y que algún día regresarán, dicen).

Esta mística y misteriosa formación de rocas cerca de la ciudad de Bath, en Inglaterra, es escenario de una singular ceremonia al amanecer durante el equinoccio. Resulta que Stonehenge –de la que llegó a pensarse que eran tumbas–, se trataba de un gigantesco generador de energía, según la tradición druídica –civilización a la que también se atribuye su construcción–.

Este enorme generador de energía se formaría mediante la creación de una cadena humana alrededor del monumento para captar la energía y cargarse de ella siguiendo ciertas pautas rituales.

Ambientalistas, personas interesadas en la espiritualidad y diversos grupos, tanto civiles como religiosos, se dan cita sobre los verdes campos que han visto transcurrir varios siglos de la historia de la humanidad.

Así se vive el equinoccio:

Isla de Pascua, energía a la cabeza

Las famosas cabezas gigantes de la Isla de Pascua (aunque recientes investigaciones comprobaron que sí tienen cuerpo) también tienen “poderes sobrenaturales” que les permiten transmitir energía a las personas, ya que se cree que sus creadores –habitantes polinesios– las tallaron y erigieron a lo largo y ancho de la isla para que proyectaran su mana (energía vital) sobre sus descendientes.

Si bien el de los moáis (como los nombraron los antiguos rapanui) es aún incierto, ésta es una de las teorías sobre las estatuas más respaldada.

La Isla de Pascua es uno de los lugares más enigmáticos y aislados del mundo. Sus enormes cabezas han fascinado a arqueólogos e historiadores por años, pues desde el material para su elaboración, las técnicas y la forma de transpórtalas han dado pie a muchas hipotésis.

Es caro viajar a la Isla de Pascua (sólo puedes viajar desde Santiago), pero es un lugar místico que bien vale la pena explorar, sobre todo en una fecha tan trascendental.

Aquí, la manera en que se vive el amanecer del equinoccio en esta isla del Pacífico:

Relacionadas

Comentarios