HistoriasMicrositio

Cómo sobrevivir a la declaración anual de impuestos

La Reforma Fiscal modificó algunos impuestos, agregó otros y nos llenó de incertidumbre a todos, ahora no queda más que prepararse e incorporar los cambios.

04-02-2014, 4:52:28 PM
Cómo sobrevivir a la declaración anual de impuestos
Gabriela Guerra Rey, Editora en jefe revista Inversionista

Una conocida me comentó en una ocasión, quejándose de la insensibilidad de su marido, que la única vez que lo vio llorar fue cuando estaba preparando su declaración anual. La verdad no fue una conocida; lo vi en una película norteamericana cuyo nombre no puedo recordar. Pero el dónde es intrascendente.

Pagar impuestos es un tema que a todos nos duele. Por eso cuando un amigo (este sí) me dijo recientemente que la Reforma Fiscal había levantado más molestia en la gente que la Energética (para la cual se esperaban masivas manifestaciones, paros, bloqueos y demás acciones a las que en México estamos acostumbrados), solo pensé: “Claro, nos afecta directamente”.

No estoy de acuerdo muchas veces con la forma en que se han abordado los procesos de la batería de reformas aprobadas en el marco de El Pacto por México; no confío en la buena voluntad de los legisladores en beneficio del pueblo, y creo que en más de una de estas leyes, los cambios fueron superficiales, o apartados del camino necesario. Sin embargo, una vez aprobadas no nos queda de otra que prepararnos para incorporar los cambios en nuestras vidas.

ISR, que paguen más los que más tengan

En el caso de aplicar un mayor Impuesto Sobre la Renta (ISR) a quienes perciben ingresos acumulables superiores a $750 mil pesos anuales (tasa progresiva de entre 32% y 35%), no tengo nada que objetar. Me parece justo, y yo no estoy dentro de ese grupo. No olvidemos que el hombre piensa como vive, y por eso el tema de los impuestos nos parece un animal de patas peludas y venenoso. Sin embargo, los impuestos son el dinero que recauda el Gobierno para el gasto público. Su principio rector es que quienes más tienen aporten en mayor medida, a fin de consagrar el principio constitucional de equidad. Que no suceda siempre así, es otro asunto.

Impuestos a las ganancias en la Bolsa

Por otra parte, se han desatado polémicas sobre la factibilidad de aplicar un impuesto a los dividendos o ganancias obtenidas por la venta de acciones en la Bolsa. De ellas hemos hablado en Inversionista a medida que las nuevas regulaciones han sido oficializadas. ¿Estamos duplicando los impuestos porque las inversiones se realizan con ingresos ya gravados?

¿La medida va a desincentivar las inversiones que tanto necesita el país para crecer? ¿Es justo un 10%, en comparación con lo que en muchos países se paga por este concepto? Las respuestas, como siempre, llegarán con la práctica.

Una guía de impuestos

Qué pasará con los impuestos, a las puertas de la Declaración anual del ejercicio fiscal 2013, es algo que todos nos preguntamos, máxime, cuando la reforma modificó algunos, agregó otros, y nos llenó de incertidumbre. No te dejes aplastar. Inversionista publica cada trimestre un informe especial sobre impuestos, para que no te tomen por sorpresa.

En el número de febrero “No seas otra víctima”, avalados por especialistas del Colegio de Contadores Públicos de México, se trata a profundidad el tema de los nuevos impuestos; sobrevívelos.

Para conocer a detalle las modificaciones a los impuestos te invitamos a que consultes la revista impresa Inversionista, que en su edición de febrero te presenta un informe especial sobre las modificaciones a la Reforma Fiscal.

Relacionadas

Comentarios