ActualidadHistorias

Presidente Peña Nieto promulga Reforma Energética

El titular del Ejecutivo anunció que en breve enviará al Congreso las iniciativas para modificar las leyes secundarias en materia energética.

20-12-2013, 1:12:38 PM
Presidente Peña Nieto promulga Reforma Energética
Altonivel

El presidente Enrique Peña Nieto firmó el decreto por el que se reforman
y adicionan los artículos 25, 27 y 28 de la Constitución Política
Mexicana
en materia de energética y se abre a la inversión privada, nacional y extranjera, la exploración, explotación y extracción de petróleo, gas y energía eléctrica, y con la cual comienza un nuevo capítulo en la historia del país

El
Presidente de la República felicitó al Congreso de la Unión y a todos los mexicanos por decidirse a superar mitos y tabúes sobre el sector energético, al aprobar una reforma transformadora que fortalecerá la soberanía nacional.

Peña Nieto aseguró que a la brevedad presentará las iniciativas de reforma a las leyes secundarias que mantendrán el espíritu audaz y de vanguardia de la reforma energética. Las leyes secundarias definirán a detalle la regulación de los nuevos contratos de servicios, de utilidad compartida y producción, y licencias.

El mandatario mexicano dijo que el modelo de Reforma
Energética mantiene y asegura la propiedad del Estado sobre los hidrocarburos, al
mismo tiempo que abre al sector a nuevas oportunidades de inversión.

Al hablar de los beneficios de la una de las reformas más trascendentales de las últimas cinco décadas, el Presidente aseguró que la mayor producción de energía a menores costos impactará
positivamente a la economía de las familias mexicanas, al reducirse el costo de las tarifas en
la luz y gas
. “Tendrá beneficios directos en los hogares del país. Se podrá
extraer más gas y será más barato para los mexicanos.”

Con la reforma, el país contará con más recursos financieros
del sector privado y con tecnología para aprovechar los recursos energéticos, sin endeudar
el país. Además de que el país crecerá más rápido, generando oportunidades de empleo
para los mexicanos, se elevará la competitividad y las pymes
tendrán más energía y a mejor precio, podrán expandirse y contratar a más
personas.

Luego de hablar de todos los beneficios de estos cambios constitucionales, Peña Nieto aseguró que México se ha pronunciado en favor del cambio y
transformación. “Con esta reforma mandamos una contundente señal de que México
se está transformando en el siglo XXI para el bien de todos los mexicanos.” Y recordó que, a penas hace un día, la calificadora de riesgo S&P elevó la deuda soberana del país de largo plazo a “BBB+” desde “BBB”.

“Comienza así una
nueva historia para nuestro país. Hemos abierto las puertas de un futuro mejor
para todos. La Reforma Energética fortalecerá la soberanía nacional. Es tiempo
de que los recursos energéticos sean un factor de crecimiento, que se sienta y
se note en la vida cotidiana de la nación. Todas las reformas
aprobadas por los legisladores marcarán un nuevo capítulo en la historia de
México, de cambios y transformaciones para todos los mexicanos”, concluyó el mandatario.

¿Qué dice la Reforma Energética?

1. Participación privada. Se propone modificar los artículos 25, 27 y 28 de la
Constitución, para permitir la participación de particulares en la extracción de petróleo y gas
natural, rompiendo de esta manera con el monopolio que tenía Pemex sobre los
energéticos.

2. Contrataciones, entre otras, de servicios, de utilidad compartida y licencias.
En el dictamen presentado el sábado pasado por las comisiones unidas se
leía: “podrán ser de servicios de utilidad o producción compartida o de

licencia, para llevar a cabo por cuenta de la nación las actividades de
exploración y extracción del petróleo y de hidrocarburos sólidos,
líquidos y gaseosos”.

Sin embargo, en la redacción aprobada se establece que esas modalidades de contratación “deberán ser, entre otras, de servicios, de utilidad compartida o de licencia”.

3. Pemex y CFE, empresas
públicas productivas
. Los organismos
descentralizados deberán realizar por sí solas actividades como
exploración y
explotación de sus respectivos sectores, en caso de no lograrlo en
cierto periodo de tiempo deberán contratar a particulares. Son
actividades de Pemex: exploración y extracción;
procesamiento de gas; transporte, almacenamiento y distribución.
Mientras de CFE: generación y
comercialización; transmisión y distribución.

Te recomendamos leer el análisis de Jorge Monjarás: Reforma Energética: Cómo es y por qué se lee positiva

4. Pago en
efectivo a petroleras.
El pago a las empresas petroleras sería en efectivo,
para los contratos de servicios; con un porcentaje de la utilidad, para los
contratos de utilidad compartida; con un porcentaje de producción obtenida, para
los contratos de producción compartida.

5. Se crearía el Fondo
Petrolero.
Este fideicomiso estaría bajo la administración de
Banco de México, cuya principal función sería administrar la renta
petrolera; es decir,
manejar los recursos de los contratos y licencias.

Puedes leer más información en Reforma energética: La gota que derramó a Pemex

6. Pago en el caso de
licencias.
El pago en el caso de las licencias sería con la transmisión
onerosa de los hidrocarburos
una vez que hayan sido extraídos del subsuelo.

7. Se prohíben las
concesiones
. El dictamen preserva la prohibición constitucional a
que se otorguen concesiones en
materia de petróleo y electricidad. “Tratándose del petróleo
y de los hidrocarburos sólidos, líquidos o gaseosos, en el subsuelo, la
propiedad de la Nación es inalienable e imprescriptible y no se otorgarán
concesiones.”

8. Sector privado
entra a la generación de electricidad. Se propone abrir la generación y comercialización de
energía eléctrica a los particulares.

9. Cadenas
productivas de gas natural
. Con la apertura en la extracción de
hidrocarburos, las compañías podrán construir ductos para trasportar el
energético, -algo que ya realizan-, pero que abre
la posibilidad a que las empresas transformen el gas natural en petroquímicos
básicos, que ahora sólo puede proveer Pemex.

10. Sindicato fuera del Consejo de Administración. A petición del PAN se incluyó en la reforma un cambio a la integración del Consejo de Administración de Pemex, en el que el sindicato petrolero quedará fuera del órgano de
gobierno de la empresa pública para, afirman, evitar la corrupción.

Consulta más sobre el dinero que se designa a la paraestatal en Para Pemex, casi la mitad del gasto de inversión

Entonces, el Consejo de Administración se conformará de la siguiente manera: cinco consejeros
del Gobierno federal, incluyendo el secretario de Energía, quien lo
presidirá y tendrá voto de calidad, así como cinco consejeros
independientes.

Se crea el Centro
Nacional de Control de Gas Natural y la Agencia Nacional de Seguridad Industrial y de Protección al Medio Ambiente del Sector
Hidrocarburos.

Relacionadas

Comentarios