HistoriasMarketing

8 tips para infografías que visten tu mkt de contenidos

A partir del boom del marketing de contenidos, el uso de infografías se posiciona como una herramienta altamente poderosa. Una experta te dice cómo explotarla.

19-11-2013, 7:48:17 AM
8 tips para infografías que visten tu mkt de contenidos
Oliverio Pérez Villegas

El marketing de contenidos es lo de hoy. A pesar de la gran gama de posibilidades para expresar un mensaje: llámese storytelling, social media o newsletter, en muchas ocasiones el primer contacto puede ser definitivo para que tus usuarios decidan o no regalarte un clic, una lectura e, incluso, interactuar con tu marca.

Es por eso que antes de llegar al fondo de tu mensaje, es importante reparar en la forma, en ese cascarón o estructura con la que decides vestir tus contenidos y darle un poder y hasta una personalidad más llamativa desde el punto de vista visual. Una herramienta, sin duda, que puede hacer la diferencia desde el primer punto de contacto marca-usuario es la infografía. 

Hablando de marketing digital, los recursos no son pocos; pero eso sí, el uso de infografías puede ser la herramienta ideal para vestir y relucir tus contenidos, pues supone ser el espacio ideal para narrar toda una historia a través de la combinación de cifras, textos, imágenes, texturas y colores creando un mensaje preciso, comprensible y altamente atractivo para el ojo de la audiencia.

Hacer infografías no sólo se trata de hacer un collage con la información que deseas comunicar.

Hacerlo consiste en organizar y ponderar las partes de un mismo mensaje a lo largo de otro tipo de relato. A partir de un lenguaje netamente visual, en una infografía caben todo tipo de mapas, tablas, gráficas, imágenes, textos y elementos que aporten valor a la narrativa gráfica de tu historia. 

Y para tener más detalles sobre la importancia de las infografías a la hora de hacer marketing de contenidos, Paulina Lordméndez, consultora digital en Área, explica las principales razones de su utilidad y, sobre todo, las consideraciones que debes tener para empezar a vestir tus contenidos con esta herramienta.

1.- Una imagen vale mas que mil palabras

Así reza una de las máximas de la filosofía popular. Y tiene razón, ya que en el caso de una infografía no se trata de una simple fotografía, sino de una combinación de elementos que logran algo más que una imagen, y que a diferencia de un texto, atrapa más fácil y en menos tiempo la atención de un espectador. 

2.- Una forma más rápida de conectar

La batalla en el terreno digital es cada vez más ardua y más exigente, razón por la que el tiempo se ha convertido en un valor primordial tanto para las marcas como para los usuarios, y en este sentido, poder ofrecer un mensaje director y ágil es la clave para ganar audiencias. Y la infografía tiene ese poder, ya que con sólo escanear su contenido, el usuario tendrá más información en menos tiempo.

3.- Todos quieren compartir algo

Hoy en día, el mundo digital transita en la era en que los usuarios están compartiendo todo: imágenes, videos o blogs. Al ser tan grande la cantidad de información que todos están compartiendo, una infografía puede condensar muchos datos y ofrecer más información en un solo producto, por lo que sus niveles de share (compartir) serán más altos en referencia con un contenido usual.

Y sobre las consideraciones que puedes tomar en cuenta a la hora de hacer tus propias infografía, la experta recomienda las siguientes:

4.- El diseño de las infografías

Aquí radica el mayor peso de una infografía, y el reto está en crear una altamente vistosa y con un alto potencial gráfico. La recomendación es definir los colores principales a partir del tema que vayas a manejar.

Además, como se trata de contar una historia gráfica, sería importante que tomaras en cuenta la fuerza del color y la textura con base en la fuerza de la parte del mensaje. Haz que tu diseño sea capaz de contar la historia y que los elementos que lo alimentan sean sólo un refuerzo.

5.- El tema de las infografías

¿De qué quieres hablar? Aunque una infografía funciona mejor para condensar mucha información, es importante que tomes en cuenta la vigencia del tema, su coyuntura, su utilidad y hasta su originalidad, además de la cantidad de datos con los que dispones para alimentarla. Cualquier tema puede ser contado con una infografía, pero funciona mejor para los que gozan de mucha información y diferentes aristas, de tal manera que aquí se dejen ver diferentes ópticas de un mismo tema.

6.- La extensión de la infografía

Ni muy grande ni muy pequeña. Si bien esta recomendación es bastante relativa, asegúrate de que tu infografía cuenta con al menos cinco subtemas y no se extiende a una lista interminable de datos que no agregan valor. Pueden ser 50 tips, 30 claves, 20 momentos históricos, en fin, el límite superior estará justificado en la forma en que lo presentas, además de que cada uno debe estar perfectamente identificado desde el encabezado y sustentado por el cuerpo de tu infografía.

7.- La firma de tus infografías

El crédito naturalmente será tuyo, pero siempre es importante que acotes las fuentes de donde tomaste la información, así como los créditos secundarios del creador del texto, de las imágenes e, incluso, del diseñador. Firma con el nombre de tu marca y agrega todos los datos de contacto para efectos de propiciar la interacción.

8.-Promoción de las infografías

Y ahora sí, una vez terminada tu infografía, arma una estrategia para hacer la circular. Desde tu sitio oficial, tu blog y todos los perfiles activos de tus redes sociales, compártela y haz que la compartan para viralizar tu contenido y seguir gestando la reputación de tu marca online.

Una vez que has puesto a prueba el diseño de tu infografía es hora de ponerla a circular. Coloca tu infografía en una página de tu sitio y no olvides dar la oportunidad de compartir esa información a las diferentes redes sociales.

¿Para qué utilizas infografías? ¿Qué otra recomendarías agregarías a esta lista?

Relacionadas

Comentarios