HistoriasMicrositio

El Buen Fin… estilo Venezuela

La implosión económica de este país parece acelerarse. Ahora hay saqueos promovidos por el gobierno que sigue jugando a la ruleta rusa. Aquí el análisis.

11-11-2013, 8:42:34 AM
El Buen Fin… estilo Venezuela
Jorge A. Monjarás

El viernes pasado, el presidente venezolano Nicolás Maduro tenía una sorpresita guardada para su pueblo. Ordenó “ocupar” una cadena de tiendas de electrodomésticos, de nombre Daka.  La Guardia Nacional tomó las tiendas, arrestó a los gerentes y remató la mercancía a descuentos de 50 a 60%, según los diferentes relatos. La orden de Maduro fue, textualmente, vender a precios justos y que no quedara nada en los almacenes.

Eso sucedió durante el fin de semana. La gente hizo largas filas afuera de las tiendas, para llevarse televisiones, pantallas y otros aparatos, como si se tratara de artículos de primera necesidad.

La cosa se salió de control en una tienda en la ciudad de Valencia, a dos horas de Caracas. Ahí la gente rompió los cristales y de plano saqueó el lugar. Según fotos que circularon después en Twitter, hasta la misma policía y la propia guardia nacional cargaron televisiones en camionetas y se las llevaron.

O puedes ver el video de lo ocurrido:

Acá, puedes ver una foto en donde supuestamente una camioneta oficial participa en el saqueo.

En el conflicto que siguió, al parecer, hubo gente que se opuso al saqueo, como lo muestra este video, en donde de plano algunos opositores arrebataron mercancía a los ladrones y prefirieron destruirla.

Hasta aquí la reseña de lo que sucedió.

El análisis de lo ocurrido

Ya podemos contar en miles los años, a lo largo de los cuales, los gobiernos del planeta han pretendido luchar contra la inflación y controlar los precios, para que sean “justos”. Hay registros de algún emperador romano que quiso combatir la inflación al estilo de los tiempos, es decir, condenando a muerte a los mercaderes. El resultado que tuvo, como siempre, es el mismo: escasez y mercado negro.

Aún así, siguen surgiendo en el mundo estos líderes políticos que se creen capaces de fijar precios y controlarlo todo, en beneficio de un pueblo que no puede ver como lo están enterrando en el largo plazo.

Lo que ha logrado el gobierno venezolano es destruir su propia planta productiva, por medio de nacionalizaciones y trabas a quienes que llama “parásitos burgueses”. Ahora, al parecer, va por la comercial.

Los dueños de Daka, dicen las autoridades, van a ser acusados de importar la mercancía por medio de dólares controlados, para luego venderla a precios relacionados con el dólar del mercado negro, con el consecuente margen de ganancia estratosférico. Mientras tanto, porqué no, el gobierno encarceló a los gerentes y los acusará de “usura”, si es que puede tipificarse algo así. Por tanto, que también se está procediendo a criminalizar a simples empleados por políticas comerciales.

No habría que mencionar que el doble mercado del dólar es un efecto directo del control cambiario que pretende mantener el régimen. De hecho, el mismo día el gobierno de Maduro también mandó demandar a las empresas telefónicas por no bloquear en Venezuela a sitios como www.dolartoday.com, que difunden entre otras cosas el tipo de cambio informal.

Lo que ocasiona con estas acciones es que, en adelante, sólo podrán comercializar estos artículos quienes tengan acceso a dólares controlados y accedan a vender a un precio aprobado por el Estado. El resultado: serán muy pocos los canales de distribución, lo cual aumentará la escasez y por ende, que crees, un mayor mercado negro, así como un incentivo aún mayor para que los “formales” tiendan a subir sus precios en cuanto el gobierno desvíe la mirada.

El gobierno de Venezuela sigue jugando a la ruleta rusa. Sólo quedará contar la historia, para que en otros lugares no surjan genios con las mismas ideas autodestructivas. Se los cuenta alguien que ya alguna vez, en los 70, acudió con toda la familia a comprar kilos de azúcar, cuando ésta era racionada en México, ante el control de precios.

PD: La catástrofe humanitaria en Filipinas a causa del super tifón que la azotó requerirá un nuevo esfuerzo de solidaridad de todo el mundo. Se habla de por lo menos 10,000 muertos.

Coméntame en Twitter: @JAMonjaras o nos vemos los jueves en Editores de Negocios, a las 19:00 horas por www.radiotv.mx

Relacionadas

Comentarios