ActualidadHistorias

¿Los mexicanos somos malinchistas?

¿Por qué los mexicanos preferimos los rasgos extranjeros y los vemos como auténticamente correctos? Una experta explica el fenómeno.

13-09-2013, 9:33:07 AM
¿Los mexicanos somos malinchistas?
*Psic. Tania Elizabeth Silva Mendoza

Mucho se dice que los mexicanos preferimos lo extranjero en vez de lo nacional, y esto no debería sorprendernos. Cómo no va a existir un conflicto de identidad tan fuerte entre los mexicanos, si desde 1520 se nos ha inculcado que nuestras creencias, costumbres, tradiciones e incluso nuestra espiritualidad estaban equivocadas.

Como era de esperarse, con el paso del tiempo hemos desarrollado la idea equivocada de que lo que viene del exterior, es decir, que lo extranjero es lo auténticamente correcto.

Han transcurrido casi cinco siglos desde la Conquista y todavía tenemos esa sensación de baja pertenencia a nuestro país. Paradójicamente repetimos la misma historia que le sucedió a la Malinche hace tantos años, de hecho, el término malinchismo se adoptó precisamente del nombre de aquella mujer que acompañó y sirvió como intérprete a Hernán Cortés en su recorrido por México.

Esta curiosa repetición de lo vivido por la Malinche la reeditamos al no poder identificarnos del todo con los indígenas y al vernos forzados, por sobrevivencia, a identificarnos con los españoles, con los extranjeros.

Así que en la actualidad para los mexicanos es más fácil pensar en la Malinche como la mujer que traicionó a su pueblo, e identificarnos con la Virgen de Guadalupe que, aunque con matiz indígena, representó originalmente la religión y cultura extranjera; es decir, preferimos repudiar lo propio y alabar lo ajeno.

Con tal fuerza se da este fenómeno, que hoy en día la religión católica es uno de los más grandes símbolos culturales de nuestro país e hicimos a la Virgen de Guadalupe parte de nuestra cultura mestiza.

En cuestiones de pérdida de identidad, lo que nos ha tocado vivir como colonia no es muy distinto de lo que le sucedió a la mayoría de los países colonizados por los europeos, en aquellos lugares donde la población nativa no fue erradicada por completo, como en los casos de Latinoamérica y algunos países de África.

Por esto, no es sorprendente que aún después de tanto tiempo no logremos fortalecer nuestra identidad como mestizos y sigamos en una búsqueda incansable de la identidad como mexicanos.

A todos estos factores se le debe sumar que en la actualidad la tendencia es seguir el modelo social globalizado, elemento que favorece que la resistencia a mantener fronteras culturales se rompa y, por tanto, la identidad pueda llegar a ser aún más difusa. Pero este hecho no necesariamente tiene que ser vivido como negativo.

Como integrantes de un país con tanta variedad de costumbres y creencias, debemos aprender a vivir la apertura hacia otras culturas como una oportunidad de asimilar patrones distintos, no como una amenaza a nuestra propia identidad.

Pero esto sólo se puede lograr con bases sólidas, por eso, el reto es apostar a la educación, al fortalecimiento de los valores, a la aceptación y respeto de todos los que conformamos  México y, sobre todo, al orgullo de nuestra cultura, una cultura mestiza.

Definitivamente, hay que vivir nuestra heterogeneidad como una riqueza, como el pilar de todos nosotros, los mexicanos. Así que el grito de Independencia es una oportunidad para sentir las raíces culturales de la patria.

¿Eres malinchista? ¿Cómo manifiestas tu identidad como mexicano?

*La autora es psicóloga de la Clínica de Asistencia de la Sociedad Psicoanalítica de México (SPM). www.spm.org.mx spp@spm.org.mx spmsatelite@gmail.com spmtoluca@gmail.com

Para saber más:

Mexicanos más felices que los estadounidenses

10 restaurantes mexicanos entre los mejores de AL

Mexicanos trabajan hasta en vacaciones

Relacionadas

Comentarios