ActualidadHistorias

Y ahora #LadyOaxaca, diputada en estado de ebriedad

La detención de legisladores en estado de ebriedad no es una estampa poco recurrente en México, donde la impunidad parece ganar constantemente la partida.

26-07-2013, 9:41:21 AM
Y ahora #LadyOaxaca, diputada en estado de ebriedad
Altonivel

El alcohol y las leyes no se mezclan, es la lección que se debería dar a los diversos legisladores –de todos los partidos políticos– que suelen hacer, de las reglas, la botana de sus indiscretos espectáculos en los medios de comunicación, cuya posterior resaca moral no acostumbra apaciguar el descontento de la sociedad.

En un caso más de alcohol y volante, la madrugada de ayer fue detenida en Oaxaca la legisladora local Martha Patricia Campos Orozco, quien conducía en estado de ebriedad, se resistió al arresto y encima rompió de una patada una ventanilla de la patrulla que le marcó el alto para responder por el choque previo con un automóvil particular.

Bautizada en las redes sociales como #LadyOaxaca, testigos de esta situación señalaron que al momento de ser resguardada por los elementos policiacos, la diputada dijo “gozar de influyentismo” y pretendió oponerse a cumplir la ley.

Incluso se negó a cooperar con la prueba de alcoholímetro, por lo que se le tuvo que realizar una evaluación clínica por el personal médico en turno, que certificó que Campos Orozco se encontraba en el tercer periodo de ebriedad.

La legisladora, recientemente declarada independiente, logró su libertad tras un breve periodo de “detención”, luego de que cubriera una multa de 7,500 pesos, otros 5,000 pesos por los daños cometidos al vehículo contra el que se estrelló, y otros 2,000 más por manejar su unidad en estado físico inconveniente.

La Comisaría General de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de Oaxaca de Juárez reportó que la legisladora solo fue remitida a las oficinas de la corporación, mientras realizaba los pagos correspondientes.

¿Por qué no fue detenida y remitida a los separos, o recibía alguna sanción que ameritara un tiempo detrás de los barrotes? Sencillo, ser legisladora tiene sus beneficios con la Constitución: de acuerdo con el artículo 85 de la ley orgánica de la Cámara de Diputados, un legislador cuenta con fuero constitucional.

Cabe precisar que esto no excluye a ningún diputado de las faltas que cometa en el ejercicio de sus funciones.

Por otro lado, la diputada, que horas antes de incidente había acusado en el Congreso estatal al gobierno de Gabino Cué de triplicar la deuda pública en comparación con el ex gobernador Ulises Ruiz, está dispuesta contratacar, ya que uno de sus asesores anunció que se presentará una denuncia por diversas irregularidades reportadas durante el arresto cometido, como el hecho de que los policías que lo realizaron sustrajeron dinero en efectivo de la camioneta de la diputada, o bien la falta de peritajes correspondientes. Al tiempo.

Aquí te mostramos otros tres casos de legisladores cuyo estado de ebriedad los llevó a ser exhibidos en los medios de comunicación:

Los beneficios de ser niño y verde

Tras su “regreso” a la política nacional al ocupar uno de los escaños en el Senado de la República, Jorge Emilio González Torres, conocido como el Niño Verde, protagonizó en febrero de este año un escándalo cuando fue detenido durante la madrugada en Paseo de Reforma por conducir en estado de ebriedad, además de que se dio a conocer que en un primer intento trató de evitar su arresto con un charolazo.

Al momento de su detención proporcionó un nombre falso y ante el fracaso de esta estrategia reconoció su profesión y amenazó con despedir a todos los uniformados involucrados en su detención.

A pesar de ello fue remitido al Torito para purgar la sanción carcelaria de rigor, misma que pagó en abonos, pues tras recibir un amparo regresó a su domicilio y vida diaria, pero la presión social le obligó a cumplir con el resto de la sanción varias semanas después.

Tal fue el reproche que pronto comenzó a circular un juego en línea sobre el senador y su estado de ebriedad, el cual puedes jugar al dar clic en esta imagen:

Gajes del oficio

Algunos toman alcohol por gusto, otros por compromiso, y no pocos por enfermedad, sin embargo son la minoría quienes lo hacen para “cumplir” con su trabajo.

Así, a finales del año pasado, el diputado federal del PAN, Rafael Acosta Croda, reveló que se ausentó de San Lázaro durante la sesión en que se discutiría el Presupuesto de Egresos 2013, por sumar dos días en estado de ebriedad.

Pero todo tiene explicación. Según el legislador, su estado inconveniente –o conveniente en su lógica– se debió a que únicamente borracho podría estar presente en el segundo informe de labores de Carolina Gudiño, la alcaldesa de su natal Veracruz.

Cabría precisar que el ex candidato panista a la alcaldía del puerto de Veracruz, realizó esas declaraciones en estado de ebriedad.

Lecciones que no se aprenden

¿Cuántas veces puede tropezar un diputado con la misma piedra? Al menos cuatro, según lo evidenció el diputado federal pederrista Pavel Díaz Juárez, quien fue remitido a la barandilla en estado de ebriedad por escandalizar en vía pública en Morelia.

Según informes de la Procuraduría de Justicia del Estado, de 2010 a la fecha el legislador ha sido detenido en cuatro ocasiones acusado de escandalizar en vía pública.

Fiel a la costumbre legislativa para estos casos, Díaz Juárez lanzó amenazas a los elementos de la Policía Estatal Preventiva que lo detenían y aclaró que con su influencia podía cesarlos a todos de sus corporaciones si lo trasladaban a barandilla.

Fue presentado en los separos y revisado por un médico, quien lo certificó en segundo grado de ebriedad, por lo que se decidió remitirlo.  No obstante, recobró la libertad unas horas después cuando una amistad acudió a pagar la correspondiente multa de 30 pesos.

Finalmente la situación fue agregada al expediente del diputado, sin olvidar su respectivo historial en los medios de comunicación.

Para saber más:

El ‘Candigato Morris’ preocupa a clase política mexicana

Política a la mexicana, entre Jesucristo y un burro

Diputados se consienten con pin de oro 14K

Granier, su ‘reino’ por un guardarropa de marca

Relacionadas

Comentarios