HistoriasMarketing

¿Qué color le va mejor a tu marca?

Matiz, brillo e intensidad son las características principales de cada color; el reto es combinarlos y crear un mensaje poderoso; averigua cómo.

07-04-2013, 11:23:12 PM
¿Qué color le va mejor a tu marca?
Oliverio Pérez Villegas

No importa si lo que vendes es un bien o un servicio, mientras no tenga un color congruente con tu filosofía y con lo que quieras comunicar, es probable que tu marca no termine de convencer a tu target. Y es que la paleta multicromática que tienes disponible siempre te podrá ofrecer el tono, la textura y la profundidad ideal para ti.

Es por eso que si tu proyecto está naciendo y busca posicionarse en el mercado, saber si los colores que has elegido para tu logotipo o sitio web son los mejores, te podría ayudar para modificarlos, a fin de que la psicología del color active las funciones cerebrales adecuadas de tu público y logres conectar también por este aspecto.

Las grandes marcas hoy son referente en muchos puntos básicos y especializados del marketing; el uso de colores, texturas, así como la creación de atmósferas a partir de una tonalidad los hacen pioneros en la gama cromática de la industria, así lo considera Omar González, consultor de colorimetría para Diseños Comex, quien te explica qué comunica cada color según lo que quieras anunciar.

Si partimos del círculo cromático, las principales opciones que tenemos son seis: amarillo, verde, azul, morado, rojo y naranja, en ese orden. Suficientes para crear una imagen poderosa y congruente con la filosofía de tu marca, no obstante, la clave está en saber combinarlos y explotarlos, afirma el experto en psicología del color.

Para efectos publicitarios es indispensable considerar el uso de las tres principales cualidades del color:

1.- Matiz: el color en sí mismo

2.- Brillo: claridad u oscuridad del matiz; e

3.- Intensidad: la pureza del matiz.

Si mezclas los lados opuestos del círculo cromático, tendrás acceso a los colores complementarios, una gran solución para tu estrategia de imagen.

El siguiente paso es conocer cómo funciona cada uno en virtud de las funciones cerebrales, lo que te dará las herramientas para elegir el mejor color para tu marca.

Azul: 

Es el color de la confianza y la seguridad. Es propicio para generar una atmósfera de tranquilidad y concentración, de tal manera que podría o no ser el color principal de tu marca. Al usarlo no hay margen de error, el riesgo se corre cuando lo combinas, así que conjúgalo pensando siempre en tu mensaje de comunicación.

Rojo

Se trata de un color más emocional, pues la primera en reaccionar es la glándula pituitaria. El rojo denota fuerza, energía y agresividad y junto con el amarillo es el más llamativo; su uso garantiza una reacción, que sea positiva o negativa.

Verde

Tan pacífico como el blanco, y hasta cierto punto estereotipado con las tendencias fitness y sustentables. Aunque puedes usarlo para efectos de provocar libertad y naturalidad.

Amarillo

El más difícil de usar, según el experto, ya que siempre es un arma de dos filos: o triunfas o fracasas. Suele asociarse con la energía natural (sol), además de que siempre denota creatividad, originalidad e innovación. El amarillo es el más usado para atrapar el ojo, pues es el más llamativo en la paleta cromática.

Morado

Es más extravagante porque no es un color sencillo. Generalmente es usado en productos muy sofisticados y muy sentimentales. Se trata del color de la expectativa, pues no siempre sabes qué esperar de una atmósfera morada.

Naranja

Un color muy llamativo que bien puede conectar con un público infantil como un adolescente; su naturalidad lo hace un color más divertido que los demás. También se asocia con tendencias muy vanguardistas, pues siempre será un color joven, “a la moda”.

Blanco y negro

Los reyes, los que nunca pasan de moda, los más sofisticados. El uso de cada color es clásico y muy eficiente. El experto recomienda tener presente un par de diferencias: el negro es un color más pesado, mientras que el blanco es uno más puro.

Su combinación con cualquier color es confiable y hasta cierto punto pulcra, ya que no se arriesga mucho y suele tener buenos dividendos.

RECOMENDACIONES

Para elegir los colores que le van mejor a tu marca, es importante que establezcas cuatro usos principales, así como las posibles combinaciones que te podrían garantizar un mensaje de impacto.

Producto

Tanto el packaging como el producto en sí mismo exigen sus propios colores, ya que no causarán el mismo impacto que los utilizados en logotipos o tiendas.

Como se dijo previamente, el rojo es un color que siempre será llamativo, y si lo combinas con el blanco lograrás un producto elegante que, además, el usuario relacionará fácilmente con tu marca. Además, el color del producto también depende del sector donde quiera posicionarse; en este caso, el ejemplo data de dos lovemarks que comercializan productos de consumo personal.

Logotipo

El color de tu marca no necesariamente debe ser el mismo que el de tus productos, pero sí deben coincidir en lo que están comunicando. Para construir una imagen equilibrada y potente para tu logotipo, el experto recomienda que pienses en una combinación que sea diferente de todas.

Y para que veas que el rojo no es sólo de Coca-Cola o de Marlboro, la combinación con el amarillo produce un efecto cautivador para los más jóvenes, ya que siempre denota frescura y movimiento.


Ambientes

La combinación de color y luz siempre crea una atmósfera. No importa si se trata de una tienda, un restaurante o una sucursal, tu establecimiento debe crear la atmósfera que tú deseas. Si tu giro es la comida (como ya vimos) usa el rojo; si se trata de retail, los naranjas, verdes y azules pueden generar una gran combinación.

El experto señala que ante la necesidad de ofrecer confianza de una forma llamativa, la gran mayoría de los bancos en México utilizan distintos tonos de rojo y azul en sus sucursales, de tal manera que sus clientes aprecien estas cualidades.

Publicidad

Y ahora sí, cuando diseñes la publicidad de tus campañas sabrás de qué manera los colores favorecerán tus objetivos y de qué manera no.

Como la publicidad es un mundo tan extenso, es justo aquí donde puedes experimentar con nuevas texturas y combinaciones, pero siempre de forma coherente con la filosofía de tu marca. Usa los colores de tu logotipo, incluye tus productos y genera las atmósferas de tu tienda, la publicidad te lo permite.

¿Cuál es el color que mejor va con tu marca? ¿Qué combinaciones son las que mejor enganchan con tu target?

Para saber más:

Claves para un marketing olfativo exitoso 

¿Hacia dónde va la tendencia en el marketing digital? 

Relacionadas

Comentarios