ActualidadHistorias

Elba Esther en prisión; una historia de lujos y opacidad

Acostumbrada a vivir rodeada de lujos, la líder sindical pasó su primera noche en el penal de Santa Martha, tras ser detenida por desvío de recursos sindicales.

27-02-2013, 8:30:53 AM
Elba Esther en prisión; una historia de lujos y opacidad
Reuters

La noticia es histórica. El Gobierno de México arrestó el martes a la poderosa líder del
sindicato de maestros, Elba Esther Gordillo, acusada de desviar millones
de dólares
de las cuotas magisteriales. En un hecho inédito, “La Maestra” pasó su primera noche en la cárcel de Santa Martha Acatitla, tras ser detenida en el
aeropuerto de la ciudad de Toluca cuando llegaba al país desde
San Diego, California.

La detención de Gordillo, de 68 años, ocurre en el contexto de una campaña de reformas impulsada por el
presidente Enrique Peña Nieto, entre ellas, la Reforma Educativa que promete impulsar al
rezagado sistema educativo de México, y a la que el sindicato se oponía.

El procurador General de la República, Jesús Murillo Karam reveló los motivos: detectaron desvíos millonarios de recursos
del sindicato en favor de Gordillo. “Claramente estamos ante un caso en el que los recursos de los
trabajadores al servicio
de la educación han sido ilegalmente desviados
de su objeto, beneficiándose varias personas, entre ellas Elba Esther
Gordillo”, dijo Murillo en una rueda de prensa.

La PGR habló del desvío de más de 2,000 millones de pesos (156 millones de dólares) y entre los movimientos irregulares, la Procuraduría encontró el uso
del dinero del sindicato para pagar una cuenta de tres millones de
dólares a la tienda de lujo Neiman Marcus.

“En este gobierno nadie estará por encima ni al margen de la ley”, apuntó el procurador.

Su primera noche en el penal

En su primera noche, señalaron fuentes del penal al periodista David Aponte de El Universal, la dirigente del SNTE no probó bocado, estaba muy nerviosa, se desvaneció y recibió la visita de su nieto, el diputado René Fujiwara y su médico personal, de quienes recibió una bolsa con artículos personales y un cepillo de dientes.

Y es que la noche del martes 26 de febrero quedará en los anales de la historia como la noche en la que la poderosa mujer, quedó fichada.

El reporte del diario mexicano señala que ingresó a las 10:58 al penal de Santa Martha para realizar el proceso normal previo a su fichaje. Es decir, los médicos la revisaron, le hicieron las preguntas de rutina sobre su estado de salud, su estatus económico y sus referencias de vivienda.

Su nerviosismo era evidente y tuvo dos desvanecimientos en el área clínica del penal e incluso no recordaba el teléfono de sus hijas. No comió nada y a las 2:40 de la madrugada, fue trasladada al centro de observación y clasificación del penal.

Historia de lujos y corrupción

Gordillo tomó las riendas del Sindicato Nacional de Trabajadores
de la Educación (SNTE) en 1989, sustituyendo a Carlos Jongitud, con la
venia del entonces presidente Carlos Salinas de Gortari. Entonces comenzó una historia de corrupción que tras más de 20 años, hoy parece llegar a su fin, al menos para este personaje.

Bajo la batuta de Gordillo, una ex figura del ahora gobernante Partido
Revolucionario Institucional (PRI), el sindicato controlaba a discreción
la distribución de plazas y cargos, e incluso la venta de puestos de
maestros, en un sistema donde ha imperado la corrupción.

“La Maestra” se hizo famosa no por sus logros en calidad educativa, sino por sus múltiples cirugías
estéticas, su afición a los vestidos y accesorios de diseñador y por
llevar una vida de opulencia, con aviones privados y propiedades en el
extranjero, luego de haber nacido en la pobreza en el estado de Chiapas.

Según cálculos extraoficiales, Gordillo, manejaba sin rendir
cuentas a nadie, cerca de 60 millones de dólares por año sólo en cuotas
sindicales, que el Estado descuenta de los salarios de los maestros y
pasa al SNTE, el mayor sindicato de Latinoamérica.

A pesar de las constantes acusaciones en su contra por enriquecimiento ilícito, Gordillo siempre las rechazó sosteniendo que su fortuna era producto de
haber administrado sabiamente una herencia que recibió de su abuelo.

“No soy un ángel (…) pero nunca he robado ni matado”, dijo Gordillo hace años en una entrevista.

Ruptura con el PRI

“Lo que estamos viendo el día de hoy es que en este país los
cambios van en serio y que tenemos la intención de que las instituciones
se modifiquen”, dijo el presidente de la Cámara de Diputados, Francisco
Arroyo, del PRI, en alusión al regreso del tricolor al poder. Pero, ¿qué significa esta detención tras años de afinidad de Gordillo con el PRI?

La líder sindical, quien fue expulsada a mediados del 2006 del
PRI, del que fue secretaria general entre el 2002 y el 2005, por
rencillas con otros mandos del partido. 

Según revelaciones de políticos y de prensa, fue ella quien inclinó
la balanza a favor del ahora ex presidente Felipe Calderón, cuando a
éste le faltaban muy pocos votos en las encuestas para vencer al
candidato izquierdista, Andrés Manuel López Obrador, en los comicios del
2006.

Entonces Gordillo y el SNTE crearon en el 2005 el partido Nueva Alianza
como su brazo político, que tras las elecciones generales del año pasado
quedó con diez representantes en la Cámara de Diputados y uno en el
Senado.

Ahora, el Partido Acción Nacional (PAN), que gobernó el país
del 2000 al 2012, dijo que sobre la detención de Gordillo que “espera
que la investigación (…) sea manejada con responsabilidad y seriedad
absoluta y no con fines políticos”.

Peña Nieto también se ha comprometido a impulsar reformas fiscal y
energética, necesarias para cumplir con su promesa de elevar al 6 por
ciento el crecimiento anual de la segunda mayor economía
latinoamericana.

¿Qué opinas de su detención? ¿Crees que lanza un mensaje de autoridad de Enrique Peña Nieto? ¿Crees que fue un botín político tras la ruptura con el PRI?

Para saber más:

PGR detiene a Elba Esther Gordillo por desvío de recursos

Ratifica Estado rectoría en educación con reforma: EPN

México impulsará crecimiento de Centroamérica: EPN 

EPN, ¿peor o mejor que Calderón?

Relacionadas

Comentarios