'; Alto Nivel
HistoriasNegocios

¿Qué hará Swatch en el negocio de los diamantes?

La relojera penetra de lleno al mercado de los relojes y joyería de alta gama, tras comprar HW por mil mdd. ¿Qué representa esta adquisición para la industria?

17-01-2013, 8:27:17 PM
¿Qué hará Swatch en el negocio de los diamantes?
Elie Smilovitz / Twitter: @smilovitz

Harry Winston
(HW) es el ícono de la “
joyería de
las estrellas”, una empresa que comenzó a exhibir sus reliquias más preciosas
durante las ceremonias de entrega de los
Óscar
en
Hollywood, y que aprovechó el
bullicio de la ciudad de
Nueva York
para abrir su primera boutique en 1932. Incluso, fue el mismo
HW el que acuño la legendaria frase de “los diamantes son los mejores
amigos de una mujer”, en voz de la actriz Marilyn Monroe.
Sin duda,
la imagen de marca y el glamour asociados a HW han elevado el precio de la
empresa, que fue comprada a principios de 2013 por
Grupo Swatch, la relojera suiza
número uno en ventas.

Swatch pagó mil millones de dólares (mdd) por la compra de
HW, cuyo fundador fue el último dueño del diamante
Hope
, una joya de 45.52 kilates considerada la segunda joya de mayor valor
en todo el mundo con un costo de 350 mdd. No obstante, el famoso diamante azul no formó parte del trato,
pues fue donado en 1958 por el Sr. Winston al Museo Smitsoniano de Historia Natural de Washington, en donde recibe más de siete millones de visitantes cada
año.

La transacción tampoco incluyó la adquisición las participaciones
de HW en minas de diamantes, de esta forma se desbarató la unión entre la
extracción de estas gemas y su venta al público en el caso del Harry Winston Diamond Corporation, que se
escinde de la cadena de tiendas HW.  

¿Qué significa esta compra para Swatch? La relojera penetra de lleno en el Hmercado de los
relojes y joyería de alta gama, en
donde encontrará poderosos competidores, sobre todo el grupo Richemont, líder
del sector. Richemont no sólo posee Cartier, Jaeger Le Coultre, Vacheron
Constantin, IWC y otras muchas de las marcas más prestigiosas de relojes, sino que también mantiene intereses
en la industria tabaquera y televisiva, entre otras.  Sin duda, para Swatch, Richemont será el
competidor a vencer.

El mercado

Por un lado, Richemont ha comprado el 100% de la línea de
joyería de Ralph Lauren, una marca
para un mercado más masivo y, por otro, Swatch, con ventas que superan los ocho
mil millones de francos suizos (CHF), unos 8.600 mdd al año, pretende ganar
cuota de mercado en la gama más alta mediante la marca HW, que ya goza de una
red de distribución mundial y también mediante el impulso de su marca de alta
gama más vendida, Omega.

Así, la competencia en el sector de la joyería de lujo
experimentará un cambio sensible. Nick
Hayek
, presidente ejecutivo de Swatch, calcula que la compra de HW generará
más de 250 mdd en beneficios netos para el grupo en un plazo de cuatro a cinco
años. ¿Podrá Swatch ganar cuota de mercado a sus competidores en mercados
tradicionales o centrará su estrategia en aprovechar el crecimiento de mercados
emergentes como la India y China?

Según el Consejo
Mundial del Diamante
(CMD) la venta de diamantes al cliente final es una
fase del proceso de producción, cuyo valor mundial supera los 72 mil mdd al
año. Los principales mercados de son Estados
Unidos
que representa 50% del total, Japón
con el 15% e Italia con el 5%,
aunque otros, como la India (3%) y China (2%) crecen de forma veloz.

El otro lado del
trato

Por su parte, la ex dueña de la cadena de joyerías HW, Harry
Winston Diamond Corporation, ahora  concentra
todas sus operaciones en fases anteriores a la venta de joyas al cliente final.
La compañía, con oficinas centrales en Toronto, Canadá, mantiene participaciones en Diavik y Ekati, dos de las minas
de diamantes más importantes en ese país. En 2012, Harry Winston Diamond  Corp. compró otra participación en las minas
diamanteras explotadas por la empresa británica BHP Billiton’s.  

Los más grandes

Las empresas mineras
son las responsables de la extracción de las piedras preciosas y de otros
materiales, este sector está dominado por un puñado de multinacionales encabezadas
por la británica BHP Billiton’s,
valuada en más de 200 mil mdd, la brasileña Vale, cuyos activos se calculan en 130 mil mdd, aproximadamente, y
la británico-australiana Rio Tinto,
con un valor cercano a los 120 mil mdd.

Sin embargo, las minas de diamantes no son tan numerosas,
expertos calculan que la mayoría de las piedras preciosas proceden de apenas 20
minas. Este subsector se encuentra dominado por dos mineras, Anglo-American y la empresa rusa Alrosa. Sin embargo, tras la venta de
la cadena de joyerías, Harry Winston Diamond Corp. pretende transformarse en un
jugador más importante y cambiará su nombre a Dominion Diamond Group.

La industria del diamante emplea a millones de personas en
todo el mundo, sólo en Bostwana, el 33%
del Producto Interior Bruto (PIB) de ese país africano está directa o indirectamente
vinculado a los diamantes, según el CMD.

¿Cuál de las dos
empresas: Swatch o Dominion Diamond Group crees que se beneficiará más de la
venta de HW?

Para saber más:

Minería, un refugio sólido como el metal

Los 10 países con las mayores reservas de oro del mundo 

Ciudades y sectores para invertir en 2013

Relacionadas

Comentarios