Estilo de VidaHistorias

3 destinos para degustar vinos

El verano es ideal para conocer a través del paladar la personalidad y secretos de la tierra de estas tres bellas regiones: Reims, Valencia y Ensenada.

26-07-2010, 5:00:00 PM
3 destinos para degustar vinos
Estilo Hoy

Por María José M. Arcelus


Reims, lujo en cada uva
A 120 kilómetros de París se encuentra la región productora de champaña. Con cerca de 80 bodegas entre las que se encuentran Tattinger, Veuve Cloquot y Möet et Chandon, el plan ideal para disfrutar todo lo que esta zona ofrece es rentar un coche por dos o tres días para ir recorriendo los enormes viñedos de cada una de las casas productoras.


El área de bodegas se concentra en dos poblaciones Reims y Epernay, con una distancia de 30 kilómetros entre ambas. Aquí se cultivan uvas Pinot Meunier, Pinot Noir, y Chardonnay, primordiales para la elaboración de una buena champaña.


Normalmente las visitas se hacen a pie o a bordo de un tren que circula por los rieles de la propia bodega, para observar las barricas y los viñedos. El proceso de elaboración ocupa el mayor tiempo de la visita para concluir con una degustación en una sala dedicada a ello.


Además de sus extensos viñedos, edificaciones góticas y exquisitos restaurantes, en Reims es posible vivir una intensa jornada cultural pues cuenta con importantes museos y es sede de diversas manifestaciones artísticas. En su agenda mensual siempre hay espacio para un festival o un carnaval. Y si eres amante de las carreras de autos, esta ciudad es sede de prestigiosos circuitos internacionales.


Valencia, majestuoso mediterráneo
Al hablar de vinos, las diversas regiones de España no pueden faltar en la lista. Valencia es una de ellas gracias a su situación geográfica privilegiada, justo a la orilla del Mediterráneo. En esta comunidad se puede disfrutar el glamour y encanto cosmopolita de su capital homónima, la vida nocturna de Benidorm, sus pintorescos pueblos costeros y la exquisita oferta gastronómica de Alicante.


En Alfaz del Pi, comunidad ubicada a media hora de Benidorm, se encuentra la bodega Enrique Mendoza, que cuenta con viñedos propios, control de agua, innovadoras técnicas y una tierra cuidada de forma natural por su propio ganado, la combinación ideal para que tradicionales vinos como el Petit Verdot o un exquisito Reserva Santa Rosa gocen de prestigio internacional.


En este lugar el vino es una experiencia. Por ello la bodega ofrece recorridos personalizados por sus instalaciones para ser testigo del proceso de elaboración y conservación de sus bebidas. Para concluir la visita, se realiza una cata comentada por Pepe Mendoza, uno de los mejores enólogos de España. Al final puedes crear tu propio vino “de autor.


Si realizas este viaje, no dejes de visitar Altea, ubicado a 10 minutos de Benidorm, un pueblo que se ha convertido en inspiración y refugio de artistas españoles y extranjeros. Calles estrechas y empedradas dan una imagen acogedora a este lugar.


Ensenada, sabor mexicano
La amabilidad desbordante de sus habitantes y una gastronomía envidiable son dos grandes cualidades de esta zona de México, a la que en los últimos años se ha sumado la producción de vino.


Aunque la historia vinícola de esta región data desde la llegada de los conquistadores a nuestro país, hace apenas algunas décadas que tomó especial importancia hasta convertirse en una de las actividades económicas más fuertes del estado. Así, entre el desierto y el mar, teniendo como protagonistas los viñedos, cada año se lleva a cabo una celebración conocida como la vendimia -que este año se realiza del 7 al 23 de agosto- , en la que participan las principales casas vinícolas de la región.


Existen dos eventos que no puedes dejar pasar en estas fechas. Uno es conocido como Fiesta en el Valle, que se lleva a cabo en la plaza principal del ejido el Provenir. En éste, las bodegas de la zona se unen para presentar sus vinos a la comunidad que les brindó apoyo durante la cosecha. El otro es el tradicional Verbena Santo Tomás, para la que se cierran varias calles cercanas a las antiguas bodegas del centro, además de que se ofrecen diferentes tipos de comida, todo acompañado por diversos eventos de música y arte.

Relacionadas

Comentarios