ActualidadHistorias

Continúan negociaciones sobre “abismo fiscal”

Los legisladores podían resolver algunos de los temas pendientes antes del plazo del 31 de diciembre, entre ellos el asunto de los impuestos.

11-12-2012, 7:56:10 AM
Continúan negociaciones sobre “abismo fiscal”
Reuters

Miembros prominentes de la Cámara de Representantes de Estados
Unidos
, tanto demócratas como republicanos, pusieron en duda la
posibilidad de destrabar todos sus desacuerdos para evitar que el país
caiga en el “abismo fiscal“, la combinación de alzas de impuestos y
recortes de gastos que entrará en vigor en 2013.

Republicanos y demócratas todavía no están cerca de “resolver
nada”, dijo la noche de ayer el representante republicano de
California Kevin McCarthy, a la cadena de noticias Fox News.

“No hay nada acordado. Ellos apenas están comenzando a negociar”,
declaró respecto de las discusiones entre el jefe de la Cámara Baja, el
republicano John Boehner, y el presidente Barack Obama.

En tanto, el representante Chris Van Hollen, el demócrata de
mayor rango en el Comité de Presupuesto de la Cámara, dijo a la cadena
MSNBC que pensaba que los legisladores podían resolver algunos de los
temas pendientes antes del plazo del 31 de diciembre, entre ellos el
asunto de los impuestos, y dejar otros puntos para cuando el nuevo
Congreso asuma funciones en enero.

Los dos principales elementos del denominado “abismo fiscal” son
los recortes de gastos automáticos que empezarán a regir desde el 1 de
enero y las exenciones tributarias que expiran en la misma fecha.

Los demócratas, incluyendo a Obama, desean que las tasas
impositivas reducidas sigan en pie para todos los estadounidenses a
excepción de los más ricos, mientras que los republicanos buscan que la
exención sea implemente sin distinciones.

Además, en la combinación de medidas se encuentra la suspensión
temporal de un impuesto a la renta que expirará, la cual, de no ser
extendida, podría reducir rápidamente los ingresos líquidos de un enorme
segmento de la fuerza laboral de Estados Unidos.

El receso, ahora en su segundo año, ha estado brindado a los
trabajadores un promedio de mil dólares anuales de dinero adicional.
Las divisiones significativas sobre el asunto del impuesto a la renta
continúan en parte debido a que financia el programa de retiro de
Seguridad Social.

El impuesto a la renta es pagado por empleadores y empleados a
una tasa de 6,2% de salarios por hasta un máximo de 110 mil 110
dólares. La suspensión temporal, aplicada en 2010, redujo la tasa en 2
puntos porcentuales sobre la porción pagada por el trabajador.

Van Hollen dijo que los republicanos estaban cambiando de
perspectivas respecto a las exenciones impositivas y sostuvo que había
una gran posibilidad de resolver pronto el tema.

Otros puntos podrían tener que esperar, indicó, al mencionar los recortes presupuestarios y el impuesto a la renta.

De no llegar a un acuerdo completo para el 1 de enero, dijo,
“creo que lo haremos pronto”, poco después del Año Nuevo, destacando que
el Gobierno contaba con cierta flexibilidad sobre la retención de
impuestos que podría limitar el impacto sobre los contribuyentes
mientras continúan las negociaciones en 2013.

Obama no tenía planes de viaje programados para el martes, lo que
según analistas podría dar paso a más discusiones en el Capitolio.

Para saber más:

Obama “acelera” lucha vs. abismo fiscal

Obama y Boehner, con última palabra en tema fiscal

Relacionadas

Comentarios