md_ipad md_ipad md_ipad
Actualizado a las 16:00 20/10/2014
Síguenos:

¿Líderes en crisis? Carecen de equilibrio

Definir prioridades para lograr un balance entre la vida privada y la profesional es un reto mayúsculo. El TEC creó un programa para guiar a los líderes.

lideres_crisis

Facilitar la introspección no es fácil aunque parezca y un buen líder requiere una guía.

10-09-2012
POR: Tatiana Gutiérrez

Los líderes de hoy parecieran ser unos malabaristas de la vida. Entre el profesional y el personal, encontrar el equilibrio es casi una palabra imposible de aterrizar, sin embargo, el balance es primordial para quienes están marcando una nueva ruta de liderazgo.

Para Marco Serrato, tomador de decisiones y director general de Educación Ejecutiva del Tecnológico de Monterrey, el ser un líder involucra algo más que encabezar a un cierto grupo de personas. El líder es sinónimo de guía y equilibrio.

¿Cómo lograrlo cuando en ese personaje recae la responsabilidad de liderar proyectos, estrategias y al capital humano? Además, debe ser una persona que sea un ejemplo a seguir no sólo por sus acciones y aptitudes empresariales, sino por su cualidad de mantener en balance en todas las partituras de su vida.

De acuerdo con este experto, un líder de hoy que está a la vanguardia del manejo de recursos humanos y que pudiera ser capaz de crear un ambiente de Inteligencia Colaborativa, debe tener muy claros los siguientes temas:

Ver dónde te encuentras: Aunque pareciera lógico, el realizar un ejercicio que sirva para ubicarte en qué parte de tu vida laboral y personal te encuentras, podría ayudar para definir prioridades en el día a día y de esta forma ayudar a organizar y controlar cada una de tus actividades.

Qué te ha traído a este punto: Es momento de poner sobre la mesa los aciertos y errores que te han llevado hasta el punto donde te encuentras, de esta forma el analizar a fondo cada uno de tus aciertos y descontentos podrían ayudarte para definir y guiar el siguiente paso.

A dónde quieres llegar: Aquí es donde el “cómo te gustaría verte” es el primer paso para desarrollar una idea exitosa o comenzar a modificar y enderezar caminos para llegar a un punto aún más alto. Es por ello que en este punto es necesario tener muy en claro las prioridades que dominarán tu ritmo de vida de aquí hasta que llegues al siguiente objetivo.

Si bien el ser un buen líder suele ser complicado para algunas personas, el encontrar el balance de tu vida personal y laboral es, para algunos, casi imposible.

“Cuando el día a día te consume, es importante hacer un alto para decir hacia dónde se quiere ir, tanto a nivel profesional como a nivel personal. Aquí las prioridades juegan un papel importante”, comenta Marco Serrato al asegurar que es uno de los puntos más complicados por realizar.

Pero…  ¿cómo definir prioridades?

Ante un ritmo de vida donde la balanza suele inclinarse hacia la parte laboral en lugar de la parte personal y donde las prioridades no suelen ser lo que realmente es una prioridad, estos sustantivos pueden ayudarte a poder encontrarlos.

En orden de importancia, la definición de las prioridades, idealmente debería ser de la siguiente forma: Yo, salud, familia y trabajo, y, para cada una de ellas establecer objetivos muy claros. De tal forma que la persona pueda cuestionarse si está contribuyendo a lograr sus metas o no.

“Quizá podría interpretarse como algo coloquial –y hasta de sentido común-, pero uno debe de cuestionarse si las cosas que hacemos día con día nos ayudan para llegar al objetivo anhelado. Si no es así, es necesario corregir; si es afirmativo, es hora de continuar y pulir. Y, finalmente, para lograr el balance, es necesario considerar la integralidad”, indica el directivo.

Cuando se habla de la palabra integral, es necesario que el tomador de decisiones se asegure que cada uno de los componentes de su vida, tanto en lo personal como en lo profesional se complementen unas con otras. Es necesario no hablar de cada uno de ellos como entes individuales, sino de lo que resultan en su conjunto.

Es así como un BUEN LÍDER puede definirse con la siguiente ecuación:

Ser un líder + definir prioridades + llegar a un balance + realizar de manera integral cada una de las actividades = LÍDER EFICAZ

Sabiendo las dificultades que tiene lograr un balance efectivo, el Tecnológico de Monterrey, a través del Campus de Educación Ejecutiva, y Oxford Leadership Academy, iniciaron un Programa de Alta Dirección denominado: Self Managing Leadership©, a través del cual, los participantes pueden iniciar una transformación personal, basada en la introspección, que les permitirá clarificar su enfoque y definir sus prioridades para la construcción del siguiente capítulo de su vida, en los ámbitos personal y laboral.

Con ésta capacitación se abre una ventana para que los líderes empresariales puedan tener una visión de negocio diferente, con enfoque estratégico y desarrollo del liderazgo.

Como líder, ¿realizar una introspección diaria para determinar los objetivos del día y logras equilibrar tu vida? ¿Cuál es la parte más difícil de conciliar?

Para saber más:

Herramientas de liderazgo para detonar la innovación

Habilidades de comunicación para líderes efectivos

Congruencia: el remedio a la crisis de valores en las empresas

¿Líderes con miedo al poder?

 

 

comentarios