HistoriasManagement

Cuida a tus mentes brillantes

El personal con alto desempeño y con las mejores ideas es un activo que no debe perderse. Es clave entender sus circunstancias.

01-07-2012, 11:43:43 PM
Cuida a tus mentes brillantes
José Antonio Ramírez

Ser el talento de la empresa, a veces, puede resultar contraproducente. Expertos en Consultoría Laboral así lo explican: cuando las corporaciones alcanzan el éxito, tienden a minimizar su atención hacia quienes les ayudaron a registrar sus días de gloria. Sin embargo, este fenómeno podría registrar un efecto bumerán para la compañía.

“Gran parte de este problema se debe a que en ocasiones las empresas olvidan atender las necesidades de sus mejores empleados; consecuentemente, estos optan por terminar con su contrato y buscar un mejor lugar para sus objetivos profesionales”, afirma Jorge Ponga, socio director de Capital Humano de Deloitte.

Frente a ello, es preciso que el director o presidente de la compañía evite la operación fuga, se siente con el empleado en cuestión y le pregunte en torno de sus aspiraciones. Todo, cualquier cosa, con el afán de retener su talento en beneficio de la empresa. 

Además de analizar su flexibilidad de horario o mejora en las prestaciones salariales, será necesario reforzar otros conceptos como desarrollo, capacitación y todo recurso de aprendizaje que la empresa pueda proporcionar como parte de su modelo de crecimiento, complementa el experto.

Todos estos conceptos deberán ir de la mano, pero lo prioritario es valorar al talento humano como el insumo más importante dentro de la organización. En pocas palabras, que se le otorgue un trato digno y se le escuche permanentemente.

El directivo enlista para Alto Nivel algunos pasos para tener éxito y, al mismo tiempo, retener al talento que contribuyó a ello:

1. Explorar al personal bajo la perspectiva de impulsar planes de carrera.

2. Incluir una visión a futuro que permita a las empresas conservar talento bajo la óptica del desarrollo de sus habilidades.

3. Plantear modelos donde se cuantifiquen horas de desarrollo, capacitación y otros rubros que estén ligados a lo que el colaborador espera y que estén vinculados al rol donde se está desempeñando en la empresa.

4. Cuestionar inquietudes como: ¿Qué necesitas para ser más productivo?, ¿cuáles son los retos que tienes en una ciudad urbana como la de México, en la que cada vez es más complicado trasladarse de un punto a otro?

Estos son algunos rubros que ahora se toman en cuenta para que los colaboradores, más allá de sus funciones, tengan una vida saludable y se sientan atraídos por el interés de la organización para el desempeño de sus actividades.

¿Has detectado y analizado que tu talento está a gusto dentro de la empresa? ¿Has escuchado sus inquietudes? ¿Conoces sus metas profesionales de mediano y largo plazo? Esta podría ser la ocasión para tomar nota y evitar la fuga del talento. 

Para saber más:

.Empleados felices, claves para conseguirlo

.9 maneras seguras para destruir la moral del empleado

.Cuatro prácticas de RRHH odiadas por los empleados

 

Relacionadas

Comentarios