HistoriasNegocios

El cártel de Wall Street

William Cohan, ex banquero de inversión, revela detalles sobre el control del mercado financiero por los grandes bancos norteamericanos.

30-01-2012, 4:01:29 PM
El cártel de Wall Street
Altonivel

En 1947 el Gobierno de EE.UU. demandó a 17 bancos de inversión de Wall Street, los acusó de complicidad y confabulación para violar las leyes antimonopolio. El Departamento de Justicia alegó que las empresas habían creado una conspiración integrada y global a partir de 1915, y que desarrollaron un sistema para eliminar la competencia y monopolizar el negocio de la banca de inversión, informa Bloomberg.

Para William Cohan, ex banquero de inversión y autor del libro “Money and Power: How Goldman Sachs Came to Rule the World”, los más importantes bancos de inversión, incluyendo Morgan Stanley y Goldman Sachs, crearon un verdadero cártel mediante el cual fijan precios a la hora de asesorar fusiones y adquisiciones. De esta forma, las grandes compañías controlan el mercado, dejando fuera a los competidores más pequeños.

¿Qué pasó con la demanda? 

Harold Medina, presidente del tribunal federal encargado del caso decidió cerrar la causa en 1953, alegando que la acusación del gobierno contra Wall Street se basaba únicamente en pruebas circunstanciales, a pesar de que el gobierno de ese entonces fue claro  al señalar que la banca controlaba el mercado y fijaba precios.

Para Cohan, tras la destrucción de Bears Stearns, Lehman Brothers Holdings Inc., Merryll Lynch y un sinnúmero de pequeños competidores durante la crisis de 2007,  la concentración de la banca aumentó. El cártel, con menos miembros, sigue dominando el mercado y se fortaleció tras el rescate de Wall Street en 2008. Goldman Sachs Group Inc., Morgan Stanley, JPMorgan Chase & Co., Citigroup Inc., Bank of America Corp. Y Deutsche Bank AG, son algunas de las 17 compañías que controlan el negocio y son pocas las empresas que pueden hacer algo al margen de ellas.

En la actualidad, no hay indicios sobre  una posible demanda antimonopolio contra Wall Street, a pesar de que su comportamiento sigue igual: han aumentado el control sobre el mercado y siguen insinuando complicidad en la fijación precios por servicios La gran defensa de las entidades bancarias es que todas las tarifas son negociables, pero cada emisor corporativo conoce las reglas: una OPV (oferta pública de venta) tiene una comisión del 7%, los préstamos sindicados una tasa de 1%, así con todos los servicios y sin posibilidad de variación en las comisiones. 

Caso Google

En agosto de 2004 la salida a la bolsa de Google Inc., dio esperanzas de un posible cambio. La OPV se realizó de manera poco tradicional: los inversores adquirían los títulos directamente a la empresa. El bypass realizado a los bancos hizo que ganaran comisiones reducidas y dio esperanzas a un mercado que se veía obligado a seguir las reglas de los grandes bancos.

El éxito de esta venta generó preocupación en la vieja guardia de Wall Street, que vieron como una amenaza la nueva fórmula implantada por Google y WR Hambrecht & Co., arquitectos de las hoy llamadas OPV subastas. Sin embargo, el sistema no se ha logrado imponer y no ha interferido en la fijación de precios.

A pesar de todo, la banca ha reducido sus ganancias y constantemente se crean nuevas regulaciones al mercado financiero. Como ejemplo, el Departamento de Justicia de EE.UU. decidió bloquear la fusión de AT&T y T-Mobile USA en 2011, al considerar que sería dañina para la competencia en el mercado de la telefonía móvil, violando la ley antimonopolio. Todo esto generó pérdidas de cientos de millones de dólares, en una verdadera demostración de fuerza del gobierno de Barack Obama  y que según William Cohan, debe ser el paso inicial para restablecer la integridad de los mercados de capitales.

Bloomberg. 

Para saber más:

Facebook a la Bolsa en 2012

Banca latinoamericana crece 14,5%

ABM: bancarización debe seguir en 2012


Relacionadas

Comentarios