HistoriasManagement

Aprende a delegar de manera efectiva

Los múltiples cambios y evoluciones experimentados por las empresas del siglo XXI, han generado también nuevos problemas en la forma de administrar una organización.

05-11-2011, 5:17:11 PM
Aprende a delegar de manera efectiva
Altonivel

Según el experto en .management y recursos humanos, Rich Gee, ello se demuestra principalmente en tres errores frecuentes que se repiten entre jefe y jefe, y que pueden llegar a afectar seriamente el progreso de una empresa, si es que no se solucionan con prontitud.

En primer lugar está el error de no pedir .feedback o retroalimentación a tus empleados; “muchas veces cuando ya nos encontramos cómodos con un cargo tendemos a aislarnos del resto de las partes del equipo y esto provoca una mala gestión y un pobre liderazgo”, asegura el consultor.

El segundo error está en poner más atención a las decisiones rápidas que a la planificación a largo plazo. “Cuando el tiempo es corto y la lista de tareas es larga, se tiende a tomar decisiones urgentes en lugar de planificar con anticipación.”, indica.

Sin embargo, la tercera y más grande equivocación es tratar de hacerlo todo por ti mismo, es decir, no delegar. Para Rich Gee, se trata de un fenómeno cada vez más frecuente entre los trabajadores actuales es la micro gestión, es decir, creer que es necesario hacer todo y evitar delegar para que un proyecto tenga éxito.

Al respecto, señala que es indispensable aprender a decir no cuando las actividades empiezan a ser demasiadas para una sola persona y aprender a .organizar a tu equipo para que también trabaje. “Si no haces esto, tus días estarán llenos de una avalancha de decisiones y tareas que otra persona puede resolver mejor que tú”, advierte.
Tres pasos básicos para delegar
       
El primer elemento para lograr una delegación efectiva será comprender si delegar te añade valor o no. Cuantificando esto podrás validar realmente que la inversión sí vale la pena.
       
Comienza reflexionando de manera sincera si efectivamente eliges delegar. Para ello, completa las siguiente oraciones: “Si tuviera más tiempo libre lo dedicaría a…”, “Me toma mucho tiempo realizar…”, “No me gusta tener que hacer…”.
       
Una vez que hayas descubierto por ti mismo los beneficios, puedes adentrarte en aquellos tres pasos necesarios para realizar este proceso de manera efectiva. Estos son:

Clasificar

Establecer qué actividades concretas delegarás. Esto incluye no sólo el listado de actividades sino también en qué consiste cada una de ellas. Es decir, dónde empieza cada tarea y dónde termina.       

Delegar

Asignar la tarea a la persona indicada explicando los puntos importantes, destacando lo que debe tener en cuenta y comunicando expectativas.

Controlar

Definir qué mecanismos de .control empleas para verificar que el trabajo fue realizado. Esto incluye no sólo cómo realizarás el seguimiento de las actividades delegadas sino también la manera en que mediremos su cumplimiento.
       
¿Qué problemas has sufrido a la hora de delegar tareas?

Relacionadas

Comentarios